De­nun­cian en Neu­quén un cir­cui­to pa­ra pro­te­ger a Pa­rri­lli en la Jus­ti­cia

Perfil (Domingo) - - POLITICA - M.C.

El fis­cal fe­de­ral de Ge­ne­ral Ro­ca, Ale­jan­dro Mol­des, de­nun­ció en diá­lo­go con PER­FIL que des­de ha­ce dos años tra­ba­ja “per­se­gui­do” por la je­fa de los fis­ca­les, Ale­jan­dra Gils Car­bó, co­mo con­se­cuen­cia de ha­ber abier­to una in­ves­ti­ga­ción con­tra el en­ton­ces je­fe de los es­pías, Os­car Pa­rri­lli, por nar­co­trá­fi­co y la­va­do de di­ne­ro.

Mol­des con­tó que su su­pe­rior, el fis­cal de Cá­ma­ra Mario Sa­bas He­rre­ra, le so­li­ci­tó por es­cri­to in­for­ma­ción de esa cau­sa cuan­do se en­te­ró de que Pa­rri­lli era uno de los in­ves­ti­ga­dos. “Me di­jo que có­mo iba a in­ves­ti­gar a Pa­rri­lli, que có­mo po­día ser, que era fun­cio­na­rio”, pre­ci­só Mol­des en diá­lo­go con es­te dia­rio. Tras la ne­ga­ti­va del fis­cal, Gils Car­bó fir­mó su tras­la­do a Neu­quén, me­di­da que no se con­cre­tó por­que fue ape­la­da an­te el Fue­ro Fe­de­ral Con­ten­cio­so Ad­mi­nis­tra­ti­vo, que le otor­gó una cau­te­lar pa­ra se­guir en el car­go.

Des­pués de es­te con­lifc­to, tan­to Mol­des co­mo Sa­bas He­rre­ra ex­pu­sie­ron an­te la Co­mi­sión Bi­ca­me­ral de Con­trol del Mi­nis­te­rio Pú­bli­co, que pre­si­de en el Con­gre­so la dipu­tada Gra­cie­la Ca­ma­ño. Mol­des man­tu­vo sus di­chos, pe­ro Sa­bas He­rre­ra lo con­tra­di­jo com­ple­ta­men­te y lo acu­só de mal­tra­tar a sus em­plea­dos, se- gún pu­do re­cons­truir PER­FIL.

De he­cho, Sa­bas He­rre­ra de­nun­ció pe­nal­men­te des­pués de es­ta si­tua­ción tan­to a Mol­des co­mo a su se­cre­ta­rio, por el ma­ne­jo de las con­tra­se­ñas pa­ra en­trar al sis­te­ma y por la ad­mi­nis­tra­ción del per­so­nal, lo que Mol­des en­ten­dió co­mo una ma­nio­bra pa­ra acre­cen­tar la per­se­cu­ción en su con­tra.

La cau­sa por nar­co­trá­fi­co con­tra Pa­rri­lli fue ce­rra­da por el juez. A cri­te­rio de Mol­des, aho­ra po­dría re­abrir­se si se de­tec­ta­ran ele­men­tos nue­vos. Pa­ra el fis­cal fe­de­ral, po­dría ha­ber co­ne­xión con otra cau­sa, ini­cia­da por un dipu­tado na­cio­nal del PRO, por pre­sun­to la­va­do de di­ne­ro, que tra­mi­ta en Neu­quén, la pro­vin­cia de don­de es oriun­do el ex fun­cio­na­rio kirch­ne­ris­ta.

Esa cau­sa in­ves­ti­ga a una em­pre­sa, OPS Ser­vi­cios, que pa­ra Lea­nd­ro Ló­pez Koe­nig, dipu­tado del PRO, es­tá li­ga­da di­rec­ta­men­te a Pa­rri­lli. Pe­ro Mol­des afir­ma que pa­ra se­guir la in­ves­ti­ga­ción, Gils Car­bó co­lo­có a una fis­cal de su ex­tre­ma con­fian­za, Cris­ti­na Beu­te, que po­dría en­tor­pe­cer­la. Sin em­bar­go, Beu­te no tie­ne nin­gu­na im­pug­na­ción ni que­ja por par­te de los de­nun­cian­tes. Ló­pez Koe­nig di­ce que OPS eje­cu­tó du­ran­te los 12 años K con­tra­tos de ser­vi­cios pe­tro­le­ros mi­llo­na­rios, mu­chos de ellos tru­chos.

El fun­cio­na­rio di­ce que es per­se­gui­do por in­ves­ti­gar al ex se­cre­ta­rio pre­si­den­cial

CEDOC PER­FIL

CAU­SA. Pa­rri­lli es in­ves­ti­ga­do por su­pues­tas pre­sio­nes a jue­ces.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.