Do­nald Trump no de­cla­ra aún la emer­gen­cia na­cio­nal por el mu­ro

El pre­si­den­te ha­bía ama­ga­do con esa es­tra­te­gia para elu­dir al Con­gre­so y des­ti­nar fon­dos a la fron­te­ra, pe­ro ayer lo des­car­tó.

Perfil (Sabado) - - INTERNACIONALES -

“La so­lu­ción fá­cil para mí es de­cla­rar una emer­gen­cia na­cio­nal... pe­ro no lo voy a hacer tan rá­pi­do por­que le co­rres­pon­de ha­cer­lo al Con­gre­so”, di­jo el pre­si­den­te de Es­ta­dos Uni­dos, Do­nald Trump. De es­ta ma­ne­ra, des­car­tó de­cla­rar una emer­gen­cia na­cio­nal in­me­dia­ta­men­te para sal­tar­se el Con­gre­so y des­ti­nar fon­dos para la cons­truc­ción de un mu­ro en la fron­te­ra con Mé­xi­co.

El man­da­ta­rio pre­ten­de des­ti­nar 5.700 mi­llo­nes de dó­la­res para eri­gir un mu­ro para lu­char con­tra la in­mi­gra­ción ile­gal, una de sus prin­ci­pa­les pro­me­sas de cam­pa­ña y que ha desata­do una cri­sis po­lí­ti­ca que ha de­ja­do sin suel­do a cer­ca de 800 mil fun­cio­na­rios fe­de­ra­les.

Trump exi­ge cum­plir su pro­me­sa, y la opo­si­ción de­mó­cra­ta en el Con­gre­so se nie­ga a li­be­rar esos fon­dos para fi­nan­ciar una obra que con­si­de­ra “in­mo­ral”, ca­ra e in­efi­caz para com­ba­tir la in­mi­gra­ción ile­gal.

El de aho­ra es un cie­rre par­cial de go­bierno, da­do que el Con­gre­so apro­bó el 70% del gas­to, pe­ro aún es­tán pen­dien­tes los pre­su­pues­tos para el De­par­ta­men­to de Es­ta­do, Agri­cul­tu­ra, Jus­ti­cia, Trans­por­te, Te­so­ro, In­te­rior y Se­gu­ri­dad Na­cio­nal.

Fun­cio­na­rios. Los re­gu­la­do­res ban­ca­rios de Es­ta­dos Uni­dos, in­clu­yen­do a la Re­ser­va Fe­de­ral (Fed), pi­die­ron a las ins­ti­tu­cio­nes fi­nan­cie­ras que sean cle­men­tes con sus clien­tes que no es­tán re­ci­bien­do su sa­la­rio por la pa­rá­li­sis del go­bierno.

Ha­ce tres se­ma­nas que unos 800 mil fun­cio­na­rios es­ta­dou­ni­den­ses han es­ta­do for­zo­sa­men­te sin em­pleo. Los fun­cio­na­rios fe­de­ra­les no re­ci­bie­ron por pri­me­ra vez sus sa­la­rios. La ma­yo­ría co­bra ca­da quin­ce­na, por lo que re­ci­bie­ron su pa­ga de di­ciem­bre.

“Si bien las con­se­cuen­cias del shut­down del go­bierno fe­de­ral so­bre es­tas per­so­nas de­be­rían ser pro­vi­so­rias, las que so­li­ci­ta­ron prés­ta­mos pue­den en­fren­tar di­fi­cul­ta­des tem­po­ra­les para pa­gar sus cuo­tas, ya sean hi­po­te­cas, prés­ta­mos es­tu­dian­ti­les y tar­je­tas de cré­di­to”, afir­mó la Fed en un co­mu­ni­ca­do.

El Ban­co Cen­tral y otros re­gu­la­do­res ban­ca­rios “alien­tan a las ins­ti­tu­cio­nes fi­nan­cie­ras a mo­di­fi­car pru­den­te­men­te los tér­mi­nos de los prés­ta­mos exis­ten­tes o a pro­por­cio­nar nue­vos prés­ta­mos”.

An­te­ce­den­tes. El cie­rre par­cial del go­bierno igua­ló ayer al más lar­go en la his­to­ria de Es­ta­dos Uni­dos, que se dio en­tre 1995 y 1996 ba­jo man­da­to de Bill Clin­ton y du­ró 21 días. El pri­mer shut­down en Es­ta­dos Uni­dos ocu­rrió en 1976, no fue has­ta co­mien­zos de la dé­ca­da de los 80 que real­men­te tu­vie­ron efec­tos prác­ti­cos.

Es­ta ley prohí­be que las agen­cias fe­de­ra­les si­gan fun­cio­nan­do en au­sen­cia de una apro­ba­ción pre­su­pues­ta­ria de­ci­di­da por el Con­gre­so, para evi­tar gas­tos en ex­ce­so de los fon­dos asig­na­dos.

AP

CRI­SIS. Ca­si 800 mil fun­cio­na­rios pú­bli­cos no co­bra­ron su suel­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.