Otras so­lu­cio­nes na­tu­ra­les pa­ra el do­lor

SE­GÚN LA ZO­NA DE LA ES­PAL­DA QUE TE DUE­LA, PUE­DE ALIVIARSE NA­TU­RAL­MEN­TE. MI­RÁ ES­TOS CON­SE­JOS:

Prevenir (Argentina) - - News -

• DO­LOR EN LA PAR­TE AL­TA

Pue­de pro­du­cir­se por ha­ber usa­do en ex­ce­so los múscu­los de esa área en una ma­la postura (pin­tan­do un te­cho, arre­glan­do una lám­pa­ra, etc).

Con­se­jo: Ha­cé que otra per­so­na pre­sio­ne du­ran­te un mi­nu­to su co­do so­bre ca­da uno de tus tra­pe­cios (múscu­los si­tua­dos en la par­te su­pe­rior de la es­pal­da, ba­jo el cue­llo y a los cos­ta­dos de la co­lum­na). Es­to dis­mi­nui­rá el su­mi­nis­tro de san­gre y oxí­geno. Al aflo­jar, el área se inun­da­rá nue­va­men­te de san­gre, ofre­cien­do una sen­sa­ción de re­lax mus­cu­lar.

• DO­LOR EN LA PAR­TE ME­DIA

Ocu­rre por ten­sio­nes, le­van­tar car­gas muy pe­sa­das, es­co­lio­sis, em­ba­ra­zo, in­fec­cio­nes. Con­se­jo: rea­li­zá un ba­ño de in­mer­sión o hi­dro­ma­sa­je de 20 mi­nu­tos.

Es­to pro­vo­ca re­la­ja­ción en los múscu­los ten­sos.

• DO­LOR EN LA PAR­TE BA­JA

Pue­de pro­du­cir­se por pro­ble­mas de una vér­te­bra, un disco, un múscu­lo. Apli­car hie­lo pue­de ali­viar. En to­dos los ca­sos, lo me­jor es con­sul­tar al mé­di­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.