El ajus­te por in­fla­ción con­ta­ble e im­po­si­ti­vo

En es­te tex­to, tan ri­gu­ro­so co­mo ex­haus­ti­vo, las au­to­ras re­pa­san el con­tex­to en el cual ya de­be­ría apli­car­se el ajus­te por in­fla­ción, y las “zo­nas gri­ses” pen­dien­tes de de­fin­ción que de­ben te­ner en cuen­ta las em­pre­sas y sus ase­so­res con­ta­bles.

Pymes - - COLUMNISTAS INVITADAS Y -

Du­ran­te el pa­sa­do mes de ma­yo fue­ron cum­pli­das las pau­tas, cua­li­ta­ti­vas y cuan­ti­ta­ti­vas, que en el ám­bi­to con­ta­ble son re­que­ri­das pa­ra que exis­ta un con­tex­to de in­fla­ción. El um­bral de 100% de in­fla­ción acu­mu­la­da du­ran­te los úl­ti­mos tres años fue tras­pues­to. Lo cual su­pera la pau­ta cua­li­ta­ti­va que con­lle­va a es­tar en­cua­dra­da, des­de la pers­pec­ti­va con­ta­ble, co­mo una eco­no­mía al­ta­men­te in­fla­cio­na­ria pa­ra las US GAAP, hi­per­in­fla­cio­na­ria pa­ra las Nor­mas In­ter­na­cio­na­les de In­for­ma­ción Fi­nan­cie­ra (NIIF) o un con­tex­to de in­fla­ción pa­ra las Nor­mas Con­ta­bles Ar­gen­ti­nas. ¿Qué im­pli­ca es­tar en un con­tex­to in­fla­cio­na­rio? La apli­ca­ción del ajus­te por in­fla­ción con­ta­ble pa­ra ex­pre­sar la in­for­ma­ción fi­nan­cie­ra (es­ta­dos con­ta­bles, re­por­tes a ca­sa ma­triz) en mo­ne­da ho­mo­gé­nea. En es­te sen­ti­do, de­pen­dien­do del mar­co con­ta­ble apli­ca­ble a la en­ti­dad, se­rá la nor­ma so­bre ajus­te por in­fla­ción que de­be­rá con­si­de­rar:

Nor­mas con­ta­bles ar­gen­ti­nas (ex­cep­to por la Re­so­lu­ción Téc­ni­ca 26 mo­di­fi­ca­da por la 29): la Re­so­lu­ción Téc­ni­ca 6 (mo­di­fi­ca­da por la 39).

NIIF: Nor­ma In­ter­na­cio­nal de Con­ta­bi­li­dad (NIC) 29.

En am­bos ca­sos, la reanu­da­ción del ajus­te por in­fla­ción es re­tros­pec­ti­va des­de el úl­ti­mo ajus­te apli­ca­do o fe­cha de al­ta pos­te­rior, de co­rres­pon­der.

En el ca­so de las US GAAP, la ASC 830 –Fo­reign Cu­rrency Mat­ters– es­ta­ble­ce que, an­te una eco­no­mía al­ta­men­te in­fla­cio­na­ria, se de­be cam­biar la mo­ne­da fun­cio­nal, aban­do­nan­do la del país y adop­tan­do la mo­ne­da del re­por­te, más es­ta­ble.

El 29 de sep­tiem­bre la Fe­de­ra­ción Ar­gen­ti­na de Con­se­jos Pro­fe­sio­na­les de Cien­cias Eco­nó­mi­cas (FACPCE) emi­tió la Re­so­lu­ción de Jun­ta de Go­bierno 539/18 que dis­pu­so que el ajus­te por In­fla­ción de­be­rá apli­car­se a los es­ta­dos con­ta­bles (anua­les o in­ter­me­dios) cu­yos cie­rres ope­ren a par­tir del 1/7/2018. En es­te sen­ti­do, los cie­rres has­ta el 30/6/2018 no de­ben ser ajus­ta­dos por in­fla­ción, pe­ro de­be­rán des­cri­bir en no­tas la si­tua­ción co­mo un he­cho pos­te­rior re­le­van­te, e in­cluir los im­pac­tos cua­li­ta­ti­vos so­bre los es­ta­dos con­ta­bles que po­dría ge­ne­rar la fu­tu­ra apli­ca­ción de la RT6.

La men­cio­na­da Re­so­lu­ción in­tro­du­jo al­gu­nas sim­pli­fi­ca­cio­nes a la ho­ra de apli­car por primera vez el ajus­te: a) Los en­tes con cie­rres ocu­rri­dos en­tre el 1/7/18 y 30/12/18 (in­clu­si­ve) pue­den op­tar por no rea­li­zar el ajus­te por in­fla­ción en el ejer­ci­cio o pe­río­do ce­rra­do en­tre di­chas fe­chas. De­be­rán in­for­mar en no­ta a los es­ta­dos con­ta­bles del ejer­ci­cio de es­ta op­ción, de­be­rá prac­ti­car el ajus­te por in­fla­ción en el si­guien­te cie­rre con efec­to re­tro­ac­ti­vo al ini­cio del ejer­ci­cio com­pa­ra­ti­vo. b) Los en­tes que apli­quen el ajus­te por in­fla­ción pue­den pre­sen­tar in­for­ma­ción com­pa­ra­ti­va só­lo a ni­vel del es­ta­do de si­tua­ción pa­tri­mo­nial, pe­ro no pa­ra los es­ta­dos de re­sul­ta­dos, evo­lu­ción del pa­tri­mo­nio ne­to y flu­jo de efec­ti­vo. c) Se po­drán pre­sen­tar los re­sul­ta­dos fi­nan­cie­ros y por te­nen­cia, in­clui­do el efec­to del ajus­te por in­fla­ción, en una so­la lí­nea. Fi­nal­men­te, la Re­so­lu­ción in­di­ca que el ín­di­ce que se uti­li­za­rá pa­ra efec­tuar el ajus­te por in­fla­ción es el re­sul­tan­te de com­bi­nar el IPC (mes ba­se di­ciem­bre 2016) con el IPIM. La FAPCE ela­bo­ra­rá y pu­bli­ca­rá la se­rie com­ple­ta en fun­ción de la in­for­ma­ción pu­bli­ca­da por Indec.

CON­TRA­LOR

¿Los or­ga­nis­mos de con­tra­lor acep­ta­rán es­ta­dos con­ta­bles ajus­ta­dos?

Es­tá vi­gen­te el De­cre­to 664/03 a tra­vés del cual el Po­der Eje­cu­ti­vo dis­pu­so que or­ga­nis­mos co­mo la Ins­pec­ción Ge­ne­ral de Jus­ti­cia, Co­mi­sión Na­cio­nal de Va­lo­res, Su­pe­rin­ten­den­cia de Se­gu­ros, Ban­co Cen­tral, etc., no pue­den acep­tar es­ta­dos con­ta­bles ajus­ta­dos por in­fla­ción pa­ra ejer­ci­cios con cie­rre pos­te­rior al 25 de mar­zo de 2003.

Hay in­ter­pre­ta­cio­nes que in­di­can que es­te de­cre­to no prohi­bió el ajus­te por in­fla­ción, pe­ro lo con­cre­to es que los or­ga­nis­mos de con­tra­lor han in­tro­du­ci­do ar­tícu­los en sus mar­cos nor­ma­ti­vos que no acep­tan es­ta­dos con­ta­bles ajus­ta­dos. Por lo tan­to, mien­tras di­cho de­cre­to si­ga vi­gen­te, los or­ga­nis­mos de con­tra­lor no acep­ta­rán es­ta­dos con­ta­bles que in­clu­yan in­for­ma­ción ajus­ta­da por in­fla­ción. És­te es otro desafío en el que la pro­fe­sión es­tá tra­ba­jan­do, en pos que di­cho de­cre­to sea de­ro­ga­do. La reali­dad es que se han da­do las con­di­cio­nes pa­ra que vuel­va el ajus­te por in­fla­ción con­ta­ble.

EL AJUS­TE IM­PO­SI­TI­VO

El ajus­te por in­fla­ción im­po­si­ti­vo se en­cuen­tra pre­vis­to en nues­tra Ley de Im­pues­to a las Ga­nan­cias des­de 1978,

a tra­vés de la mo­di­fi­ca­ción in­tro­du­ci­da por la Ley 21.894. No obs­tan­te, su apli­ca­ción fue dis­con­ti­nua­da a par­tir de 1992, cuan­do la Ley 24.073 dis­pu­so el con­ge­la­mien­to de los índices co­rrec­ti­vos. Po­co tiem­po an­tes ha­bía si­do dic­ta­da la Ley de Con­ver­ti­bi­li­dad que man­tu­vo por ca­si 11 años la pa­ri­dad en­tre el dó­lar y el pe­so, sin va­ria­cio­nes sig­ni­fi­ca­ti­vas en los pre­cios.

Tras la cri­sis de 2001, no tu­vie­ron éxi­to en la Jus­ti­cia los plan­teos so­bre la in­cons­ti­tu­cio­na­li­dad de la Ley 24.073 y el ajus­te por in­fla­ción im­po­si­ti­vo con­ti­nuó sin apli­ca­ción prác­ti­ca. No obs­tan­te, la Cor­te Su­pre­ma de Jus­ti­cia de la Na­ción en “Candy SA” re­co­no­ció que di­cho me­ca­nis­mo po­día apli­car­se cuan­do se con­fi­gu­ra­ba un su­pues­to de con­fis­ca­to­rie­dad, lo cual esa em­pre­sa pu­do de­mos­trar me­dian­te la prue­ba pe­ri­cial con­ta­ble. Ba­sa­dos en es­te an­te­ce­den­te de la Cor­te, otros con­tri­bu­yen­tes tam­bién tu­vie­ron éxi­to en plan­teos ju­di­cia­les si­mi­la­res. Pe­ro la Jus­ti­cia só­lo con­va­li­dó la apli­ca­ción de ese ajus­te al pe­río­do fis­cal re­cla­ma­do y re­cha­zó el tras­la­do de que­bran­tos (ori­gi­na­dos en el ajus­te por in­fla­ción im­po­si­ti­vo) a pe­río­dos fis­ca­les si­guien­tes. La re­cien­te re­for­ma in­tro­du­ci­da por la Ley 27.430, es­ta­ble­ció el “re­na­ci­mien­to” del ajus­te por in­fla­ción im­po­si­ti­vo pa­ra los ejer­ci­cios fis­ca­les iniciados a par­tir del 1/1/2018, si la in­fla­ción acu­mu­la­da en los 36 me­ses an­te­rio­res al año que se li­qui­da re­sul­ta su­pe­rior al 100%. Co­mo nor­ma de tran­si­ción, la ley dis­pu­so que tam­bién se apli­ca­rá el AXI im­po­si­ti­vo si la in­fla­ción acu­mu­la­da re­sul­ta su­pe­rior al 33,33% en el pri­mer ejer­ci­cio o ma­yor al 66,66% en el se­gun­do. Se­gún el IPIM, la in­fla­ción acu­mu­la­da a agos­to de

2018 fue de 51,4 % y se es­ta­ría dis­pa­ran­do la cláu­su­la ga­ti­llo que per­mi­ti­ría apli­car el me­ca­nis­mo pa­ra los cie­rres de ejer­ci­cio al 31/12/2018. Pe­ro hay que es­tar aten­tos a po­si­bles re­for­mas, co­mo el cam­bio del ín­di­ce (el pro­yec­to de re­for­ma de ley in­gre­sa­do en Dipu­tados pro­po­ne uti­li­zar el IPC) o un di­fe­ri­mien­to en su apli­ca­ción.

Es im­por­tan­te com­pren­der que el ajus­te por in­fla­ción im­po­si­ti­vo de­ter­mi­na­rá un me­nor im­pues­to a pa­gar en las em­pre­sas que ten­gan ac­ti­vos mo­ne­ta­rios y bie­nes de cam­bio ma­yo­res a su pa­si­vo mo­ne­ta­rio; y, por el con­tra­rio, re­sul­ta­rá un ma­yor im­pues­to si la si­tua­ción fue­ra a la in­ver­sa. La me­di­ción se rea­li­za con­si­de­ran­do la po­si­ción al ini­cio del ejer­ci­cio, pe­ro tam­bién con­tem­pla las fluc­tua­cio­nes den­tro del año.

Otro pun­to es que el ajus­te por in­fla­ción im­po­si­ti­vo no per­mi­te ac­tua­li­zar los va­lo­res de los bie­nes de uso pa­ra con­tar con una ma­yor amor­ti­za­ción y re­du­cir el im­pac­to del im­pues­to, pe­ro exis­ten otras po­si­bi­li­da­des.

La re­for­ma del Sis­te­ma Tri­bu­ta­rio per­mi­te ac­tua­li­zar el va­lor de las nue­vas in­ver­sio­nes en bie­nes de uso rea­li­za­das en ejer­ci­cios fis­ca­les que se ini­cien a par­tir del 01/01/2018. Y pa­ra los bie­nes ad­qui­ri­dos con an­te­rio­ri­dad al 31/12/2017 no to­tal­men­te amor­ti­za­dos fue crea­do un ré­gi­men op­cio­nal de Re­va­lúo Im­po­si­ti­vo, con el cos­to de un im­pues­to es­pe­cial por úni­ca vez, que per­mi­ti­rá el re­co­no­ci­mien­to de la ac­tua­li­za­ción a fu­tu­ro so­bre el va­lor de los bie­nes re­va­lua­dos.

Adria­na Piano es so­cia por el De­par­ta­men­to de Ase­so­ra­mien­to Fis­cal de SMS –San Mar­tín Suá­rez y Aso­cia­dos, Con­sul­to­ras Mi­sión PY­ME–.Sil­vi­na Contini es aso­cia­da de SMS por el De­par­ta­men­to de Au­di­to­ría.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.