El maíz en­si­la­do co­mo al­ter­na­ti­va

Me­jor ren­ta­bi­li­dad re­quie­re ma­yor pro­duc­ti­vi­dad. El pun­to es cla­ve en las pe­que­ñas cha­cras de áreas ba­jo rie­go.

Río Negro - Pulso - - Portada - ING. AGR. JOR­GE LUIS BUENO AER “SAN JA­VIER” - IN­TA

La in­ten­si­fi­ca­ción de la pro­duc­ción es una con­di­ción ne­ce­sa­ria pa­ra al­can­zar el in­cre­men­to pro­duc­ti­vo. La mis­ma con­sis­te en au­men­tar las can­ti­da­des con una re­duc­ción de cos­tos por uni­dad de pro­duc­to, ma­yor pro­duc­ción in­di­vi­dual y/o ma­yor car­ga ani­mal. Es­to se con­si­gue con me­jo­res pas­tu­ras, ma­yor con­su­mo de con­cen­tra­dos o con fo­rra­jes con­ser­va­dos de al­ta ca­li­dad.

Los con­cen­tra­dos a ba­se de gra­nos de ce­rea­les apa­re­cen co­mo una bue­na al­ter­na­ti­va, pe­ro pa­ra dis­mi­nuir los cos­tos de­ben ser in­clui­dos otros ali­men­tos, que ade­más de po­seer un ele­va­do con­te­ni­do ener­gé­ti­co pue­den ser pro­du­ci­dos en gran vo­lu­men, tal es el ca­so del si­la­je de maíz.

Mu­chas son las ven­ta­jas que ofre­ce el si­la­je de maíz den­tro de la ca­de­na ali­men­ta­ria del ro­deo, ya que pue­de par­ti­ci­par co­mo su­ple­men­to ener­gé­ti­co cuan­do el con­te­ni­do de grano del cul­ti­vo sea ele­va­do, o co­mo com­ple­men­to ba­lan­cea­dor.

To­me­mos co­mo ejem­plo un si­lo de maíz plan­ta en­te­ra, con una pro­duc­ción de 50.000 kg de ma­te­ria ver­de (MV) por ha (per­fec­ta­men­te lo­gra­ble co­mo lo de­mos­tró la pre­sen­te cam­pa­ña en va­rias cha­cras de San Ja­vier, IDEVI), con un con­te­ni­do de grano es­ti­ma­do de 8500 kg/ha, con 35 % de ma­te­ria se­ca (MS) y una con­cen­tra­ción ener­gé­ti­ca de 2,20 Mcal de ener­gía me­ta­bo­li­za­ble (Mcal EM) (IN­TA Bal­car­ce, ta­bla de ali­men­tos), por ki­lo­gra­mo de ma­te­ria se­ca ( 50.000 kg MV x 0,35 % MS/ MV = 17.500 kg MS/ha).

Se­gún es­tos va­lo­res el apor­te de es­te si­lo es de 38.500 Mcal EM/ha en­si­la­da. Si se di­vi­de es­te va­lor por la can­ti­dad de Mcal ne­ce­sa­rias pa­ra la pro­duc­ción de 1 kg de car­ne (20 Mcal / kg de car­ne), con­si­de­ran­do los re­que­ri­mien­tos de no­vi­llos de 250 a 350 kg de pe­so vi­vo, se­gún mé­to­do NRC, se po­drían ob­te­ner teó­ri­ca­men­te 1.925 kg de car­ne por ha.

Rea­li­zan­do aho­ra el mis­mo aná­li­sis pa­ra heno de al­fal­fa de al­ta ca­li­dad ( 400 far­dos de 20 kg/ha), su­po­nien­do una con­cen­tra­ción ener­gé­ti­ca de 2,19 Mcal EM/kg MS y una pro­duc­ción teó­ri­ca de car­ne en 791 kg/ha que re­pre­sen­ta só­lo el 41 % de la pro­duc­ción de un si­lo de maíz.

Es­te aná­li­sis com­pa­ra­ti­vo de la pro­duc­ción de ma­te­ria se­ca, per­mi­te de­du­cir que el si­la­je de maíz re­sul­ta más efi­cien­te co­mo mé­to­do de con­ser­va­ción fo­rra­jes, ya que es un ali­men­to de al­ta con­cen­tra­ción ener­gé­ti­ca, ele­va­do vo­lu­men de pro­duc­ción de MS/ha, ma­yor plas­ti­ci­dad pa­ra la elec­ción del mo­men­to óp­ti­mo de corte y, si se tra­ba­ja en for­ma co- rrec­ta, el por­cen­ta­je de pér­di­das es con­si­de­ra­ble­men­te me­nor con res­pec­to a otras for­mas de re­ser­vas. Ade­más de te­ner un pe­río­do de ocu­pa­ción del lo­te de só­lo 4-5 me­ses (20 oc­tu­bre-15 mar­zo) de­pen­dien­do el ci­clo de maíz ele­gi­do, lo que per­mi­te la li­be­ra- ción del lo­te rá­pi­da­men­te den­tro de cual­quier plan de ro­ta­ción. Ade­más es un ex­ce­len­te cul­ti­vo de ser­vi­cio pa­ra rea­li­zar con­trol de ma­le­zas com­pli­ca­das o lo­tes muy in­fes­ta­dos pro­ve­nien­tes de hor­ti­cul­tu­ra.

To­do lo men­cio­na­do tie­ne va­li­dez só­lo si se par­te de un ma­te­rial de ca­li­dad. Se de­be te­ner en cuen­ta que las ca­rac­te­rís­ti­cas que de­fi­nen a un maíz pa­ra co­se­cha de grano son las mis­mas que de­be re­unir un buen maíz pa­ra si­la­je. Se de­ben ele­gir cul­ti­va­res de al­to po­ten­cial de ren­di­mien­to y que al­can­cen la ma­du­ra­ción del grano an­tes que la plan­ta se se­que, de­bi­do que pa­ra ob­te­ner un si­la­je de al­ta con­cen­tra­ción ener­gé­ti­ca el con­te­ni­do de grano de­be ser ele­va­do y pa­ra lo­grar una co­rrec­ta com­pac­ta­ción la plan­ta de­be es­tar ver­de.

Tam­bién exis­ten hoy en el mer­ca­do ma­te­ria­les de­no­mi­na­dos “si­le­ros” que pre­sen­tan ma­yor pro­por­ción de ho­jas ver­des y ta­llos más grue­sos al mo­men­to del en­si­la­do. El maíz se de­be pi­car en el es­ta­dio de grano pas­to­so a pas­to­so du­ro (30% o 40 % de ma­te­ria se­ca pro­me­dio).

“La ca­li­dad del fo­rra­je de­pen­de de la se­mi­lla, del cul­ti­vo, y de la co­rrec­ta uti­li­za­ción y pues­ta a pun­to de la ma­qui­na­ria”.

Ing. Agr. Jor­ge Luis Bueno, Agen­cia de Ex­ten­sión Ru­ral San Ja­vier- IN­TA

Si­lo­bol­sa. El ali­men­to al­ma­ce­na­do pa­ra su pos­te­rior uti­li­za­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.