“El pro­ble­ma de hoy es el gra­dua­lis­mo de los dos años pre­vios”

Río Negro - Pulso - - Entrevista - DIE­GO PENIZZOTTO die­go­pe­niz­zot­[email protected]­ne­gro.com.ar

En su lar­ga tra­yec­to­ria pro­fe­sio­nal, pue­de con­tar­se su pa­so por el di­rec­to­rio de Bun­ge & Born o su ges­tión co­mo vi­ce­mi­nis­tro de Eco­no­mía en 1989. Or­lan­do Fe­rre­res es uno de los es­pe­cia­lis­tas más im­por­tan­tes del país en ma­te­ria eco­nó­mi­ca. En diá­lo­go con Pul­so, se re­fi­rió a las pers­pec­ti­vas de ca­ra a un 2019 que se pre­sen­ta desafian­te, y se­ña­ló acier­tos y erro­res de la con­duc­ción eco­nó­mi­ca.

PRE­GUN­TA- ¿Cuá­les son sus pre­vi­sio­nes de ca­ra a 2019?

RES­PUES­TA- Lo que cree­mos es que la in­fla­ción cae­rá con fuer­za. Es­te año fi­na­li­za­rá en 47% y en 2019 se ubi­ca­rá en torno al 26%. Al mis­mo tiem­po es­ti­ma­mos que ha­brá ma­yor ni­vel de ac­ti­vi­dad, pe­se a que el Mi­nis­te­rio de Ha­cien­da anun­ció que es­pe­ra una re­duc­ción. Hay que con­si­de­rar que el agro ofre­ce­rá un cre­ci­mien­to de al me­nos el 35% en la pro­duc­ción, en es­pe­cial la so­ja. So­lo eso, apor­ta dos pun­tos ex­tra al Pro­duc­to Bru­to In­terno (PBI). Es de­cir que los de­más sec­to­res de­be­rían an­dar de­ma­sia­do mal co­mo pa­ra que el PBI no crez­ca. Aun así los da­tos bue­nos lle­ga­rán re­cién en el se­gun­do tri­mes­tre del año que vie­ne, por­que el pri­mer tri­mes­tre de 2018, fue bueno. En el res­to de los sec­to­res, la in­dus­tria es una in­cóg­ni­ta por­que no se sa­be que ha­rá Bol­so­na­ro, y los ser­vi­cios cla­ra­men- te da­rán pa­ra aba­jo. Lo que es­ti­ma­mos es una me­jo­ra del 1,7% en el PBI.

P- Po­dría de­cir­se que son op­ti­mis­tas res­pec­to a 2019...

R- No, no es muy op­ti­mis­ta. Es el re­sul­ta­do ma­te­má­ti­co que ob­te­ne­mos de un mo­de­lo que re­pre­sen­ta to­da la Ar­gen­ti­na me­dian­te 3100 va­ria­bles, don­de so­lo vol­ca­mos los da­tos de acuer­do a lo que va su­ce­dien­do. Po­de­mos equi­vo­car­nos en las asun­cio­nes. Pe­ro usa­mos los da­tos que arro­ja el mo­de­lo.

P- Se aca­ban de cum­plir tres años de man­da­to ¿có­mo eva­lúa la ges­tión eco­nó­mi­ca?

R- La ges­tión ha si­do re­gu­lar por­que no en­fren­ta­ron los problemas de en­tra­da. El gas­to pú­bli­co en 2016, fue ré­cord, el más gran­de de la his­to­ria ar­gen­ti­na. La ba­ja que se ve­ri­fi­ca hoy, es en par­te gra­cias a la de­va­lua­ción. Se hi­zo un gra­dua­lis­mo que no lle­vó a na­da y se per­die­ron dos años y me­dio. Tam­po­co se lo­gró re­du­cir la po­bre­za, que era uno de los ob­je­ti­vos. Hu­bo lo­gros en otros as­pec­tos que no ne­ce­sa­ria­men­te se re­la­cio­nan a lo eco­nó­mi­co, co­mo por ejem­plo la lu­cha con­tra el nar­co­trá­fi­co o la nor­ma­li­za­ción de la jus­ti­cia, pe­ro son as­pec­tos di­fí­ci­les de cuan­ti­fi­car.

P- ¿Le cues­ta co­mu­ni­car las me­di­das al go­bierno?

R- A me­dia­dos de 2018, hu­bo un día en que Ma­cri ha­bló, y ese mis­mo día subió un 15% el ti­po de cam­bio. Dio la sen­sa­ción de que no sa­bía a don­de te­nía que ir o que le fal­tó con­tac­to con la rea- li­dad. Por esa ra­zón, aho­ra no ha­bla. Pe­ro tam­po­co se pue­de es­tar to­do el tiem­po sin ha­blar, por­que ya lle­gan las elec­cio­nes.

P- ¿Es co­rrec­ta la ac­tual po­lí­ti­ca mo­ne­ta­ria?

R- El pro­ble­ma es el gra­dua­lis­mo de los dos años pre­vios. Eso obli­gó al go­bierno a una po­lí­ti­ca de shock en la pre­via de las elec­cio­nes de 2019. Es pe­li­gro­so por el mo­men­to en que se apli­có, pe­ro no ha­bía al­ter­na­ti­va. Se acu­dió al FMI por­que no ha­bía in­ver­sor pri­va­do que nos ofre­cie­ra fi­nan­cia­mien­to. La cla­ve es en­con­trar la for­ma de vol­ver a ex­por­tar, sin que ello im­pli­que nue­vos im­pues­tos al co­mer­cio ex­te­rior. Es una si­tua­ción bien com­pli­ca­da.

P- ¿Se pue­de vol­ver al ni­vel ex­por­ta­dor de la dé­ca­da pa­sa­da?

R- Pro­ba­ble­men­te no se lo­gre un ni­vel de ex­por­ta­ción cer­cano a los u$s 90.000 mi­llo­nes co­mo en el go­bierno an­te­rior. Pe­ro hay que as­pi­rar al me­nos a u$s 70.000 mi­llo­nes, y es­te año ce­rra­rá en u$s 59.000 mi­llo­nes.

P- ¿Los in­ver­so­res se des­ha­cen de los pa­pe­les ar­gen­ti­nos?

R- Eso se re­la­cio­na ne­ta­men­te con la po­lí­ti­ca. Los bo­nos que más caen, son los que ven­cen an­tes. Eso se de­be a la chan­ce de que pue­da ga­nar Cris­ti­na en 2019. Si eso su­ce­de, pro­ba­ble­men­te esa deu­da es­té en ries­go. Eso ge­ne­ra dos problemas. El pri­me­ro es que los in­ver­so­res co­mien­cen a des­pren­der­se de la deu­da. El se­gun­do es que em­peo­ren las pers­pec­ti­vas pa­ra el año que vie­ne.

P- ¿Al­can­za la de­va­lua­ción de 2018 o el dó­lar se­gui­rá su­bien­do?

R- Si uno se de­ja lle­var por las cir­cuns­tan­cias, pue­de te­ner problemas. Ar­gen­ti­na real­men­te no tie­ne re­ser­vas. Las re­ser­vas pro­vie­nen de la deu­da. Por eso creo que es ne­ce­sa­rio un ti­po de cam­bio más al­to que ayu­de a las ex­por­ta­cio­nes. El ti­po de cam­bio de­bie­ra se­guir la pa­ri­dad teó­ri­ca de equi­li­brio. Pa­ra el mes de di­ciem­bre de es­te año, ese nú­me­ro da $ 44. Pa­ra al­can­zar un dó­lar de ese ca­li­bre, es ne­ce­sa­rio ba­jar las ta­sas de in­te­rés.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.