LA RU­TA DEL CHINCHÍN

Río Negro - Voy - - Portada - MAR­TIN BRUNELLA mbru­ne­[email protected]­ne­gro.com.ar

Nue­vas y tra­di­cio­na­les bo­de­gas, ho­te­les bou­ti­que y de­li­cias gas­tro­nó­mi­cas son las pro­pues­tas cen­tra­les de es­te rincón men­do­cino ben­de­ci­do por la be­lle­za de sus pai­sa­jes y las con­di­cio­nes pa­ra pro­du­cir vino. Ga­le­rías de arte y ex­cur­sio­nes com­ple­tan el com­bo.

Es pri­ma­ve­ra y Men­do­za ex­plo­ta de co­lo­res y aro­mas que em­bria­gan cuan­do uno lle­ga. Una ciudad que con­ser­va es­pí­ri­tu de pue­blo con sies­tas lar­gas y que al mis­mo tiem­po mues­tra la di­ná­mi­ca de una ca­pi­tal en con­ti­nuo mo­vi­mien­to es un buen pun­to de par­ti­da pa­ra su­mer­gir­se en el tu­ris­mo eno­ló­gi­co.

En el ca­mino

To­man­do la mí­ti­ca Ru­ta Na­cio­nal 40 ha­cia el sur se lle­ga al Va­lle de Uco, en­cla­va­do al nor­te del río Tu­nu­yán. Re­cos­ta­do so­bre la pre cor­di­lle­ra de los An­des y a so­lo 100 ki­ló­me­tros de Men­do­za ca­pi­tal, es una de la zo­nas mas jó­ve­nes en su­mar pro­pues­tas al tu­ris­mo pro­duc­ti­vo.

Ya a lo lar­go de la Ru­ta Pro­vin­cial 89 (que re­co­rre el va­lle de es­te a oes­te y es co­no­ci­da co­mo el ca­mino del vino) en­con­tra­mos bo­de­gas de im­po­nen­te ar­qui­tec­tu­ra pla­ga­das de arte y bue­na gas­tro­no­mía, co­mo tam­bién pe­que­ños pro­duc­to­res que brin­dan sus ser­vi­cios al vi­si­tan­te.

La gas­tro­no­mía y los re­la­tos apa­sio­na­dos so­bre el vino ha­cen un ma­ri­da­je per­fec­to pa­ra te­ner una ex­pe­rien­cia gra­ti­fi­can­te lle­na de sa­bo­res, his­to­ria y crea­ción en es­te va­lle que des­ti­na unas 15.000 hec­tá­reas a los vi­ñe­dos y en el que hay unos 800 pro­duc­to­res, con fincas de 200 hec­tá­reas y em­pren­di­mien­tos fa­mi­lia­res de dos hec­tá­reas.

Des­de prin­ci­pios del año 2000 la ac­ti­vi­dad tu­rís­ti­ca re­la­cio­na­da al vino ha to­ma­do un gran au­ge, po­si­cio­nan­do a Men­do­za co­mo uno de los des­ti­nos enotu­rís­ti­cos des­ta­ca­dos a ni­vel mun­dial. Du­ran­te el úl­ti­mo fin de se­ma­na lar­go la vi­si­ta­ron más de 60.000 tu­ris­tas y mu­chos de ellos eli­gie­ron el Va­lle de Uco.

En­tre co­pas

La na­tu­ra­le­za y la geo­gra­fía jue­gan a fa­vor en es­ta tie­rra de sue­los pe­dre­go­sos, irri­ga­dos por el agua de des­hie­lo de los ríos Tu­nu­yán y Tu­pun­ga­to: la tem­pe­ra­tu­ra pro­me­dio es de 14º y la am­pli­tud tér­mi­ca de 15º, con escasas llu­vias, más de 250 días so­lea­dos al año y una al­tu­ra de 1.000 me­tros pro­me­dio (des­de los 1.500 en Tu­pun­ga­to has­ta los 860 en Tu­nu­yán), es de­cir las con­di­cio­nes idea­les pa­ra el cul­ti­vo de la vid.

Char­lan­do con enó­lo­gos, som­me­liers y pro­duc­to­res te vas a en­te­rar de to­do eso y tam­bién que las va­rie­da­des más fa­vo­re­ci­das son las tin­tas, que re­pre­sen­tan el 75 % de la su­per­fi­cie. Las que so­bre­sa­len: Mal­bec (8.250 hec­tá­reas en es­te Va­lle) Ca­ber­net Sau­vig­non, Mer­lot, Tem­pra­ni­llo y Pi­not Noir y la Char­don­nay en­tre las blan­cas.

Cla­ro que el re­co­rri­do eno­ló­gi­co no es lo úni­co que se pue­de ha­cer aquí: trek­king, pa­seos en bi­ci­cle­ta, ca­bal­ga­tas y raf­ting son par­te de la ofer­ta, co­mo tam­bién sa­li­das de día com­ple­to, con vi­si­tas al Mi­ra­dor de las Es­tre­llas y al Cris­to Re­den­tor, en­tre otras op­cio­nes.

Có­mo lle­gar

Si vas en au­to po­dés to­mar co­mo re­fe­ren­cia que des­de Neu­quén son 787 km y unas 9 ho­ras y me­dia. Eso sí, pa­ra las vi­si­tas a la bo­de­gas siem­pre tie­ne que ha­ber un con­duc­tor de­sig­na­do.

Si, en cam­bio, op­tás por vo­lar (una ho­ra des­de Neu­quén) la ta­ri­fa más eco­nó­mi­ca que ofrece Ae­ro­lí­neas Ar­gen­ti­nas en di­ciem­bre es de $ 2249.

No re­sul­ta ex­tra­ño que las es­ta­dís­ti­cas den cuen­ta de un gran afluen­te de tu­ris­tas se­du­ci­dos por la ex­ce­len­cia de los vi­nos, la pro­pues­ta gas­tro­nó­mi­ca por la be­lle­za de los pai­sa­jes y la hos­pi­ta­li­dad del lu­ga­re­ño. Por to­do eso, chinchín Men­do­za.

Si vas en au­to o al­qui­lás uno, es im­por­tan­te pre­ver que ha­ya un con­duc­tor de­sig­na­do. De lo con­tra­rio es me­jor con­tra­tar un trans­fer o una ex­cur­sión.

El sabor del te­rru­ño. Jenny So­sa es la chef de Tu­pun­ga­to di­vino. Es­tu­dió gas­tro­no­mía en Men­do­za y vol­vió a su lu­gar en el mun­do.

El in­gre­so a la ga­le­ría de arte y el res­tau­ran­te de una de las bo­de­gas.

To­do lis­to pa­ra la ca­ta, con la luz y la tem­pe­ra­tu­ra jus­ta.

Pu­len­ta. En Agre­lo, en­te Men­do­za y Va­lle de Uco.

FO­TOS DE MAR­TÍN BRUNELLA

Ca­ta y al­muer­zo ba­jo la pér­go­la y cer­ca de los vi­ñe­dos en la bo­de­ga Jean Bous­quet, don­de pro­du­cen vi­nos or­gá­ni­cos.

Im­po­nen­te. To­ne­les, piano, acús­ti­ca per­fec­ta en la bo­de­ga Sa­len­tein.

Tu­pun­ga­to. La feria de pe­que­ños pro­duc­to­res de vi­nos de al­tu­ra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.