Omar Ro­za, el pa­dre de la Re­ga­ta

El pri­mer ga­na­dor que tu­vo la tra­ve­sía por el río Ne­gro, acom­pa­ñó des­de la ori­lla a los jó­ve­nes pa­lis­tas que hoy le dan vi­da a una prue­ba que es­te neu­quino de 84 años ayu­dó a for­jar ha­ce más de me­dio si­glo atrás.

Rio Negro Neuquen - - Podio - WAL­TER RO­DRI­GUEZ wro­dri­[email protected]­ne­gro.com.ar

Al­guien dio la voz y to­do se re­vo­lu­cio­nó a su al­re­de­dor. Mu­chos qui­sie­ron su fo­to, otros lo mi­ra­ban con asom­bro y Omar Ro­za, tra­tan­do de asi­mi­lar el al­bo­ro­to, so­lo son­reía cuan­do es­cu­cha­ba que de­cían que en su fi­gu­ra es­ta­ba la historia vi­va de la Re­ga­ta del río Ne­gro.

Es­te neu­quino que acu­sa 84 años, jun­to a Os­car Fo­ca­raz­zo, fue el pri­mer ga­na­dor de una tra­ve­sía que con­sis­tía en na­ve­gar el Ne­gro en to­da su ex­ten­sión. “Des­de su na­ci­mien­to has­ta Vied­ma. Aho­ra la ca­rre­ra es mu­cho más cor­ta”, afir­ma Ro­za an­tes de que co­mien­ce la 43 edi­ción de una prue­ba que él ja­más ima­gi­nó que se trans­for­ma­ría en el clá­si­co del ca­no­ta­je de ma­ra­tón que es hoy en día la Re­ga­ta.

Se nie­ga a que le lla­men “maes­tro” o co­sas por el es­ti­lo. Sí acep­ta a me­dias ser un“ini­cia­do r de to­do es­to ”. Él, Fo­ca­raz­zoy­só lo nue­ve bo­tes más, se ani­ma­ron en el año 1965 a la aven­tu­ra de na­ve­gar el Ne­gro en unas ca­noas de lo­na “que tra­tá­ba­mos de ali­via­nar­las co­mo po­día­mos, pe­ro lo prin­ci­pal pa­ra es­tar ade­lan­te era el en­tre­na­mien­to. No ha­bía otro se­cre­to”. Co­mo aho­ra, más allá de los tiem­pos y las tec­no­lo­gías.

Ro­za tam­bién se dio el gus­to de ga­nar aque­lla tra­ve­sía que uníaBa ri­lo che con Roca .“Eran siete eta­pas du­rí­si­mas. Fue an­tes de la crea­ción de Re ga­ta del Ne­gro, que ja­má si­ma- gi­né que se trans­for­ma­ría en lo que es hoy. Los tiem­pos y la per­se­ve­ran­cia lo hi­cie­ron po­si­ble. Evo­lu­cio­nó co­mo to­do: no­so­tros co­rría­mos con ca­noas de lo­na, des­pués vino la ma­de­ra ter­cia­da, lue­go plás­ti­co, fi­bra de vi­drio, aho­ra car­bono… Y no sé si más ade­lan­te ha­brá al­go su­pe­rior”. Don Os car en­tre cie­rra los ojos y na­ve­ga en su me­mo­ria pro­di­gio­sa pa­ra traer­nos al pre­sen­te las pre­ca­rias con­di­cio­nes pa­ra com­pe­tir en el río ha­ce 50 años atrás.

“Ya en ese tiem­po no­so­tros a las ca­noas de lo­na las ha­cía­mos con la me­di­da olím­pi­ca de 6,50 me­tros. Cuan­do co­rría­mos la Re­ga­ta que sa­lía de Ba­ri­lo­che, a la ca­noa le po­nía­mos unos flo­ta­do­res de go­ma a los cos­ta­dos y eso nos da­ba una cier­ta flo­ta­bi­li­dad. Per­día­mos en ve­lo­ci­dad pe­ro ga­ná­ba­mos en es­ta­bi­li­dad. En esos tiem­pos no dar­se vuel­ta sig­ni­fi­ca­ba mu­cho. Así hi­ci­mos di­fe­ren­cia pa­ra ga­nar­laBa ri­lo che–Roca. Yo te­nía ape­nas 24 años”.

“Nues­tros prin­ci­pa­les ri­va­les eran Jor­geGó­mezy Jorge Des­té­fa­nis. Ellos siem­pre es­ta­ban bien en­tre­na­dos y te­nían una buena em­bar­ca­ción. No­so­tros nos que­da­mos con la pri­me­ra Re­ga­ta del río Ne­gro pe­ro ellos ga­na­ron la se­gun­da y la ter­ce­ra”, apun­ta Ro­za. Gó­mez y Des­té­fa­nis, re­pre­sen­tan­tes del Club Náu­ti­co La Ri­be­ra, se im­pu­sie­ro­nen la se­di­cio­nes 1967 y 1968 de la Re­ga­ta (la de 1966 no se co­rrió).

En un mo­men­to de la char­la, “Río Ne­gro” le pi­de pres­ta­do pa­ra la fo­to de ri­gor un re­mo a Héc­tor Jiménez, del Náu­ti­co For­tín Co­ne­sa, quien co­rre jun­to al uru­gua­yo Es­te­ban To­rres Pi­riz en K2 se­nior. Ahí no­más, Ro­za ti­ra la úl­ti­ma anéc­do­ta an­tes de la des­pe­di­da.

“Es­tá­ba­mos por pa­sar por Co­ne­sa y re­cor­da­mos que un vie­ji­to del lu­gar nos ha­bía di­cho el año an­te­rior que por qué no aga­rrá­ba­mos el bra­zo que pa­sa jun­to al pue­blo, que era más cor­to y que íba­mos a ha­cer una buena di­fe­ren­cia. Le hi­ci­mos­ca­so y así nos fue. Cuan­do sa­li­mos, lo úni­co que veía­mos era la par­te de atrás de la ba­rre­do­ra. ¿Si ha­bía ba­li­za­do en esa épo­ca? Nooo… era li­bre. En esos tiem­pos man­da­ba la in­tui­ción y lo que uno pu­die­ra co­no­cer del río”.

Don Os­car sa­lu­da, se va y vuel­ve so­bre sus pa­sos: “Sa­bés que nun­ca me hi­cie­ron una nota…”

AN­DRÉS MARIPE

Só­lo afec­to y re­co­no­ci­mien­to re­ci­bió Ro­za en la lar­ga­da, quien jun­to a Os­car Fo­ca­raz­zo es­cri­bie­ron la pri­me­ra pá­gi­na de una com­pe­ten­cia que ha­ría historia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.