Los sub­si­dios que ayu­dan

Super Campo - - INTERNACIO­NAL -

El Dr. Li Ning­hui de la Aca­de­mia Na­cio­nal de Cien­cias Agra­rias de Chi­na, an­ti­ci­pó que la po­bla­ción de ese país lle­ga­rá en unos años a los 1.500 mi­llo­nes de ha­bi­tan­tes. Pa­ra la nación asiá­ti­ca, la pro­duc­ción agrí­co­la es muy im­por­tan­te por­que la mi­tad de su po­bla­ción se lo­ca­li­za en zo­nas ru­ra­les, y sus in­gre­sos pro­vie­nen en un 50 por cien­to de esa ac­ti­vi­dad. En ese sen­ti­do, la pro­duc­ción chi­na cum­ple dos fun­cio­nes: ase­gu­rar los ali­men­tos a la po­bla­ción y me­jo­rar el va­lor agre­ga­do pa­ra que se in­cre­men­ten los in­gre­sos de los pro­duc­to­res.

En oca­sio­nes, de­bi­do a que la pro­duc­ción agrí­co­la es una ac­ti­vi­dad de ries­go, el go­bierno na­cio­nal o lo­cal re­cu­rre al otor­ga­mien­to de sub­si­dios con el ob­je­ti­vo de que se pro­duz­ca lo su­fi­cien­te pa­ra ga­ran­ti­zar la se­gu­ri­dad ali­men­ta­ria de la po­bla­ción, es­ti­mu­lan­do a los agri­cul­to­res. En el ca­so de los des­ti­na­dos a la ma­qui­na­ria agrí­co­la, las au­to­ri­da­des abo­nan el 50 por cien­to y el res­to lo pa­ga el pro­duc­tor. Gra­cias al “sub­si­dio a los pre­cios más ba­jos” pa­ra arroz, tri­go o maíz, si el va­lor ba­ja más allá de cier­to ni­vel, el go­bierno re­po­ne la di­fe­ren­cia al pro­duc­tor to­man­do el pre­cio mí­ni­mo del mer­ca­do.

Por otra par­te, men­ción que en­tre 2000 y 2012, los se­gu­ros agrí­co­las se ex­pan­die­ron rá­pi­da­men­te. Un ter­cio de la pri­ma es abo­na­da por el go­bierno cen­tral, el otro ter­cio por la ad­mi­nis­tra­ción lo­cal y el res­to por el pro­duc­tor.

En cuan­to a la pro­duc­ción y al con­su­mo, la se­gu­ri­dad ali­men­ta­ria es ape­nas sa­tis­fac­to­ria. La prin­ci­pal es­ca­ses es de so­ja. Só­lo son au­to­su­fi­cien­tes en un 20 por cien­to, por lo tan­to el res­to de­be ser im­por­ta­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.