MA­NÍ.

Se­gún Ma­rio Bra­gac­chi­ni se pue­de re­du­cir con ba­jo cos­to en un 50% las pér­di­das en la co­se­cha de ma­ní siem­pre que se cam­bie el par­que de ma­qui­na­rias.

Super Campo - - News - Ma­ría Ro­ve­re. Por

Me­dian­te el cam­bio de las vie­jas ma­qui­na­rias por otras nue­vas se pue­den re­du­cir las pér­di­das has­ta un 50 por cien­to en el cul­ti­vo.

EN CÓR­DO­BA, los es­pe­cia­lis­tas in­sis­ten en que la antigüedad del par­que de ma­qui­na­rias es una de las ma­yo­res ma­te­rias pen­dien­tes del sec­tor ma­ni­se­ro. Pa­ra el Ing. Ma­rio Bra­ga­chi­ni ca­si el 80% del ma­ní es arran­ca­do y co­se­cha­do por pres­ta­do­res de ser­vi­cios, los que se es­tán que­jan­do de que no tie­nen un pa­go por el ser­vi­cio que les per­mi­ta un mar­gen pa­ra re­no­var la má­qui­na. “Si ha­ce­mos la cuen­ta, las pér­di­das de unos 350 ki­los por hec­tá- rea en­tre co­se­cha, arran­ca­do y des­ca­po­ta­do sig­ni­fi­can 34 mi­llo­nes de dó­la­res que de­ja de per­ci­bir el pro­duc­tor en tran­que­ra”, ex­pli­có el es­pe­cia­lis­ta en el mar­co de una nue­va edi­ción del cir­cui­to del ma­ní.

“Ne­ce­si­ta­ría­mos en es­te mo­men­to re­po­ner 270 arran­ca­do- ras, y es­ta­mos re­po­nien­do só­lo 84 es­te año. Las co­se­cha­do­ras que de­bie­ran re­po­ner­se son 68, y es­ta­mos re­po­nien­do so­la­men­te 19. Es cer­ca del 30% de la re­po­si­ción ideal”, des­ta­có. IN­GRE­SOS. El pro­ble­ma más evi­den­te es de dón­de sa­le el di­ne­ro pa­ra la re­po­si­ción. “Si po­de­mos re­du­cir el 50% de las pér­di­das, son 17 mi­llo­nes de dó­la­res y la re­po­si­ción ideal es de 14 mi­llo­nes de dó­la­res”, ejem­pli­fi­ca Bra­gac­chi­ni.

La cuen­ta es­tá sub­va­lua­da al tra­tar­se só­lo de pér­di­das fí­si­cas cuan­do se ha­bla de ki­los/ ha, sin con­si­de­rar las pér­di­das en ca­li­dad que en el cul­ti­vo de ma­ní son muy im­por­tan­tes por­que si se da­ña la ca­ja se pier­de ca­li­dad con­fi­te­ría. MAS TEC­NO­LO­GÍA. Con res­pec­to a las no­ve­da­des en el seg­men­to de arran­ca­do­ras, el in­ge­nie­ro di­jo: “Se han agre­ga­do de­ta­lles im­por­tan­tes, con equi­pos que tie­nen do­ce hi­le­ras y do­ce rue­das, que me­jo­ran el por­cen­ta­je de in­ver­sión y que afec­ta di­rec­ta­men­te a la ca­li­dad fi­nal, por­que una plan­ta no in­ver­ti­da es­tá en con­di­cio­nes de su­frir ata­ques de hon­gos y to­xi­nas. Tam­bién es im­por­tan­te el au­to-guía, que ha ge­ne­ra­do que las arran­ca­do­ras fun­cio­nen 24 ho­ras con dos o tres tur­nos de ope­ra­rios. O sea, he­mos me­jo­ra­do mu­cho con los avan­ces tec­no­ló­gi­cos en la agri­cul­tu­ra de pre­ci­sión”.

Por el la­do de las co­se­cha­do­ras, se­ña­ló que ya to­das son de ocho por dos y de arras­tre, por­que si bien exis­ten op­cio­nes au­to­pro­pul­sa­das, son pa­ra un ni­cho de mer­ca­do. “Tie­nen me­jo­ras im­por­tan­tes. Ya sean axia­les o mul­ti­ci­lín­dri­cas, cuen­tan con el equi­pa­mien­to ideal pa­ra ha­cer una muy bue­na co­se­cha, un buen des­ca­po­ta­do y tra­ta­mien­to de la vai­na den­tro del pro­ce­so de la co­se­cha­do­ra. Y por su­pues­to to­das han in­cor­po­ra­do las tol­vas au­to­des­car­ga­bles, con un sis­te­ma de cin­ta que no da­ña la ca­ja”, com­ple­tó Bra­ga­chi­ni.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.