MAÍZ.

Se in­ten­si­fi­ca la ne­ce­si­dad de apli­car in­sec­ti­ci­das en el nor­te ar­gen­tino pa­ra con­tro­lar los ata­ques de oru­ga co­go­lle­ra (Spo­dop­te­ra fru­gi­per­da) en maíz. Qué ofre­cen las em­pre­sas y qué pa­sa con los ma­te­ria­les re­sis­ten­tes a in­sec­tos.

Super Campo - - Sumario - Por Ma­ría Lo­re­na Ro­drí­guez.

Con­se­jos de es­pe­cia­lis­tas ante el ata­que de oru­ga co­go­lle­ra en el NOA y NEA.

CUAN­DO DE PLAGAS se tra­ta, has­ta los ase­so­res du­dan sobre su com­por­ta­mien­to. La oru­ga co­go­lle­ra, por ca­so, pa­só de lar­go por las zo­nas de pre­sión tí­pi­ca co­mo el Nor­te de Cór­do­ba y En­tre Ríos, y les es­tá dan­do do­lo­res de ca­be­za a los agri­cul­to­res del NOA y NEA a los que ha obli­ga­do a rea­li­zar 2 y has­ta 3 apli­ca­cio­nes con in­sec­ti­ci­das pa­ra con­tro­lar­la. “To­dos las cam­pa­ñas son di­fe­ren­tes, has­ta hoy es muy di­fí­cil pre­de­cir y acer­tar”, co­men­tó Ro­lan­do Di Mar­co, Res­pon­sa­ble de Ser­vi­cio Téc­ni­co de Du­pont en diá­lo­go con Su­per CAM­PO al ana­li­zar las cau­sas de los ata­ques de Spo­dop­te­ra Fru­gi­per­da en es­ta cam­pa­ña. “Hi­ci­mos en­sa­yos en el nor­te cor­do­bés y en En­tre Ríos, don­de siem­pre ha si­do im­por­tan­te la pre­sión de es­ta pla­ga y na­da; mien­tras tan­to ve­mos que se con­vier­te en una pla­ga muy fuer­te en el sud­es­te de Sal­ta, es de­cir la zo­na que va des­de La­ji­tas has­ta Joa­quín V. Gon­zá­lez”, des­cri­bió.

Ade­más, re­sal­tó que la pla­ga no es uni­for­me en su pre­sen­cia, al­go tí­pi­co de ella, sino que se la ve al­ter­nan­do por dis­tin­tos cam­pos, pe­ro con una pre­sión al­ta que va en au­men­to. “En esa re­gión nos lle­gan re­fe­ren­cias de que hay lo­tes con ata­ques de oru­ga co­go­lle­ra muy se­ve­ros que lle­van a los pro­duc­to­res a la ne­ce­si­dad de tra­tar los maí­ces con has­ta 3 apli­ca­cio­nes, lo que ló­gi­ca­men­te cam­bia el mar­gen bru­to del cul­ti­vo”, re­fle­xio­nó.

DE FON­DO. Y es que más allá del contexto, lo que cam­bia es­te año no es tan­to una ma­yor o me­nor pre­sen­cia de So­po­dop­te­ra, sino que se

es­tá ha­cien­do más evi­den­te que la pla­ga va ven­cien­do la re­sis­ten­cia de los maí­ces. “Vi­mos per­der efi­ca­cia a los pri­me­ros even­tos co­mo Hx, TD max y MG y aho­ra ve­mos en la cuer­da flo­ja a los even­tos api­la­dos”, ex­pli­có Lu­cas Pa­ter­li­ni, del Ser­vi­cio Téc­ni­co de FMC quien re­co­rre cam­pos en Tu­cu­mán y de Sal­ta. Di­jo que “el año pa­sa­do se que­bró la reis­ten­cia del V Tri­ple Pro y del Po­wer Co­re. El úni­co even­to que ve­mos que se man­tie­ne re­sis­ten­te es el Vip­te­ra”.

Pa­ra Pa­ter­li­ni los pro­duc­to­res sem­bra­ron los hí­bri­dos dis­po­ni­bles co­mo VT Tri­ple Pro por­que “los con­si­de­ran ma­te­ria­les con ma­yo­res po­ten­cia­les” asu­mien­do que ten­drán que rea­li­zar al me­nos una apli­ca­ción.

Di Mar­co coin­ci­dió con Pa­ter­li­ni: “Es­te año es más se­ve­ro el ata­que y ve­mos que nu­chos pro­duc­to­res es­tán lle­gan­do tar­de pa­ra el con­trol. De­be­rían ha­ber apli­ca­do con las pri­me­ras pos­tu­ras de hue­vos y na­ci­mien­tos de las lar­vas, pe­ro co­mo sem­bra­ron maí­ces con tec­no­lo­gía, es­pe­ra­ron con­tro­lar a la oru­ga; sin em­bar­go la pla­ga ven­ció la re­sis­ten­cia y to­do tien­de a com­pli­car­se en es­ta fa­se”, di­jo.

TIEM­POS. El pro­ble­ma se ha­ce más di­fi­cil de con­tro­lar cuan- do la oru­ga en­tra al co­go­llo y ha­ce el ta­pón de ase­rrín, lle­gan­do in­clu­so a la fa­se de es­ca­par de to­do con­trol quí­mi­co y de ge­ne­rar da­ños im­por­tan­tí­si­mos en los cul­ti­vos. En pa­la­bras de Di Mar­co, “en un maíz no con­tro­la­do, con la pre­sión de in­sec­tos que ve­mos hoy en el NOA, la pér­di­da pue­de ser ca­si to­tal ca­si del 70 u 80% del ren­di­mien­to”, aler­tó, al tiem­po que ex­pli­có que tam­bién en el NEA hay una zo­na bas­tan­te afec­ta­da con la oru­ga mi­li­tar tardía, en las lo­ca­li­da­des de Cha­ra­ta y Qui­mi­lí, en­tre otros lu­ga­res.

RE­CO­MEN­DA­CIO­NES. Des­de Du­pont, Di Mar­co acon­se­ja "apli­car Co­ra­gen las pri­me­ras ven­ta­ni­tas de da­ño, en es­ca­la 3 de Da­vis con un 20% de in­ci­den­cia, aun­que cla­ra­men­te ahí ya no se tra­ta de una apli­ca­ción pre­ven­ti­va sino que se tra­ta de una apli­ca­ción en tiem­po y for­ma”, in­di­có. “La gran ra­pi­dez y efi­ca­cia de con­trol, su­ma­do a la ex­ce­len­te re­si­dua­li­dad del pro­duc­to le con­fie­ren muy bue­nos re­sul­ta­dos”, agre­gó. Por su par­te, Pa­ter­li­ni in­di­có que en “el NOA el ci­clo de la spo­dop­te­ra du­ra me­nos días (30 a 35 días). Pue­de de­cir­se que en un año co­go­lle­ro pue­de te­ner has­ta 7 ge­ne­ra­cio­nes en el NOA”, in­di­có. Es­to es po­ten­cia­do por las con­di­cio­nes de tem­pe­ra­tu­ra de la zo­na, cla­ra­men­te. “Es­te año en par­ti­cu­lar las siem­bras tem­pra­nas de los pri­me­ros días de Di­ciem­bre su­frie­ron mu­cho me­nos da­ños que las siem­bras de fi­nes de Di­ciem­bre y Enero don­de ya se hi­cie­ron has­ta 2 apli­ca­cio­nes de in­sec­ti­ci­das. Ca­be re­cor­dar que hoy te­ne­mos en esas zo­nas maí­ces en es­ta­dios V6 a V8 la ma­yo­ría y al­gu­nos ca­sos en es­ta­dio re­pro­duc­ti­vo”. En cuan­to al con­trol, Pa­ter­li­ni re­co­men­dó una mez­cla de Ar­cher plus (Gam­ma­cia­lo­tri­na 15% mi­cro­en­cap­su­la­da) con Bre­ton (Lu­fe­nu­ron 5%), am­bos de FMC. “El pri­me­ro otor­ga una ex­ce­len­te vol­teo en do­sis de 50 cc y con Bre­ton ase­gu­ra­mos una re­si­dua­li­dad de 12 a 15 dias pa­ra con­tro­lar los nue­vos na­ci­mien­tos a una do­sis de 300 cc”. En cuan­to al mo­men­to, el téc­ni­co in­di­có: “En FMC recomendam­os apli­car cuan­do ve­mos los pri­me­ros ras­pa­dos en las ho­jas, que se­ria un es­ta­dio lar­val L2-L3”. Si­guien­do es­tas pre­mi­sas, los pro­duc­to­res del NOA y NEA tie­nen una pe­que­ña ven­ta­na de unos 15 a 20 días pa­ra en­trar con pro­duc­to. A no de­mo­rar­se.

Lu­cas Pa­ter­li­ni Ser­vi­cio Téc­ni­co FMC

Ro­lan­do Di Mar­co Serv. Téc­ni­co Du­pont

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.