MU­CHO MÁS QUE EL MER­CA­DO NOR­TE­AME­RI­CANO.

Super Campo - - Sumario - Por Uli­ses Forte.

Ha­ce al­gu­nas se­ma­nas, des­pués del éxi­to de nues­tra exi­to­sa par­ti­ci­pa­ción en la pri­me­ra edi­ción de la “Chi­na In­ter­na­tio­nal Im­port Ex­po” de Chi­na, el cum­pli­mien­to ca­si to­tal de la Cuo­ta Hil­ton, y el cre­ci­mien­to de las ven­tas al ex­te­rior, ase­gu­rá­ba­mos que la ca­de­na de ga­na­dos y car­nes es­ta­ba en el buen ca­mino y que es­pe­rá­ba­mos ter­mi­nar el año con 500.000 to­ne­la­das ex­por­ta­das por un va­lor cer­cano a los 2.000 mi­llo­nes de dó­la­res.

De­cía­mos en­ton­ces que la ca­de­na, con una bue­na ar­ti­cu­la­ción en­tre el Es­ta­do y los pri­va­dos, re­pre­sen­ta­dos en el IPCVA, era uno de los po­cos sec­to­res que po­día dar “bue­nas no­ti­cias” al país en el mar­co de un con­tex­to eco­nó­mi­co com­pli­ca­do.

Ra­ti­fi­can­do lo di­cho, ha­ce po­cos días se lo­gró la an­sia­da reaper­tu­ra del mer­ca­do de Es­ta­dos Uni­dos pa­ra la car­ne ar­gen­ti­na, des­pués de mu­chos años de tra­ba­jo.

Es­ta­dos Uni­dos, que es uno de los prin­ci­pa­les paí­ses ex­por­ta­do­res de car­ne a ni­vel mun­dial, tam­bién im­por­ta gran­des vo­lú­me­nes y es muy co­di­cia­do por to­dos los paí­ses pro­duc­to­res da­do su al­to po­der ad­qui­si­ti­vo. Ha­ce mu­chos años que tra­ba­ja­mos por su reaper­tu­ra y, de he­cho, fue el Ins­ti­tu­to el que fi­nan­ció en su mo­men­to el ‘pa­nel’ (ins­tru­men­to pa­ra di­ri­mir di­fe­ren­cias co­mer­cia­les en­tre dos paí­ses) que se le reali­zó a los Es­ta­dos Uni­dos an­te la Or­ga­ni­za­ción Mun­dial del Co­mer­cio (OMC) da­da la in­jus­ti­cia del man­te­ni­mien­to del cie­rre una vez su­pe­ra­dos los in­con­ve­nien­tes sa­ni­ta­rios; jui­cio que fue fa­vo­ra­ble a la Ar­gen­ti­na.

No obs­tan­te, aún res­tan aguar­dar al­gu­nas de­fi­ni­cio- nes que de­mo­ra­rían un par de me­ses los pri­me­ros em­bar­ques -co­mo por ejem­plo sa­ber si las plan­tas ha­bi­li­ta­das son las mis­mas que ex­por­ta­ban an­tes del cie­rre o se ha­bi­li­ta­rán nue­vas- y el res­ta­ble­ci­mien­to de las re­la­cio­nes en­tre em­pre­sas y clien­tes.

La reaper­tu­ra de es­te mer- ca­do no so­la­men­te per­mi­ti­rá nue­vos ne­go­cios pa­ra el país sino que ade­más nos ha­bi­li­ta­rá el pa­so por tie­rra a Ca­na­dá, otro as­pec­to muy es­pe­ra­do pa­ra abas­te­cer un mer­ca­do abier­to ha­ce re­la­ti­va­men­te po­co tiem­po. Por otra par­te, le con­fie­re a la Ar­gen­ti­na un cier­to ‘sta­tus sa­ni­ta­rio’ no es­cri­to a ni­vel glo­bal que po­si­bi­li­ta­rá pen­sar en otros des­ti­nos del Ca­ri­be (por ejem­plo, Ja­mai­ca), ini­ciar las ne­go­cia­cio­nes con Mé­xi­co, y “ayu­da­rá” en las ne­go­cia­cio­nes en cur­so con otros mer­ca­dos muy exi­gen­tes y de al­to va­lor, co­mo Ja­pón y Co­rea.

Otro as­pec­to des­ta­ca­ble de Es­ta­dos Uni­dos es que pa­ga bue­nos pre­cios pa­ra la car­ne des­ti­na­da a ham­bur­gue­sas (den­tro de la cuo­ta), en el or­den de un 15% su­pe­rio­res a los de otros des­ti­nos (ron­da los U$S 4.000 la to­ne­la­da), y tam­bién por los cor­tes es­pe­cia­les de gran va­lor des­ti­na­dos a ca­de­nas de res­tau­ra­ción es­pe­cia­li­za­das (por ejem­plo el ojo de bi­fe) y otros pro­duc­tos es­pe­cí­fi­cos, co­mo el va­cío pa­ra la co­ci­na Tex Mex.

Es­ta no­ti­cia es una nue­va mues­tra de que el tra­ba­jo con­jun­to en­tre pri­va­dos y el Es­ta­do re­dun­da en be­ne­fi­cios pa­ra to­da la ca­de­na de ga­na­dos y car­nes y, por ex­ten­sión, pa­ra to­do el país, em­pe­zan­do por los mi­les de pue­blos re­la­cio­na­dos di­rec­ta o in­di­rec­ta­men­te con la ga­na­de­ría y la in­dus­tria fri­go­rí­fi­ca.

“Es­ta­dos Uni­dos pa­ga bue­nos pre­cios pa­ra la car­ne des­ti­na­da a ham­bur­gue­sas (den­tro de la cuo­ta), en el or­den del 15% su­pe­rio­res a los de otros des­ti­nos”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.