CO­MER­CIO EX­TE­RIOR.

Los con­ve­nios fir­ma­dos so­bre co­mer­cio de bie­nes en­tre Ar­gen­ti­na y Chi­na du­ran­te el G- 20 en­cie­rran un gran po­ten­cial co­mer­cial en­tre am­bos paí­ses.

Super Campo - - Contents - Por Ju­lio Cal­za­da y Fe­de­ri­co Di Yenno.

Có­mo im­pac­tan los acuer­dos fir­ma­dos con Chi­na fir­ma­dos en le cum­bre del G-20 en el com­ple­jo so­je­ro.

SE­GÚN SE DES­PREN­DE de los di­fe­ren­tes me­dios y agen­cias gu­ber­na­men­ta­les que ex­ten­die­ron la co­ber­tu­ra a los acuer­dos fir­ma­dos en­tre Chi­na y Ar­gen­ti­na en la vi­si­ta de Es­ta­do del Pre­si­den­te Xi Jin­ping a la Ar­gen­ti­na el día 2 de di­ciem­bre de 2018, se han ce­rra­do nu­me­ro­sos con­ve­nios que per­mi­ti­rían un ma­yor ac­ce­so de pro­duc­tos ar­gen­ti­nos a Chi­na, al­gu­nos de los cua­les per­mi­ti­rían ge­ne­rar una ma­yor di­ver­si­fi­ca­ción de las ex­por­ta­cio­nes de Ar­gen­ti­na a ese país.

En es­te ar­tícu­lo nos de­di­ca­re­mos a ha­blar de só­lo dos pro­duc­tos di­fe­ren­tes: la so­ja y sus de­ri­va­dos y las ce­re­zas. La idea es mos­trar que Ar­gen­ti­na pue­de ga­nar nue­vos mer­ca­dos con el Gi­gan­te Asiá­ti­co di­ver­si­fi­can­do los pro­duc­tos a ex­por­tar. SO­JA Y DE­RI­VA­DOS. Se­gún lo se­ña­la la Se­cre­ta­ría de Agroin­dus­tria en su co­mu­ni­ca­do, en el mar­co de las reunio­nes que se desa­rro­lla­ron du­ran­te el G20 se sus­cri­bió un con­ve­nio de pro­mo­ción con Si­no­grain, una em­pre­sa es­ta­tal de Chi­na, que se com­pro­me­te a com­prar

en­tre 300 y 400 to­ne­la­das de acei­te de so­ja y lle­va­rá en­tre 2 y 3 Mt de po­ro­to de so­ja en la cam­pa­ña 18/19. Es­tos va­lo­res re­pre­sen­tan un in­gre­so de divisas apro­xi­ma­do por 217 y 882 mi­llo­nes de dó­la­res res­pec­ti­va­men­te. Es­te acuer­do fir­ma­do con Chi­na es con­se­cuen­te con la po­lí­ti­ca ex­te­rior que desa­rro­lla el país asiá­ti­co. El ob­je­ti­vo de me­diano pla­zo bus­ca au­men­tar las importacio­nes de pro­duc­tos ali­men­ti­cios pa­ra abas­te­cer una de­man­da cre­cien­te de ciu­da­da­nos de cla­se me­dia que au­men­tan

sus in­gre­sos y am­plían sus ca­nas­tas de con­su­mo. En lo que res­pec­ta a la in­dus­tria del pro­ce­sa­mien­to de olea­gi­no­sas lo­cal, es­ta es una no­ti­cia fa­vo­ra­ble pa­ra la co­lo­ca­ción del acei­te de­ri­va­do de la mo­lien­da de la olea­gi­no­sa. Chi­na ha­bía si­do un mer­ca­do que se ha­bía ce­rra­do por mu­cho tiem­po al acei­te de so­ja ar­gen­tino. A par­tir de agos­to de 2018 en Ar­gen­ti­na se em­pe­zó a ob­ser­var bu­ques car­ga­dos con acei­te de so­ja con des­tino a Chi­na, que al­can­za­rían 180 mil to­ne­la­das a no­viem­bre, se­gún es­ti­ma­cio­nes de Li­ne-Ups.

Es­te vir­tual cie­rre se ha­bía da­do en un con­tex­to ge­ne­ral de dis­mi­nu­ción de las importacio­nes de acei­tes de Chi­na si­guien­do al in­ce­san­te in­cre­men­to de la mo­lien­da de olea­gi­no­sas re­gis­tra­do a ni­vel do­més­ti­co en ese país. Co­mo Chi­na es­pe­ra que -pro­duc­to del con­flic­to co­mer­cial con Es­ta­dos Uni­dos dis­mi­nu­ya la mo­lien­da lo­cal, prin­ci­pal­men­te de so­ja- se ten­dría una me­nor ofer­ta de acei­te por lo que ne­ce­sa­ria­men­te se de­be­rá au­men­tar el rit­mo de importacio­nes de di­fe­ren­tes acei­tes. Se­gún se des­pren­de de las com­pras re­gu­la­res de acei­te que ha he­cho Chi­na en las úl­ti­mas cam­pa­ñas, sus prin­ci­pa­les so­cios com­pren­den a Ucra­nia, prin­ci­pal ex­por­ta­dor de acei­te de gi­ra­sol, Ru­sia que com­par­te lu­gar ex­por­tan­do acei­te de gi­ra­sol y so­ja Bra­sil, prin­ci­pal abas­te­ce­dor de acei­te de so­ja Es­ta­dos Uni­dos, tam­bién en­vian­do acei­te de so­ja.

En re­la­ción a la ha­ri­na de so­ja, la ca­pa­ci­dad de pro­ce­sa­mien­to de so­ja de Chi­na le per­mi­te cu­brir la to­ta­li­dad del con­su­mo in­terno del mis­mo, por lo que las importacio­nes de es­te pro­duc­to son prác­ti­ca­men­te nu­las. Por otro la­do, la ne­ce­si­dad de im­por­tar acei­te ocu­rre prin­ci­pal­men­te por el ba­jo va­lor de acei­te que con­tie­ne el po­ro­to de so­ja, la olea­gi­no­sa de ma­yor par­ti­ci­pa­ción en la mo­lien­da.

Ar­gen­ti­na de­be di­ver­si­fi­car sus ex­por­ta­cio­nes de bie­nes agrí­co­las y agroin­dus­tria­les. El com­ple­jo so­je­ro de­be se­guir sien­do la ba­se que ase­gu­re la prin­ci­pal en­tra­da de divisas pa­ra la ba­lan­za co­mer­cial ar­gen­ti­na. Pe­ro exis­ten nu­me­ro­sos pro­duc­tos agrí­co­las y ga­na­de­ros ar­gen­ti­nos que po­drían co­lo­car­se en la Re­pú­bli­ca Po­pu­lar Chi­na. Un ejem­plo in­tere­san­te a se­guir es el ca­so de la ex­pe­rien­cia chi­le­na en el mer­ca­do de ce­re­zas fres­cas. Ar­gen­ti­na de­be­ría re­edi­tar ca­sos co­mo és­te. *Di­rec­ción de In­for­ma­cio­nes y Es­tu­dios Econ. de la Bol­sa de Co­mer­cio de Ro­sa­rio

Chi­na de­man­da­rá más pro­duc­tos ali­men­ti­cios por el in­cre­men­to de ciu­da­da­nos de cla­se me­dia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.