“Vi­lla”, pa­ra pen­sar en la me­mo­ria.

La obra de Gui­ller­mo Cal­de­rón, “Vi­lla”, se es­tre­na el miér­co­les con la di­rec­ción de Vic­to­ria Mon­ti. Tra­ta so­bre qué des­tino dar­le a un ex cen­tro clan­des­tino de de­ten­ción.

VOS - - Página Delantera - Bea­triz Mo­li­na­ri bmo­li­na­ri@la­voz­de­lin­te­rior.com.ar

La di­rec­to­ra Vic­to­ria Mon­ti lla­mó la aten­ción con la pues­ta de Ne­va, obra de Gui­ller­mo Cal­de­rón que se pre­sen­tó du­ran­te va­rias tem­po­ra­das. Des­pués de Ne­va, Vic­to­ria le­yó otros au­to­res pe­ro no en­con­tró per­so­na­jes que la se­du­je­ran co­mo los de las obras del dra­ma­tur­go chi­leno. Ne­va fue la puer­ta que la in­tro­du­jo a la dra­ma­tur­gia com­ple­ja de Cal­de­rón, cu­yas obras no es­tán pu­bli­ca­das en Ar­gen­ti­na. El mis­mo de Cla­se, otro tí­tu­lo po­ten­te que tie­ne su ver­sión en Cór­do­ba ba­jo la di­rec­ción de Gon­za­lo Ma­rull.

“Me pa­só (Cal­de­rón) va­rias obras. En ese mo­men­to es­tá­ba­mos pen­san­do con Natalia Maz­za­lay ha­cer al­go jun­tas. Vi­lla fue la obra que ele­gi­mos pa­ra ha­blar tam­bién de nues­tra his­to­ria, de nues­tro con­tex­to na­cio­nal”, di­ce Vic­to­ria so­bre la obra que es­tre­na el miér­co­les en el Cen­tro Cul­tu­ral Es­pa­ña-Cór­do­ba.

La dra­ma­tur­gia de Cal­de­rón le gus­ta por­que plan­tea por lo ge­ne­ral una te­má­ti­ca. “An­tes de es­cri­bir una obra, pa­sa por una ins­tan­cia de in­ves­ti­ga­ción, se em­pa­pa de la te­má­ti­ca. Lue­go ge­ne­ra, más que per­so­na­jes en tér­mi­nos psicológicos o de ca­rac­te­ri­za­ción, pun­tos de vis­ta, pos­tu­ras ideo­ló­gi­cas, for­mas de ver un te­ma, in­clu­so an­ta­gó­ni­cas en­tre sí. Los per­so­na­jes re­fle­jan esos pun­tos de vis­ta, fun­cio­nan co­mo as­pec­tos de un mis­mo per­so­na­je. En Vi­lla apa­re­ce la con­tra­dic­ción hu­ma­na que con­vi­ve, in­clu­so, en una mis­ma per­so­na, un mis­mo pue­blo o épo­ca. Eso me atrae”.

En es­te ca­so se refuerza la te­sis de que son tres po­si­cio­nes y no per­so­na­jes, por­que las tres mu­je­res que dis­cu­ten se lla­man ‘Alejandra’. Con res­pec­to a la di­rec­ción, Vic­to­ria eli­gió el equi­po, muy aten­ta a la re­per­cu­sión del tex­to en ca­da una de las ac­tri­ces.

“En el me­dio tea­tral nos co­no­ce­mos to­dos, te­ne­mos re­fe­ren­cias de los tra­ba­jos que se ha­cen. Bus­ca­ba ac­tri­ces de edad si­mi­lar en­tre sí. El tra­ba­jo co­men­zó con la lec­tu­ra de la obra el 24 de mar­zo del año pa­sa­do, jus­to en esa fe­cha. Ter­mi­na­mos de leer y nos fui­mos a la mar­cha. Nos mo­vi­li­zó cuan­do leí­mos el tex­to por pri­me­ra vez. Nos su­ce­dió a to­das. Eso pa­sa cuan­do apa­re­ce un ma­te­rial que in­ter­pe­la. Con­si­de­ro que es un re­qui­si­to pa­ra el tra­ba­jo ar­tís­ti­co y tea­tral. No lo con­ci­bo de otra ma­ne­ra”.

Pa­ra la di­rec­to­ra, la te­má­ti­ca es de­ter­mi­nan­te a la ho­ra de ele­gir un elen­co. “Tie­ne que con­mo­ver, in­tere­sar, so­bre to­do en un tra­ba­jo tan rea­lis­ta co­mo Vi­lla, una te­má­ti­ca tan ac­tual”.

Una de­ci­sión di­fí­cil

En Vi­lla, tres mu­je­res tie­nen la res­pon­sa­bi­li­dad de de­ci­dir qué ha­cer con un ex cen­tro clan­des­tino de de­ten­ción que fun­cio­nó du­ran­te la úl­ti­ma dic­ta­du­ra mi­li­tar. De­ben po­ner­se de acuer­do en­tre re­cons­truir­lo tal cual fue o ha­cer un mu­seo de ar­te con­tem­po­rá­neo. Las tres se em­bar­can en una in­ten­sa dis­cu­sión que de­ja en evi­den­cia la di­fí­cil ta­rea de ha­cer­se car­go de la his­to­ria.

So­bre el tra­ba­jo di­ce: “Me exi­ge es­pe­cial aten­ción en las ac­tua­cio­nes. Se­me­jan­te cau­dal de tex­to di­cho por las ac­tri­ces, exi­ge que se con­si­de­re el más mí­ni­mo de­ta­lle pa­ra que el tex­to y las ac­tri­ces se en­cuen­tren en la me­di­da jus­ta. Ha­go tra­ba­jo de di­rec­ción y la pues­ta se va con­fi­gu­ran­do a par­tir de eso. No pue­do ima­gi­nar la pues­ta de an­te­mano. Em­pe­za­mos con lec­tu­ra, lue­go las de­jé le­yen­do so­las, las mi­ré, has--

ta que el pa­pel que­dó de la­do y los cuer­pos em­pe­za­ron a ac­ti­var­se. Es un tra­ba­jo que se va cons­tru­yen­do muy des­pa­cio, has­ta que el cuer­po se ha­ce es­pa­cio y tiempo”.

El te­ma de Vi­lla es con­tro­ver­ti­do, ac­tua­li­za la tra­ge­dia del ge­no­ci­dio y la des­apa­ri­ción sis­te­má­ti­ca de per­so­nas. Vic­to­ria co­men­ta que el pro­ble­ma les ge­ne­ró lo mis­mo que a los per­so­na­jes de la obra. “Ana­li­za­mos las pos­tu­ras que con­vi­ven. Las mis­mas pre­gun­tas de la obra se nos plan­tean cuan­do pen­sa­mos dón­de pre­sen­tar­la: en cen­tros de de­ten­ción o en sa­las de tea­tro. Tu­vi­mos dis­cu­sio­nes si­mi­la­res a los per­so­na­jes. Ellas se pre­gun­tan có­mo tra­ba­jar so­bre el re­cuer­do y con­cre­tar la me­mo­ria”.

An­tes de leer Vi­lla, la di­rec­to­ra no se ha­bía pues­to a pen­sar, co­mo ar­tis­ta, en la pro­ble­má­ti­ca de los si­tios de me­mo­ria, aun cuan­do di­ce que es­tu­vo cer­ca de la his­to­ria na­cio­nal.

“No lo pen­sa­ba pa­ra una pues­ta, tal vez por­que sen­tía que no te­nía he­rra­mien­tas o ido­nei­dad pa­ra tra­ba­jar so­bre el te­ma. Me acer­có a la obra de Cal­de­rón la cues­tión hu­ma­na, las con­tra­dic­cio­nes, la res­pon­sa­bi­li­dad de per­so­nas que de­ben to­mar de­ci­sio­nes que re­per­cu­ten en otros. Eso me atra­jo. Hoy gra­cias a es­te tex­to ten­go otro co­no­ci­mien­to, otra pers­pec­ti­va y me sien­to más cer­ca del te­ma. Siem­pre es ne­ce­sa­ria la ope­ra­ción de la me­mo­ria co­mo pue­blo y co­mo per­so­nas pa­ra cons­truir el pre­sen­te y el fu­tu­ro”, re­fle­xio­na.

Tam­bién fue muy in­tere­san­te la re­la­ción con los tra­ba­ja­do­res de los si­tios de me­mo­ria, a pro­pó­si­to de Vi­lla. “Nos acer­ca­mos pa­ra el Ci­clo Es­ce­na y Me­mo­ria en mar­zo de es­te año. Has­ta en­ton­ces co­no­cía­mos los si­tios co­mo es­pec­ta­do­ras. La mos­tra­mos en for­ma­to de en­sa­yo. Fue la pri­me­ra vez que los em­plea­dos tu­vie­ron con­tac­to con la obra. Des­pués se acer­ca­ron a no­so­tras y nos di­je­ron: ‘es­ta es nues­tra his­to­ria’. Era la pri­me­ra vez que sen­tían que se con­ta­ba su his­to­ria. Fue muy con­mo­ve­dor. De ellos apren­di­mos sus años de lu­cha, com­pro­mi­so y pa­sión, su aper­tu­ra pa­ra re­ci­bir un he­cho cul­tu­ral. Pa­ra la Co­mi­sión Pro­vin­cial de la Me­mo­ria to­do su­ma. Nos trans­mi­tie­ron su ex­pe­rien­cia. En el prees­treno que rea­li­za­mos en el Ar­chi­vo Pro­vin­cial sen­ti­mos el víncu­lo en­tre los per­so­na­jes y los tra­ba­ja­do­res de esos si­tios”, con­clu­ye.

Vic­to­ria Mon­ti ade­más di­ri­gi­rá a sus com­pa­ñe­ros de la Co­me­dia Cordobesa en un es­pec­tácu­lo de mo­nó­lo­gos, Seis apar­tes, que se es­tre­na­rá du­ran­te el mes de oc­tu­bre.

(MAR­COS CRAPA)

Arri­ba, Vic­to­ria Mon­ti en el Ar­chi­vo de la Me­mo­ria. (GEOR­GI­NA MON­TI). A la iz­quier­da, Mu­rias, Di Mar­co y Maz­za­lay en La Per­la.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.