La le­tra exi­gía una mú­si­ca más po­de­ro­sa

VOS - - Música - Jo­sé Heinz jheinz@la­voz­de­lin­te­rior.com.ar

La reapa­ri­ción de Ban­da­na co­mo trío, y con una es­té­ti­ca más adul­ta, su­gie­re un ca­mino más au­tó­no­mo que el de sus co­mien­zos, cuan­do sur­gie­ron de un pro­gra­ma de te­le­vi­sión. Su nue­va ima­gen pa­re­ce co­mu­ni­car que aho­ra son ellas las que to­man las rien­das del asun­to, y no una se­rie de pro­duc­to­res opor­tu­nis­tas.

No no no, su nue­va can­ción, tie­ne un co­mien­zo pro­me­te­dor: un riff cir­cu­lar de gui­ta­rra acús­ti­ca al que se le su­ma un pun­teo eléc­tri­co muy su­til, am­bos ubi­ca­dos en un plan wes­tern que re­mi­te a Don’t tell me ,de­la Ma­don­na de co­mien­zos de si­glo. Sin em­bar­go, cuan­do en­tran las vo­ces, to­do eso se di­lu­ye en una ba­se mu­cho más ama­ble.

Se­gun­dos an­tes de que lle­gue el es­tri­bi­llo, la can­ción ama­ga con lle­var esa cal­ma al len­gua­je del rock, pe­ro fi­nal­men­te lle­ga y la mú­si­ca que­da ab­sor­bi­da por una ca­pa de pop pre­fa­bri­ca­do que neu­tra­li­za la ener­gía exi­gi­da por la can­ción. Y lo exige no por ca­pri­cho, sino por su men­sa­je: la le­tra ha­bla de em­po­de­ra­mien­to, no de pa­va­das. Re­for­za­da por la voz tan po­ten­te de Lowr­dez, un es­tri­bi­llo más sal­va­je hu­bie­ra que­da­do me­jor. Ejem­plo de es­ta des­tre­za den­tro del pop es Iro­nic, de Ala­nis Mo­ris­set­te, un clá­si­co de los ’90: cuan­do la es­cu­cha­mos, in­clu­so por pri­me­ra vez, ya po­de­mos in­tuir esa li­ber­tad que lle­ga con su es­tri­bi­llo.

En el vi­deo de YouTu­be de No no no, un fan su­gie­re en los co­men­ta­rios que se re­pro­duz­ca el clip en “1.25 de ve­lo­ci­dad”; es de­cir, ape­nas un po­co más rá­pi­do. Esa li­ge­ra mo­di­fi­ca­ción del tem­po ya cam­bia por com­ple­to el cli­ma de la can­ción, la lle­va a un lu­gar más acor­de con la ima­gen ac­tual de Ban­da­na. Una pe­na que los pro­duc­to­res no lo ha­yan vis­to así.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.