Cie­rran tran­si­to­ria­men­te el puen­te Uru­bó por re­pa­ra­ción

Érick Pe­ña dio ayer su tes­ti­mo­nio an­te la jue­za Li­via Alar­cón en la cá­ma­ra Ge­sell; su de­cla­ra­ción se ha con­ver­ti­do en prue­ba pa­ra un po­si­ble jui­cio oral

El Deber - - PORTADA - FER­NAN­DO SO­RIA SEJAS se­gu­ri­[email protected]­de­ber.com.bo

Se aca­ba­ron las con­je­tu­ras so­bre lo que vio y vi­vió el ge­ren­te de la im­por­ta­do­ra de artículos de lu­jo Eurochronos la ma­ña­na del 13 de ju­lio, cuan­do cua­tro atra­ca­do­res irrum­pie­ron en las ofi­ci­nas de la fir­ma y pro­vo­ca­ron una ba­la­ce­ra que aca­bó con la vi­da de un ofi­cial de la Po­li­cía, la ad­mi­nis­tra­do­ra de la em­pre­sa y de tres asal­tan­tes.

Érick Pe­ña vol­vió a de­cir, es­ta vez an­te la jue­za Li­via Alar­cón y den­tro de la cá­ma­ra Ge­sell, que cuan­do los agen­tes que se en­fren­ta­ron a los de­lin­cuen­tes in­gre­sa­ron a la fir­ma co­mo par­te de la to­ma del lu­gar, un hom­bre que es­ta­ba con el gru­po de uni­for­ma­dos, que ves­tía ro­pa de co­lor os­cu­ro y usa­ba aque­lla ma­ña­na una go­rra azul con ne­gro, le dis­pa­ró a que­ma­rro­pa en el es­tó­ma­go en res­pues­ta a su pe­di­do de ayu­da.

Es­te tes­ti­mo­nio con­mo­vió a to­dos los par­ti­ci­pan­tes de la au­dien­cia, in­clu­so has­ta las lá­gri­mas en el ca­so de al­gu­nos ad­mi­nis­tra­do­res de jus­ti­cia, que se sor­pren­die­ron por lo re­la­ta­do y por la fir­me­za que de­mos­tró Pe­ña una vez más, ya que ra­ti­fi­có ayer an­te la jue­za lo que di­jo el fin de se­ma­na pa­sa­do a EL DE­BER y que su abo­ga­do reite­ró a otros me­dios de co­mu­ni­ca­ción du­ran­te la se­ma­na.

“Mi clien­te ha ra­ti­fi­ca­do to­do lo que di­jo en la en­tre­vis­ta que una fis­cal le to­mó cuan­do se re­cu­pe­ra­ba en la clí­ni­ca Foia­ni­ni de los cin­co dis­pa­ros que re­ci­bió”, ase­gu­ró Raúl Ló­pez, abo­ga­do de Pe­ña.

El ju­ris­ta in­di­có que al tes­ti­mo­nio de su clien­te se ad­jun­ta­ron las imá­ge­nes con­ge­la­das de los vi­deos de las cá­ma­ras de se­gu­ri­dad de Eurochronos, don­de se ob­ser­va el mo­men­to en que el hom­bre que in­gre­só con el gru­po de po­li­cías que to­ma­ron el lu­gar al fi­nal de la ba­la­ce­ra, le dis­pa­ra a que­ma­rro­pa.

“Las imá­ge­nes con­ge­la­das mues­tran el mo­men­to exac­to en que su­ce­dió lo que mi clien­te de­cla­ró, in­clu­so se tie­ne la ho­ra pre­ci­sa en que ocu­rrió es­ta es­ce­na”, acla­ró Ló­pez, que acom­pa­ñó a su de­fen­di­do du­ran­te las más de dos ho­ras que du­ró su tes­ti­mo­nio, des­de las 10:30 has­ta pa­sa­das las 12:30.

Otro de­ta­lle que Pe­ña vol­vió a reite­rar es la ver­sión so­bre el sui­ci­dio de Ronny Suá­rez Ma­sal­bi, el asal­tan­te que mu­rió jun­to a sus cóm­pli­ces Ca­mi­lo Pin­to Mal­do­na­do y An­to­nio Adao da Sil­va, to­dos vin­cu­la­dos al Pri­mer Co­man­do de la Ca­pi­tal (PCC).

El ge­ren­te de Eurochronos di­jo que Suá­rez se co­lo­có su ar­ma de fue­go en la bo­ca y se dis­pa­ró lue­go de ha­ber­le pe­di­do per­dón por la ba­la que le dis­pa­ró y que él aún tie­ne a po­cos cen­tí­me­tros de su co­ra­zón.

Ga­ran­tías ju­di­cia­les

Al fi­nal de la de­cla­ra­ción, la jue­za Alar­cón de­cre­tó la otor­ga­ción de ga­ran­tías cons­ti­tu­cio­na­les en fa­vor de Pe­ña, que fue lle­va­do a su do­mi­ci­lio en un vehícu­lo del Mi­nis­te­rio Pú­bli­co y es­col­ta­do por la Po­li­cía.

“Él aho­ra es­tá so­me­ti­do a un ré­gi­men de cus­to­dia es­pe­cial”, apun­tó el abo­ga­do de Pe­ña mien­tras que los fis­ca­les que fue­ron al ac­to pro­ce­sal, José Pa­rra, Jor­ge Fer­nán­dez y Yo­lan­da Agui­le­ra, ex­pli­ca­ron que el tes­ti­mo­nio del ge­ren­te se­rá trans­cri­to y guar­da­do en un so­bre la­cra­do, en es­pe­ra de ser abier­to an­te el ini­cio de un jui­cio oral.

Por otra par­te, se es­pe­ra pa­ra el 29 de es­te mes, la rea­li­za­ción de la pe­ri­cia ba­lís­ti­ca re­cons­truc­ti­va pa­ra de­ter­mi­nar de dón­de se dis­pa­ró la ba­la que ma­tó a Ana Lorena Tó­rrez.

De­cre­to ju­di­cial La jue­za de Sen­ten­cia, Li­via Alar­cón, le dio ga­ran­tías a Érick Pe­ña

Reite­ra el sui­ci­dio El ge­ren­te vol­vió a de­cir que un asal­tan­te se sui­ci­dó fren­te a él

FOTOS: HER­NÁN VIRGO

EN­TE­RE­ZA EN SUS PA­LA­BRAS

Ed­win Lan­dí­var lle­gó has­ta la UVE en­ma­ni­lla­do y con cus­to­dia po­li­cial

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.