Ale­jan­dra Alar­cón ex­po­ne en el Mu­seo Na­cio­nal.

La se­rie se com­po­ne de 30 acua­re­las, cua­tro vi­deos, una ani­ma­ción y va­rios ob­je­tos in­ter­ve­ni­dos

Los Tiempos - Lecturas - - Portada -

Los li­bros de la san­gre y de la le­che son la mues­tra in­di­vi­dual de la ar­tis­ta co­cha­bam­bi­na Ale­jan­dra Alar­cón. La ex­po­si­ción la com­po­nen 30 acua­re­las, cua­tro vi­deos, una ani­ma­ción y ob­je­tos in­ter­ve­ni­dos.

La ex­hi­bi­ción es­tá en el Mu­seo Na­cio­nal de Ar­te de Bo­li­via, en La Paz, y per­ma­ne­ce­rá abier­ta has­ta el 26 de agos­to en el mar­co de ce­le­bra­ción del 52 aniver­sa­rio de di­cho mu­seo.

“El ‘ Li­bro de la le­che’ tra­ta so­bre es­te pri­mer pro­ce­so de de­sin­te­gra­ción y re­con­fi­gu­ra­ción iden­ti­ta­ria que vi­ven la ma­dre y el hi­jo. El ‘ Li­bro de la

san­gre’ tra­ta so-

“En es­ta nue­va re­elec­tu­ra que ha­go del mi­to. Per­sé­fo­ne no es víc­ti­ma de Ha­des, lo mas­cu­lino; sino más bien, un per­so­na­je o en­ti­dad ac­ti­va”.

bre la re­pro­duc­ción, el abor­to ( vo­lun­ta­rio o no), la mens­trua­ción o pér­di­da de la vir­gi­ni­dad y la aper­tu­ra o co­ne­xión con el mun­do te­lú­ri­co, ha­cia el vér­ti­ce don­de se unen la vi­da y la muer­te. La in­son­da­ble re­la­ción que te­ne­mos con la na­tu­ra­le­za”, ase­gu­ra la des­ta­ca­da ar­tis­ta y co­men­ta que pa­ra es­te tra­ba­jo hi­zo una re

elec­tu­ra del mi­to de Per­sé­fo- ne, mi­to tra­ba­ja­do am­plia­men­te en la pin­tu­ra en Oc­ci­den­te, pe­ro des­de una vi­sión mas­cu­li­na. La his­to­ria ha­bla de una jo­ven don­ce­lla que fue rap­ta­da por Ha­des ( rey del in­fra­mun­do) y que la obli­ga a ca­sar­se con él pa­ra que se con­vier­ta en la rei­na del in­fra­mun­do, ade­más de una dio­sa.

“En es­ta nue­va re­elec­tu­ra que ha­go del mi­to, Per­sé­fo­ne no es víc­ti­ma de Ha­des, lo mas­cu­lino; sino más bien, un per­so­na­je o en­ti­dad ac­ti­va. Se­du­ce al Ha­des ( que en mi se­rie es una par­te de ella mis­ma que in­te­gra­rá), es un ac­to de­ci­di­do de la na­tu­ra­le­za en bus­ca de con­ti­nui­dad, en la que la uni­fi­ca­ción y des­bor­de no res­pe­tan las de­ter­mi­na­cio­nes cul­tu­ra­les. Per­sé­fo­ne se­du­ce al Ha­des con la gra­na­da que es a su vez su úte­ro co­ra­zón, cuan­do la gra­na­da se des­gra­na o es pro­ba­da, ella se con­vier­te en él o él es in­te­gra­do en un nue­vo ser, a tra­vés del cual se efec­túa la co­ne­xión con el in­fra­mun­do o lo te­lú­ri­co”, afir­ma Alar­cón.

Mues­tra. Par­te del tra­ba­jo de la ar­tis­ta Ale­jan­dra Alar­cón que es­tá en ex­po­si­ción en el Mu­seo Na­cio­nal de Ar­te de Bo­li­via.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.