SHI­RAZ O SHIRAH

Los Tiempos - Oh - - GASTRONOMÍA -

Es un vino sa­bro­so, in­ten­so, es­pe­cia­do y afru­ta­do. Es ela­bo­ra­do con es­ta ce­pa de uva y es lon­ge­vo. Por su po­ten­cial de guar­da en bo­te­lla, se lo pue­de en­con­trar des­de los cua­tro años has­ta 15 o18, de­pen­dien­do de su con­cen­tra­ción.

CA­TA VI­SUAL

Pre­sen­ta un al­to con­te­ni­do de ta­ni­nos (sus­tan­cia co­lo­ran­te), por lo tan­to es a la vis­ta ten­den­cial­men­te in­ten­so, no muy tras­pa­ren­te. Se de­tec­ta un ro­jo ru­bí pa­ra los vi­nos más jó­ve­nes ( los que no pa­sa­ron por ba­rri­ca, con ma­ti­ces pur­pu­ras) y sue­le co­lo­rar­se de ro­jo gra­na­da y anaran­ja­do pa­ra los añe­ja­dos ( los que pa­sa­ron por ba­rri­ca), con ma­ti­ces más te­nues. Los shi­raz son vi­nos muy con­cen­tra­dos, con una óp­ti­ma con­sis­ten­cia acom­pa­ña­da de un te­nor al­cohó­li­co im­por­tan­te. Por es­ta mis­ma ra­zón se for­man pe­que­ños círcu­los al in­te­rior de la co­pa co­mo sig­nos de una evi­den­te re­sis­ten­cia del vino a la ro­ta­ción de la co­pa.

CA­TA OLFATIVA

Los aro­mas de es­te vino son muy com­ple­jos. Na­ta­li los de­fi­ne co­mo “vi­nos pen­sa­ti­vos, ap­tos pa­ra las no­ches en bue­na com­pa­ñía y fi­lo­so­fan­do so­bre la vi­da”. Se per­ci­be has­ta cuan­do el vino es coupa­ge en otros vi­nos. Es el ca­so tí­pi­co del aro­ma es­pe­cia­do a la pi­mien­ta ne­gra, pe­ro tam­bién a las no­tas afru­ta­das co­mo ci­rue­la, ce­re­za, ri­bes, arán­dano y mora. En al­gu­nos se pue­de per­ci­bir un de­li­ca­do aro­ma de vio­le­ta y, se­gún su ori­gen, los aro­mas afru­ta­dos y flo­rea­dos

cam­bian de “tono”. Las to­na­li­da­des me­nos ma­du­ras y un po­co más ve­ge­ta­les co­rres­pon­den a vi­nos ela­bo­ra­dos en cli­mas fres­cos. Mien­tras que los vi­nos ela­bo­ra­dos en zo­nas cá­li­das son de­ci­di­da­men­te más dul­ces, pe­ro con no­tas es­pe­cia­das y mar­ca­das. En cuan­to a los aro­mas ter­cia­rios ( los que se desa­rro­llan con la ba­rri­ca), son fre­cuen­tes en los vi­nos shi­raz los aro­mas a vai­ni­lla, re­ga­liz, ta­ba­co, cho­co­la­te amar­go, ca­cao y cue­ro con no­tas bal­sá­mi­cas de eu­ca­lip­to y men­tol.

CA­TA GUSTATIVA

La al­ta pre­sen­cia de po­ni­fe­no­les (sus­tan­cias aro­má­ti­cas) y ta­ni­nos (sus­tan­cias co­lo­ran­tes) con­fie­ren al vino una bue­na es­truc­tu­ra al pa­la­dar y una bue­na re­sis­ten­cia al des­can­so en ba­rri­ca que re­ga­la al vino ma­yor cuer­po. “Es por es­to que un vino shi­raz jo­ven ten­drá una aber­tu­ra al pa­la­dar mu­cho más as­trin­gen­te y me­nos cor­po­so que el vino añe­ja­do”, ex­pli­ca la enó­lo­ga.

MA­RI­DA­JE

Es­te vino es muy ver­sá­til. Acom­pa­ña per­fec­ta­men­te a las car­nes ro­jas a la pa­rri­lla, gui­sos o es­to­fa­dos, car­ne de cordero, de ca­za en ge­ne­ral. “Ten­dría­mos que pro­bar­lo al la­do del cuy o del co­chi. Su sua­vi­dad es una per­fec­ta pa­re­ja pa­ra que­sos ma­du­ros o aro­ma­ti­za­dos, pe­ro en ge­ne­ral acon­se­jo acom­pa­ñar­lo con sa­bo­res fuer­tes y es­pe­cia­dos”.

TIPS DE PLA­TOS

Cor­de­ri­to en agri­dul­ce. Chan­cho con romero. Ga­lle­tas de arán­da­nos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.