EL MáS FRíO

Los Tiempos - Oh - - DESTINOS -

El his­tó­ri­co Ice Ho­tel en Juk­kas­jär­vi, Sue­cia, cons­trui­do con blo­ques de hie­lo que se de­rri­ten ca­da pri­ma­ve­ra y son re­cons­trui­dos ca­da in­vierno se pue­de con­si­de­rar el ho­tel más frío del mun­do, aun­que tam­bién ofre­ce ha­bi­ta­cio­nes con ca­le­fac­ción.

Las sui­tes frías tie­nen una tem­pe­ra­tu­ra de en­tre -5 y -8 ºC y ca­da una de ellas tie­ne una te­má­ti­ca in­di­vi­dual úni­ca, con muebles de hie­lo es­cul­pi­dos a mano por ar­tis­tas in­ter­na­cio­na­les.

Las ha­bi­ta­cio­nes in­clu­yen ca­mas ex­clu­si­vas Car­pe Diem con sa­cos de dor­mir tér­mi­cos y man­tas de piel de reno. El pre­cio sin em­bar­go no de­ja­rá he­la­do a los clien­tes, se pue­de re­ser­var una no­che des­de 130 eu­ros.

LOS MáS EX­TRA­VA­GAN­TES

A las ori­llas del río Ij en Áms­ter­dam, se en­cuen­tra un inusual ho­tel Fa­ral­da Cra­ne Ho­tel, en Ams­ter­dam, Ho­lan­da. Se tra­ta de una grúa con tres sui­tes, una al­ber­ca y un loun­ge con vis­ta pa­no­rá­mi­ca. Es co­no­ci­do por ser el re­fu­gio de DJ, ce­le­bri­da­des y CEO, los cua­les dis­fru­tan de su es­tan­cia y uti­li­zan el ho­tel co­mo un pun­to de en­cuen­tro in­tere­san­te.

Otro de los ho­te­les más ra­ros es­tá en el co­ra­zón de la sel­va pa­ta­gó­ni­ca de Chi­le, don­de se en­cuen­tra la her­mo­sa Re­ser­va Bio­ló­gi­ca Hui­lo Hui­lo, con­si­de­ra­da pa­tri­mo­nio na­tu­ral. Cuen­ta con va­rios alo­ja­mien­tos, en­tre los cua­les Mon­ta­ña Má­gi­ca Lod­ge es el más in­tere­san­te, ya que con­sis­te en un vol­cán des­de cu­ya ci­ma des­cien­de una her­mo­sa cas­ca­da. Sin du­da, es un lu­gar en el que po­drás apre­ciar la ma­jes­tuo­si­dad del me­dio am­bien­te.

Asi­mis­mo, des­de enero de 2018, el V8 Ho­tel Stutt­gart, en Ale­ma­nia, con­for­ma­do por 153 ha­bi­ta­cio­nes, es un te­so­ro pa­ra los aman­tes de los co­ches, ya que tan­to los cuar­tos co­mo las áreas co­mu­nes alu­den a la in­dus­tria au­to­mo­vi­lís­ti­ca, co­mo el res­tau­ran­te Pick-Up y el bar, que se en­cuen­tra en una zo­na en la que se ven­den au­tos an­ti­guos de gran ca­li­dad.

Otra jo­ya ex­tra­or­di­na­ria es el Au Vieux Pa­nier - Mar­se­lla, en Fran­cia. Di­se­ña­do por ar­tis­tas de Pixtl, un es­tu­dio fun­da­do por un dúo de di­se­ña­do­res, es­te ho­tel es per­fec­to pa­ra apre­ciar el ar­te des­de un es­pa­cio có­mo­do e inigua­la­ble. Ca­da una de sus ha­bi­ta­cio­nes tie­ne un te­ma dis­tin­to, ya sea abs­trac­to, mi­ni­ma­lis­ta o su­rrea­lis­ta, de mo­do que sen­ti­rás que te en­cuen­tras den­tro de una obra de ar­te en to­do mo­men­to. Ade­más, el ho­tel cuen­ta con una pe­que­ña ga­le­ría con pie­zas va­ria­das.

El Pa­la­cio de Sal, ubi­ca­do en las ori­llas del ma­jes­tuo­so sa­lar de Uyu­ni en Bo­li­via, es­tá cons­trui­do úni­ca­men­te con sal. Des­de sus im­pre­sio­nan­tes ins­ta­la­cio­nes, co­mo la al­ber­ca, los cuar­tos y las áreas co­mu­nes, pue­de apre­ciar­se el im­po­nen­te pai­sa­je. Vi­vi­rás una pla­cen­te­ra ex­pe­rien­cia en el pri­mer ho­tel he­cho de sal en to­do el mun­do, ubi­ca­do a 25 km de Uyu­ni 25, Po­to­sí.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.