An­drés Be­llo: un ve­ne­zo­lano que es­tá en nues­tra his­to­ria

Centrito - - PORTADA -

¿Sa­bías que el primer rec­tor de la Uni­ver­si­dad de Chi­le fue un ve­ne­zo­lano? Así es. An­drés Be­llo, un ilus­tra­do hom­bre na­ci­do en Ca­ra­cas, en 1780, arri­bó a nues­tro país con su fa­mi­lia en 1829. De in­me­dia­to, Be­llo de­tec­tó la ne­ce­si­dad de am­pliar las ac­ti­vi­da­des edu­ca­ti­vas en Chi­le y fo­men­tar la cul­tu­ra, so­bre to­do en lo re­la­ti­vo al ma­ne­jo del idio­ma.

Co­mo pro­fe­sor, An­drés Be­llo sin­tió la ne­ce­si­dad de que sus alum­nos con­ta­ran con un tex­to que les sir­vie­ra de guía pa­ra sus es­tu­dios de De­re­cho. En 1831 pu­bli­có Prin­ci­pios de De­re­cho de Gen­tes, que fue re­ci­bi­do con gran ad­mi­ra­ción y éxi­to en la so­cie­dad san­tia­gui­na.

Por otra par­te, su ma­yor in­quie­tud era la pé­si­ma for­ma de ha­blar y es­cri­bir de los chi­le­nos, bas­tan­te de­fi­cien­te en­tre los po­lí­ti­cos y di­ri­gen­tes de la épo­ca, es­cri­bien­do va­rios tex­tos re­la­cio­na­dos con la or­to­gra­fía y len­gua cas­te­lla­na. Por los éxi­tos de sus obras, la Real Aca­de­mia Es­pa­ño­la de la Len­gua lo nom­bró en 1851 miem­bro ho­no­ra­rio, y diez años más tar­de lo in­cor­po­ró co­mo miem­bro co­rres­pon­dien­te.

Sin em­bar­go, el tra­ba­jo más re­co­no­ci­do vino de la mano con la re­dac­ción de la ley que da­ría vida a un nue­vo cen­tro de es­tu­dios que re­em­pla­za­ría a la Real Uni­ver­si­dad de San Fe­li­pe.

El 19 de no­viem­bre de 1842 fue apro­ba­do por el Con­gre­so el cuer­po le­gal que dio na­ci­mien­to a la Uni­ver­si­dad de Chi­le. An­drés Be­llo fue su primer rec­tor y la di­ri­gió has­ta 1865.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.