Go­bierno des­ti­tu­ye a ge­ne­ral por ca­so de co­mu­ne­ro

El Centro - - Chile Y El Mundo -

SAN­TIA­GO, EFE.- El Go­bierno anun­ció ayer la des­ti­tu­ción del je­fe de Or­den y Se­gu­ri­dad de Ca­ra­bi­ne­ros, el ge­ne­ral Ch­ris­tian Fran­za­ni, en el mar­co de las con­tra­dic­cio­nes y men­ti­ras en que han in­cu­rri­do miem­bros de la ins­ti­tu­ción res­pec­to del ho­mi­ci­dio del co­mu­ne­ro ma­pu­che Camilo Ca­tri­llan­ca.

La de­ci­sión fue co­mu­ni­ca­da al ofi­cial por el ge­ne- ral di­rec­tor de Ca­ra­bi­ne­ros, Her­mes So­to, con­for­me a ins­truc­cio­nes del Go­bierno y co­mu­ni­ca­da de in­me­dia­to al mi­nis­tro del In­te­rior, An­drés Chad­wick.

“Du­ran­te es­ta ma­ña­na se acep­tó la re­nun­cia del di­rec­tor na­cio­nal de Or­den y Se­gu­ri­dad, ge­ne­ral ins­pec­tor Ch­ris­tian Fran­za­ni Ci­fuen­tes”, in­for­mó la ins­ti­tu­ción en un co­mu­ni­ca­do.

Agre­gó que en su lu­gar su­bro­ga­rá el car­go el ge­ne­ral ins­pec­tor Jo­sé Ri­ve­ra Ae­do, quien se desem­pe­ña­ba has­ta aho­ra co­mo je­fe de Zo­na Me­tro­po­li­ta­na.

An­tes de lle­gar a la je­fa­tu­ra de or­den y se­gu­ri­dad, Fran­za­ni fue du­ran­te tres años el je­fe re­gio­nal de Ca­ra­bi­ne­ros en La Arau­ca­nía y el pa­sa­do 14 de no­viem­bre, cuan­do el co­mu­ne­ro fue ase­si­na­do de un dis­pa­ro en la nu­ca, fue en­via­do a la zo­na por el ge­ne­ral di­rec­tor, Her­mes So­to, a cons­ta­tar lo ocu­rri­do.

Fran­za­ni via­jó acom­pa­ña­do de un equi­po de abo­ga­dos, an­tes de que se di­fun­die­ran las pri­me­ras ver­sio­nes del in­ci­den­te, que sa­lie­ron unas ho­ras des­pués a la luz pú­bli­ca y que re­sul­ta­ron ser falsas y de las que en pri­me­ra ins­tan­cia el Go­bierno se hi­zo eco.

En ellas, se acu­sa­ba a Ca­tri­llan­ca de ha­ber par­ti­ci­pa­do en un asal­to pa­ra ro­bar tres au­to­mó­vi­les, que era un de­lin­cuen­te con an­te­ce­den­tes y que su muer­te se pro­du­jo en me­dio de un ti­ro­teo en­tre la Po­li­cía y los pre­sun­tos la­dro­nes de los vehícu­los, en­tre otras afir­ma­cio­nes.

Las pe­ri­cias e in­ves­ti­ga­cio­nes or­de­na­das por la Fis­ca­lía han des­acre­di­ta­do por com­ple­to las afir­ma­cio­nes, que con el co­rrer de los días han si­do mo­di­fi­ca­das por los in­vo­lu­cra­dos.

Fran­za­ni se con­vir­tió en el oc­ta­vo miem­bro de Ca­ra­bi­ne­ros que de­be aban­do­nar la ins­ti­tu­ción a cau­sa de es­te ca­so, in­clui­dos dos ge­ne­ra­les, un co­ro­nel y cin­co sar­gen­tos, sub­ofi­cia­les o ca­bos.

Es­tos úl­ti­mos son los cua­tro po­li­cías que par­ti­ci­pa­ron di­rec­ta­men­te en el ope­ra­ti­vo, en­tre ellos el au­tor del dis­pa­ro mor­tal, Car­los Alar­cón, y Víc­tor Ávi­la, quien gra­bó el in­ci­den­te y des­pués des­tru­yó la me­mo­ria de la cá­ma­ra, aun­que aho­ra, a tra­vés de su abo­ga­do, lo nie­ga.

Alar­cón, en tan­to, di­fun­dió un vi­deo gra­ba­do mien­tras es­ta­ba en pri­sión pre­ven­ti­va, en el que ase­gu­ró que tras el in­ci­den­te, les ha­bían or­de­na­do men­tir so­bre el mis­mo. Un ca­bo que fue el au­tor de la gra­ba­ción fue tam­bién ex­pul­sa­do de la Po­li­cía.

To­das es­tas si­tua­cio­nes, se­gún fuen­tes vin­cu­la­das al ca­so, ha­bían pues­to al ge­ne­ral Fran­za­ni en la mi­ra del Go­bierno.

El ase­si­na­to de Camilo Ca­tri­llan­ca si­gue ge­ne­ran­do reac­cio­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.