“TIE­NE UN EM­PU­JE Y UNA FUER­ZA... FÍ­SI­CA­MEN­TE ES UN POR­TEN­TO”

El Gráfico - - #FÚTBOLINTER - @ji­gar­de­lla

Car­les Re­xach lle­vó a la Pul­ga al Bar­ce­lo­na, lue­go de fir­mar una ser­vi­lle­ta. Tras 44 años en el club cu­lé, cree que el Rey me­re­ce más con­ti­nui­dad en la mi­tad de la can­cha: “En al­gu­nos par­ti­dos de al­to ni­vel, al Ba­rça le ha fal­ta­do un po­co de ‘múscu­lo’ en el me­dio del cam­po”.

JUAN IGNACIO GARDELLA

Cuen­ta la le­yen­da que Lio­nel Messi te­nía 12 años y ya des­lum­bra­ba a to­dos en Ar­gen­ti­na. Al otro la­do de la cor­di­lle­ra se en­con­tra­ba Car­les Re­xach, por ese en­ton­ces, en­tre­na­dor del Bar­ce­lo­na, quien lo vio ju­gar y tam­bién que­dó en­can­ta­do. Por ello, se jun­tó en un bar con el pa­pá de la Pul­ga y se com­pro­me­tió a fi­char­lo fir­man­do una… ser­vi­lle­ta.

Ese des­cu­bri­mien­to, tal vez el más im­por­tan­te en la his­to­ria del club cu­lé, fue só­lo uno más de los apor­tes que hi­zo Charly al equi­po de sus amo­res. Tal co­mo Leo, lle­gó cuan­do te­nía una do­ce­na de pri­ma­ve­ras a la ins­ti­tu­ción ca­ta­la­na, en la cual es­tu­vo 44 años -ré­cord de re­la­ción con­trac­tual en­tre el Ba­rça y una per­so­na na­tu­ral-, cin­co en la can­te­ra, 17 co­mo ju­ga­dor del plan­tel es­te­lar y 22 co­mo in­te­gran­te del cuer­po téc­ni­co.

El cli­ché pe­rio­dís­ti­co de “voz au­to­ri­za­da” qui­zá nun­ca se ha usa­do de me­jor for­ma que aho­ra. Por eso, di­ga lo que di­ga so­bre Ar­tu­ro Vidal, me­re­ce ser es­cu­cha­do. Y va­ya que di­ce.

¿Có­mo ha vis­to a Vidal en es­tos pri­me­ros par­ti­dos?

En prin­ci­pio, bien. Lo que pa­sa es que es un ju­ga­dor que ha lle­ga­do ha­ce po­co y qui­zá el Bar­ce­lo­na jue­ga di­fe­ren­te, en es­pa­cios muy re­du­ci­dos. Tam­bién vie­ne de una le­sión im­por­tan­te, pe­ro cuan­do ha en­tra­do, ha es­ta­do a buen ni­vel. Lo úni­co que le ha­ce fal­ta es te­ner más con­ti­nui­dad y así po­der de­mos­trar to­das sus ap­ti­tu­des.

¿Tie­ne el “ADN Ba­rça” del que tan­to se ha ha­bla­do?

Sí. El Ba­rça ha bus­ca­do un ju­ga­dor de sus ca­rac­te­rís­ti­cas, por­que tie­ne un em­pu­je y una fuer­za que le ha fal­ta­do en los úl­ti­mos tiem­pos, y el Bar­ce­lo­na es­tá bus­can­do ese com­ple­men­to. Vidal lo tie­ne, por­que fí­si­ca­men­te es un por­ten­to y en el me­dio­cam­po pue­de ha­cer mu­cho tra­ba­jo.

Por lo que ha mos­tra­do en los mi­nu­tos que le ha da­do Er­nes­to Val­ver­de, ¿me­re­ce más tiem­po en can­cha?

Sí. Yo creo que po­co a po­co tie­ne que ir ju­gan­do más mi­nu­tos. Es un ju­ga­dor con­sa­gra­do, que ya no tie­ne que de­mos­trar na­da. Le ha to­ca­do en­trar en al­gu­nos par­ti­dos que prác­ti­ca­men­te es­ta­ban ga­na­dos, a con­tem­po­ri­zar el jue­go, pe­ro el otro día en­tró des­de el ini­cio. Ya va a ir mos­tran­do sus cua­li­da­des.

¿Vidal le pue­de apor­tar al Bar­ce­lo­na, en­ton­ces, esa lu­cha en el me­dio que le ha fal­ta­do en los úl­ti­mos tiem­pos?

Sí, por­que al Ba­rça, en al­gu­nos par­ti­dos de al­to ni­vel, le ha fal­ta­do, co­mo se di­ce aquí, un po­co de “múscu­lo” en el me­dio del cam­po, más fuer­za. En ese as­pec­to, el Bar­ce­lo­na ha ga­na­do mu­chí­si­mo.

¿Hay un po­co de te­mor de que pue­da pa­sar lo mis­mo que le pa­só a Pau­lin­ho, que fi­nal­men­te no en­ca­jó?

No. En eso tie­ne una gran ven­ta­ja, que es que tie­ne una men­ta­li­dad muy fuer­te. Es­to, pa­ra ju­gar en un equi­po gran­de co­mo el Ba­rça, es im­por­tan­te. Ade­más, hay que te­ner en cuen­ta que él vie­ne de es­tar en equi­pos gran­des y eso te mar­ca mu­cho.

“Po­co a po­co tie­ne que ir ju­gan­do más mi­nu­tos. Es un ju­ga­dor con­sa­gra­do, que ya no tie­ne que de­mos­trar na­da. Ya va a ir mos­tran­do sus cua­li­da­des”

Re­xach lle­vó a Leo al Bar­ce­lo­na / GETTY

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.