Un Pu­ma que no le te­me a las al­tu­ras

An­to­fa­gas­ta dispu­tará es­te año su pri­me­ra com­pe­ti­ción con­ti­nen­tal, en la Co­pa Su­da­me­ri­ca­na. Se re­for­zó con nom­bres co­no­ci­dos y ade­más, lo­gró re­te­ner a ca­si to­das sus fi­gu­ras de la tem­po­ra­da pa­sa­da.

El Gráfico - - #FÚTBOLCHILENO - JOR­GE BUENO @Jor­gi­to_­good

De­por­tes An­to­fa­gas­ta era un club que sim­ple­men­te exis­tía. Al­gu­nos años es­ta­ba en Pri­me­ra A, otros tan­tos es­tu­vo en la B. Los hin­chas siem­pre so­ña­ron con ver a su elen­co en la cús­pi­de, pe­ro has­ta el 2016, eran me­ras com­par­sas. En ese año, ob­tu­vie­ron un sép­ti­mo lu­gar, la me­jor ubi­ca­ción his­tó­ri­ca del CDA en la se­rie de ho­nor del fút­bol chi­leno, de la mano del en­tre­na­dor Be­ñat San Jo­sé.

En el Tran­si­ción 2017 re­pi­tie­ron el 7º lu­gar con Ni­co­lás Lar­ca­món. Y el re­cién pa­sa­do 2018, fi­na­li­za­ron cuartos y por pri­me­ra vez, cla­si­fi­ca­ron a una cer­ta­men in­ter­na­cio­nal, la Co­pa Su­da­me­ri­ca­na, don­de se me­di­rá con el po­de­ro­so Flu­mi­nen­se.

Un su­ce­so que a to­das lu­ces, pue­de ser fun­da­men­tal en los 52 años de his­to­ria del Club de De­por­tes An­to­fa­gas­ta. Y ade­más, obli­gó a la di­ri­gen­cia a dar un sal­to de ca­li­dad. Lo lo­gra­do no pue­de ser ca­sua­li­dad, sino fru­to de un tra­ba­jo pre­vio, y pre­ci­sa­men­te, eso es lo que ha trans­for­ma­do a los Pumas. Aho­ra son un club que go­za de bue­na sa­lud y en­ci­ma, atra­yen­te pa­ra ju­ga­do­res, que ven una vi­tri­na de­por­ti­va pa­ra dispu­tar co­sas im­por­tan­tes.

Así, lle­ga­ron a la tien­da fe­li­na va­lo­res co­mo By­ron Nie­to (Bar­ne­chea), Franz Schultz (Uni­ver­si­dad de Chi­le), Gon­za­lo Fie­rro (Co­lo Co­lo), Ri­car­do Blan­co (Cu­ri­có Uni­do) y Jo­sé Ban­dez (Ca­ra­bo­bo, Ve­ne­zue­la). Mien­tras que otros ju­ga­do­res co­mo Ja­son Flo­res y Fe­li­pe Flo­res, re­no­va­ron con­tra­to con la ins­ti­tu­ción.

En esa lí­nea, el ex de­lan­te­ro de Co­lo Co­lo com­par­te la vi­sión de que el CDA es un buen lu­gar pa­ra el fut­bo­lis­ta: “Me gus­ta que el club ten­ga esa am­bi­ción, esa ham­bre, de no ser el An­to­fa­gas­ta de tres o cua­tro años atrás, don­de el ob­je­ti­vo del club era no des­cen­der. Hoy no es así. Le pre­gun­tas al hin­cha, a la gen­te que tra­ba­ja en el club, di­rán que es cla­si­fi­car a una co­pa in­ter­na­cio­nal, pe­lear arri­ba. Nos he­mos ga­na­do un res­pe­to de lo­cal y hay que man­te­ner­lo”, re­fle­xio­nó el po­pu­lar FF17.

Por su par­te, el fla­man­te re­fuer­zo pro­ve­nien­te de Cu­ri­có Uni­do, el ar­gen­tino Ri­car­do Blan­co, re­co­no­ció que pre­fi­rió a los Pumas, an­tes que a la Uni­ver­si­dad de Chi­le. “Es ver­dad que es­ta­ba la po­si­bi­li­dad de la U, pe­ro al fi­nal de­ci­dí ve­nir acá, ya que es una es­cua­dra muy bue­na, con ex­ce­len­tes ju­ga­do­res y con desafíos in­tere­san­tes pa­ra cual­quier fut­bo­lis­ta (...) me gus­tó la pro­pues­ta del técnico y los ob­je­ti­vos que hay en es­te club”, di­jo el vo­lan­te en de­cla­ra­cio­nes efec­tua­das al dia­rio La Es­tre­lla de An­to­fa­gas­ta.

TO­DOS ALI­NEA­DOS

El pre­si­den­te de la ins­ti­tu­ción, Jor­ge Sán­chez, tie­ne cla­ro que An­to­fa­gas­ta no pue­de com­pe­tir, en tér­mi­nos eco­nó­mi­cos y de in­fra­es­truc­tu­ra, con los equi­pos gran­des. Sin em­bar­go, apues­ta por po­si­cio­nar al equi­po den­tro de una éli­te de fút­bol na­cio­nal.

En esa lí­nea, el man­da­más in­di­có que “to­mé la pre­si­den­cia del club ha­ce cin­co años y al prin­ci­pio fue muy di­fí­cil por­que cuan­do lo com­pra­mos, es­ta­ba prác­ti­ca­men­te en quie­bra. Deu­das por to­dos la­dos, con Te­so­re­ría (de la Re­pú­bli­ca) (...) eso to­mó un par de años pa­ra po­der arre­glar to­do eso y ahí em­pe­za­mos el tra­ba­jo de po­der ar­mar un plan­tel, que es lo más di­fí­cil. Te­ner un equi­po una co­sa, un plan­tel es otra, por­que hay que te­ner una ba­se”.

Una mi­ra­da si­mi­lar es la que sos­tu­vo en sep­tiem­bre del año pa­sa­do, el en­tre­na­dor Ge­rar­do Ame­li. En un diá­lo­go con la re­vis­ta El Grá­fi­co Chi­le, el tras­an­dino ar­gu­men­tó que: “Es un club or­de­na­do en to­do as­pec­to. No­so­tros, co­mo cuer­po técnico, ve­ni­mos con mu­chas ideas, apor­tar nues­tra mi­ra­da, nues­tra vi­sión, to­do lo que po­de­mos des­de nues­tra ener­gía pa­ra con­se­guir los ob­je­ti­vos. Se es­tá lo­gran­do, pe­ro no es en fun­ción de una per­so­na, es un con­jun­to de co­sas que fun­cio­nan bien”.

El elen­co pu­ma ya se fro­ta la ma­nos. El es­pe­ra­do de­but en la are­na in­ter­na­cio­nal se­rá de vi­si­tan­te, an­te el po­de­ro­so Flu­mi­nen­se de Bra­sil, el pró­xi­mo miér­co­les 13 de fe­bre­ro, por la pri­me­ra fa­se de la Co­pa Su­da­me­ri­ca­na. Des­de aho­ra en ade­lan­te, só­lo que­da so­ñar.

“Me gus­ta que el club ten­ga esa am­bi­ción, esa ham­bre, de no ser el An­to­fa­gas­ta de tres o cua­tro años atrás, don­de el ob­je­ti­vo del club era no des­cen­der. Hoy no es así. Le pre­gun­tas al hin­cha, a la gen­te que tra­ba­ja en el club, di­rán que es cla­si­fi­car a una co­pa in­ter­na­cio­nal, pe­lear arri­ba” Fe­li­pe Flo­res, de­lan­te­ro pu­ma

Ame­li lle­vó a su equi­po a un his­tó­ri­co lu­gar / AGENCIAUNO

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.