El mo­men­to ideal pa­ra rea­li­zar las man­ten­cio­nes

Me­jor ilu­mi­na­ción na­tu­ral y tem­pe­ra­tu­ras más al­tas ayu­dan con es­ta ne­ce­sa­ria la­bor que bus­ca co­rre­gir y re­pa­rar los da­ños que oca­sio­na el pa­so del tiem­po.

La Cuarta - El Constructor - - COLUMNA DE DUOC UC - Ale­jan­dro Ga­laz Do­cen­te de la Es­cue­la de Cons­truc­ción Duoc UC, Mai­pú.

Hay mu­chos fac­to­res que in­ci­den a la ho­ra de rea­li­zar las re­pa­ra­cio­nes del ho­gar, y uno de ellos es, por ejem­plo, el mo­men­to en que se de­ci­de ha­cer las muy ne­ce­sa­rias man­ten­cio­nes. Es­te tiem­po,

don­de hay más ilu­mi­na­ción na­tu­ral y las tem­pe­ra­tu­ras son más al­tas, es ideal pa­ra apro­ve­char de re­pa­rar da­ños ex­te­rio­res que pue­dan pro­vo­car, con el tiem­po, cos­to­sos de­te­rio­ros en ca­sas u ofi­ci­nas.

Co­sas que hay que te­ner en cuen­ta pa­ra rea­li­zar una man­ten­ción

Pe­rí­me­tro y ex­te­rior de la ca­sa/ofi­ci­na: a) Te­chum­bre: pos­te­rior al pe­rio­do de llu­vias, se de­be re­vi­sar en qué con­di­cio­nes que­dó la cu­bier­ta y eva­luar si es ne­ce­sa­rio rea­li­zar al­gu­na in­ter­ven­ción, ya sea cam­bio de canaletas, co­rro­bo­rar si se man­tie­ne en su po­si­ción las ba­ja­das de aguas llu­vias et­cé­te­ra. Al mo­men­to de dar una co­rrec­ta man­ten­ción, es fun­da­men­tal ser muy pre­ca­vi­dos con la for­ma de ha­cer el tra­ba­jo, con­tar con una muy bue­na es­ca­le­ra y con otra per­so­na que ayu­de, de tal for­ma de evi­tar ac­ci­den­tes.

Si ob­ser­va que hay man­chas de hu­me­dad en el cie­lo es por­que exis­te al­gu­na fil­tra­ción que, de no ser tra­ta­da, da­ña­rá plan­chas de ye­so-car­tón. Lo ha­bi­tual es que se pro­duz­can fil­tra­cio­nes en las unio­nes en­tre mu­ros y te­chum­bre, por lo tan­to, se su­gie­re ha­cer una re­pa­ra­ción y nue­va­men­te im­per­mea­bi­li­zar. b) Pi­sos ex­te­rio­res: los pi­sos de pie­dras que que­dan a la som­bra acu­mu­lan mus­go, es­tos pue­den ser lim­pia­dos con al­gún pro­duc­to quí­mi­co que se en­cuen­tre en las gran­des tien­das. En el ca­so de no que­rer usar­lo, se re­co­mien­da el uso de la hi­dro­la­va­do­ra, pro­yec­tan­do el agua en for­ma dia­go­nal, y

de es­ta for­ma po­der em­pu­jar los re­si­duos ha­cia al­gún la­do de te­rreno na­tu­ral, en ca­so de que no cuen­te con ca­na­le­ta cer­ca­na. c) Mu­ros pe­ri­me­tra­les: se

de­be re­vi­sar si la hu­me­dad ha da­ña­do los mu­ros. Ras­pe con es­pá­tu­la las pin­tu­ras suel­tas, apli­que pas­ta mu­ro acrí­li­ca, li­je has­ta di­si­mu­lar la grie­ta y vuel­va a pin­tar.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.