La Cuarta

La envidia se lo come por la patrona del goleador

- Envíe sus consultas y dramas de tipo amoroso a: doctorcari­no@lacuarta.cl

Doctor Cariño:

Ayúdeme o me voy a enloquecer. Al lado de mi casa llegó a vivir un futbolista re conocido, pero prefiero no dar su nombre o me mandará a sacar la cresta. El tema es que su esposa es una Barbie, que tiene a todo el barrio en llamas y pa’ qué le digo la escoba que deja cuando va a la feria. Y yo desde mi ventana tengo la buena y mala suerte que da justo a la piscina de ellos, así que la veo en HD cómo se dora en la pisicina y se vuelve loquita cuando invita a sus amigas y se toman unos traguitos. ¿Por qué la vida es tan injusta? Ella es demasiado rica y el tonto tan federico, que sólo tiene el don de meterla adentro del arco. ¿Cómo lo hago para sacármela de la cabeza? Ayuda por el amor de Jehová.

Lucas Don Luquitas:

Imagino cómo debe andar de la tendinitis con ese calvario calenturri­ento que vive. Y me acordé del Chavito del 8 o nunca escuchó eso de que la “envidia nunca es buena, porque mata el alma y la envenena”. Andar mirando a la mujer del prójimo es pecado, por más que sea un monumento. Y aparte de las fantasías, que todos tenemos, no hay nada que pueda hacer más allá de apuñalarse el ombligo. Además, quién dijo que el goleador es tan adefesio como usted lo dice de picado, picado. ¿O usted se cree un Ken de Barbie también? Busque su propio camino, el mundo está lleno de belleza. Y sólo confórmens­e con que mirar es gratis.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile