Lle­gar a ma­ña­na

La Hora - - En2minutos - Hum­ber­to Si­chel Pe­rio­dis­ta y con­duc­tor de no­ti­cias en CHV

Es­te fin de se­ma­na tu­ve la suer­te de vi­si­tar el “Mu­seu do Aman­hâ” (mu­seo del ma­ña­na) en Río de Ja­nei­ro, ini­cia­ti­va pú­bli­co-pri­va­da que bus­ca aler­tar so­bre los brus­cos cam­bios que vi­ve el pla­ne­ta co­mo re­sul­ta­do de la ac­ción del hom­bre. Las ci­fras que se pue­den leer y es­cu­char en dis­tin­tas pla­ta­for­mas re­sul­tan es­ca­lo­frian­tes, pe­ro tam­bién nos in­vi­tan a pen­sar en el fu­tu­ro al plan­tear­nos pre­gun­tas sim­ples, aun­que pro­fun­das co­mo “¿ha­cia dón­de que­re­mos ir?”. El edi­fi­cio pre­di­ca con el ejem­plo y so­bre su mo­der­na es­truc­tu­ra hay ins­ta­la­das pla­cas fo­to­vol­tai­cas que cam­bian de di­rec­ción tres ve­ces al día pa­ra re­ci­bir me­jor la ener­gía so­lar. Aden­tro, ade­más de mues­tras iti­ne­ran­tes, hay cua­tro sa­lo­nes di­vi­di­dos en te­mas: cos­mos, tie­rra, an­tro­po­ceno y fu­tu­ro. El pa­no­ra­ma re­sul­ta en­tre­te­ni­do y edu­ca­dor. Pe­ro más allá de ir a co­no­cer un lu­gar no­ve­do­so, sir­ve pa­ra de­te­ner­se a re­fle­xio­nar en có­mo ca­da op­ción que to­ma­mos hoy de­ter­mi­na nues­tro ma­ña­na.

Por ejem­plo, en uno de los jue­gos, ni­ños y adul­tos es­tán fren­te a una pan­ta­lla. Con­sis­te en to­mar de­ci­sio­nes pa­ra con­ser­var el pla­ne­ta.“¿De­ben los go­bier­nos in­ver­tir en cien­cia y tec­no­lo­gía?”, nos pre­gun­tan. Pa­re­ce fá­cil, con­tes­ta­mos afir­ma­ti­va­men­te y es­tu­vi­mos en lo co­rrec­to. He­mos sal­va­do a la Tie­rra. Pe­ro en la vi­da real, pa­re­ce no ser tan evi­den­te pa­ra nues­tras au­to­ri­da­des. La re­ba­ja anun­cia­da de un 4,6% (32 mil mi­llo­nes me­nos) res­pec­to al año pa­sa­do en re­la­ción al pre­su­pues­to de cien­cia, tec­no­lo­gía e in­no­va­ción es una pé­si­ma se­ñal. Que el pre­su­pues­to no crez­ca ya es de­cep­cio­nan­te, pe­ro que dis­mi­nu­ya es un aten­ta­do si pre­ten­de­mos, al­gu­na vez, ser un país desa­rro­lla­do.

Ser par­te de la OC­DE más que un pri­vi­le­gio es un desafío. Nues­tro gas­to en I+D es un 0,4% del PIB, mien­tras que el pro­me­dio es de un 2,4%. De­be­ría­mos es­tu­diar las po­lí­ti­cas que han im­ple­men­ta­do los paí­ses más exi­to­sos en es­ta ma­te­ria y to­mar­los co­mo ejem­plo, pe­ro siem­pre bus­car ni­ve­lar ha­cia arri­ba.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.