Op­cio­nes de es­pe­cia­li­za­ción pa­ra los docentes

Los pro­fe­so­res tie­nen un gran cam­po de desa­rro­llo lue­go de su for­ma­ción de pre­gra­do. Al­gu­nos es­co­gen un ma­gís­ter pa­ra me­jo­rar su li­de­raz­go, mien­tras otros se es­pe­cia­li­zan pa­ra me­jo­rar los pro­ce­sos edu­ca­ti­vos o pro­fun­di­zar di­ver­sas te­má­ti­cas.

La Tercera - Especiales - - Ediciones Especiales De La Tercera - Por: Fa­bio­la Ro­mo

Ca­ro­li­na Pa­re­des ejer­ce co­mo pro­fe­so­ra de len­gua­je en un co­le­gio de la re­gión de Val­pa­raí­so. Pe­ro ade­más de te­ner el tí­tu­lo que la fa­cul­ta pa­ra ha­cer cla­ses, hi­zo un ma­gís­ter en com­pren­sión y pro­duc­ción de tex­tos es­cri­tos. Pa­ra ella, la es­pe­cia­li­za­ción es fun­da­men­tal. “El co­no­ci­mien­to avan­za muy rá­pi­do, por lo que es ne­ce­sa­ria la ac­tua­li­za­ción. Al­gu­nas de las co­sas que apren­dis­te en el pre­gra­do pa­san a que­dar ob­so­le­tas”, ex­pli­ca.

Al igual que ella, otros docentes con una pro­fun­da vo­ca­ción se per­fec­cio­nan pa­ra ren­dir al má­xi­mo en su tra­ba­jo. Y es que, pa­ra me­jo­rar la ca­li­dad de la edu­ca­ción, pe­ro tam­bién pa­ra asu­mir nue­vas res­pon­sa­bi­li­da­des y desa­rro­llar­se, los es­tu­dios pos­te­rio­res al pre­gra­do son cla­ves. Di­cha pre­mi­sa, se apli­ca pa­ra to­das las es­pe­cia­li­da­des docentes que se en­car­gan de la for­ma­ción par­vu­la­ria, pri­ma­ria, se­cun­da­ria y ter­cia­ria. Así lo creen en la Fun­da­ción Chos­huen­co, que lle­va cin­co años im­ple­men­tan­do -en dis­tin­tos equi­pos pe­da­gó­gi­cos de jar­di­nes in­fan­ti­les pú­bli­cos- el pro­gra­ma de ori­gen ale­mán QUIK, el cual tra­ba­ja en dos años las com­pe­ten­cias de li­de­raz­go pe­da­gó­gi­co de los equi­pos di­rec­ti­vos en cen­tros edu­ca­ti­vos de pri­me­ra in­fan­cia, en torno a la re­fle­xión pe­da­gó­gi­ca y cri­te­rios de ca­li­dad in­ter­na­cio­na­les.

“He­mos desa­rro­lla­do e im­ple­men­ta­do una aca­de­mia de es­pe­cia­li­za­ción pa­ra téc­ni­cos y edu­ca­do­res de pár­vu­lo, en con­jun­to con uni­ver­si­da­des, lo cual per­mi­te es­pe­cia­li­zar y per­fec­cio­nar la prác­ti­ca pe­da­gó­gi­ca en au­la”, ex­pli­ca Jo­sé Ma­nuel Ja­ra­mi­llo, ge­ren­te de la Fun­da­ción Edu­ca­cio­nal Chos­huen­co. Se tra­ta de una aca­de­mia de es­pe­cia­li­za­ción in­ter­na pa­ra pro­fe­sio­na­les de la edu­ca­ción que tra­ba­jan en sus cen­tros edu­ca­ti­vos, don­de se abor­dan te­mas co­mo len­gua­je, cien­cias, cu­rri­cu­lum high sco­pe, tra­ba­jo con fa­mi­lias y tra­ba­jo de vir­tu­des y va­lo­res. Ca­da una tie­ne mó­du­los que se ar­ti­cu­lan en una ma­lla que du­ra dos años.

Pa­ra el pro­fe­sor de ma­te­má­ti­ca y compu­tación, Jo­sé Ci­fuen­tes, la eva­lua­ción es uno de los gran­des te­mas ol­vi­da­dos de la edu­ca­ción. Sin em­bar­go, con­si­de­ra que es cru­cial. Por eso, se ma­tri­cu­ló en un ma­gís­ter en edu­ca­ción, que le per­mi­tió com­bi­nar el área de eva­lua­ción con el aná­li­sis de da­tos, apli­ca­dos a la me­jo­ría de pro­ce­sos edu­ca­ti­vos, lo que se co­no­ce co­mo “eva­lua­ción cuan­ti­ta­ti­va”.

En tan­to, pa­ra Isa­bel Ro­mo, en­car­ga­da de área del co­le­gio San Da­mián de Mo­lo­kai, de la Fun­da­ción Be­lén Edu­ca, la es­pe­cia­li­za­ción era im­por­tan­te pa­ra me­jo­rar sus ha­bi­li­da­des de li­de­raz­go, tan­to en equi­pos de tra­ba­jo co­mo en ges­tión es­co­lar, por lo que eli­gió un ma­gis­ter en edu­ca­ción di­rec­ción y li­de­raz­go edu­ca­cio­nal. “Creo que es­tu­diar me apo­ya pa­ra me­jo­rar mi ges­tión co­mo lí­der y, en con­se­cuen­cia, los apren­di­za­jes de los es­tu­dian­tes que es lo que nos mue­ve a los docentes”, afir­ma.

“El co­no­ci­mien­to avan­za muy rá­pi­do, por lo que es ne­ce­sa­ria la ac­tua­li­za­ción”. Ca­ro­li­na Pa­re­des, pro­fe­so­ra de len­gua­je y ma­gis­ter en com­pren­sión y pro­duc­ción de tex­tos es­cri­tos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.