Cla­ves de un cre­ci­mien­to sos­te­ni­do

Quie­nes eli­gen Chi­cu­reo, Cha­mi­se­ro y La Re­ser­va pa­ra vi­vir bus­can más es­pa­cio en un ambiente que pri­vi­le­gie una me­jor ca­li­dad de vi­da. Uno de los fac­to­res más de­ter­mi­nan­tes pa­ra im­pul­sar el au­ge in­mo­bi­lia­rio en es­te sec­tor de Co­li­na.

La Tercera - Especiales2 - - Portada - Por: Tan­ya Ore­lla­na C.

Di­ver­sas op­cio­nes de desa­rro­llo in­mo­bi­lia­rio en un en­torno más am­plio, ami­ga­ble, se­gu­ro, tran­qui­lo y que ca­da vez ga­na más en ur­ba­ni­za­ción, ser­vi­cios e in­fra­es­truc­tu­ra vial son las ven­ta­jas que ofre­ce la co­mu­na de Co­li­na. Fun­da­men­tal­men­te, quie­nes eli­gen el sec­tor bus­can es­pa­cio y ca­li­dad de vi­da, an­he­lo que el mer­ca­do ha asu­mi­do en una ofer­ta am­plia y di­ver­sa, que tie­ne es­pa­cios pa­ra cre­cer aún más. El sec­tor que ac­tual­men­te se de­no­mi­na Chi­cu­reo com­pren­de un área mu­cho ma­yor que con­si­de­ra a los va­lles de Cha­mi­se­ro y La Re­ser­va, don­de se em­pla­zan vi­vien­das que abar­can des­de el in­te­rés del sec­tor medio emer­gen­te has­ta op­cio­nes que se ele­van por so­bre las UF 20.000.

La de­man­da por vi­vir en el sec­tor ha im­pul­sa­do el desa­rro­llo in­mo­bi­lia­rio y, con ello, una com­pe­ten­cia que ha me­jo­ra­do la ofer­ta, po­nien­do a dis­po­si­ción de las fa­mi­lias in­mue­bles con in­no­va­cio­nes sus­ten­ta­bles, op­cio­nes efi­cien­tes ener­gé­ti­ca­men­te y ele­men­tos de di­se­ño y ter­mi­na­cio­nes al­ta­men­te va­lo­ra­dos por los usua­rios, co­mo ca­le­fac­ción por ter­mo­pa­nel, marcos de PVC, pa­vi­men­tos fo­to­la­mi­na­dos y por­ce­la­na­tos. Se­gún co­men­ta Yves Be­sa­nçon, past pre­si­dent de la Aso­cia­ción de Ofi­ci­nas de Ar­qui­tec­tos (AOA), la co­mu­na es atrac­ti­va pa­ra jó­ve­nes fa­mi­lias que eli­gen vi­vir en ca­sas que se em­pla­zan en ba­rrios ar­ti­cu­la­dos en con­do­mi­nios ce­rra­dos -que pro­veen ma­yor sen­sa­ción de se­gu­ri­dad- y que, con­for­me se ha desa­rro­lla­do la zo­na, ac­ce­den a ser­vi­cios y áreas de en­tre­ten­ción cer­ca­nas. “Si bien el desa­rro­llo se ini­ció ha­ce más de un par de dé­ca­das con fa­mi­lias muy jó­ve­nes que se es­ta­ble­cie­ron en par­ce­las de agra­do -im­pul­san­do la ur­ba­ni­za­ción de sec­to­res co­mo Cha­mi­se­ro y Chi­cu­reo-, to­da­vía que­dan gran­des ex­ten­sio­nes pa­ra el cre­ci­mien­to in­mo­bi­lia­rio”, sos­tie­ne. Es­te po­ten­cial ha­ce que los te­rre­nos en la co­mu­na ten­gan un va­lor en­tre 30 a 40% me­nor que en otras de la ca­pi­tal, que res­pon­den a in­tere­ses si­mi­la­res co­mo Vi­ta­cu­ra, Lo Bar­ne­chea, La Dehe­sa y Las Con­des. Ade­más del va­lor del te­rreno, afir­ma el past pre­si­dent de AOA, es des­ta­ca­ble en el sec­tor la ur­ba­ni­za­ción de ca­li­dad que se ha rea­li­za­do, con ar­qui­tec­tu­ra y di­se­ño de mo­bi­lia­rio ur­bano en pa­vi­men­ta­ción, ve­re­das, ilu­mi­na­ción y fo­res­ta­ción con es­pe­cies na­ti­vas de la zo­na.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.