Re­co­men­da­cio­nes pa­ra quie­nes rin­den la PSU

Con­tro­lar la an­sie­dad pre­via es un ele­men­to pri­mor­dial pa­ra to­do pos­tu­lan­te a la edu­ca­ción su­pe­rior. Los ex­per­tos coin­ci­den en que es im­por­tan­te te­ner un plan b, ya que la PSU no de­fi­ne el fu­tu­ro.

La Tercera - Especiales2 - - News - Por: Jor­ge Alia­ga San­do­val

Ac­ce­der a la edu­ca­ción su­pe­rior es el sue­ño de mu­chos y mu­chas. La ren­di­ción de la prue­ba de ad­mi­sión pue­de ser un fac­tor de es­trés so­bre to­do cuan­do la fe­cha se acer­ca. Pa­ra ello es útil que los pos­tu­lan­tes si­gan al­gu­nas re­co­men­da­cio­nes.

Cris­tián Díaz, orien­ta­dor y ma­gís­ter en edu­ca­ción/orien­ta­ción, RR.HH y Fa­mi­lia acon­se­ja a los es­tu­dian­tes de cuar­to me­dio de­di­car el tiem­po que les que­da pa­ra for­ta­le­cer lo apren­di­do y man­te­ner la cal­ma. “Es im­por­tan­te que los es­tu­dian­tes re­fuer­cen sus co­no­ci­mien­tos con la rea­li­za­ción de en­sa­yos (fac­sí­mi­les) y es­tén aten­tos de re­vi­sar su NEM y rán­king co­rres­pon­dien­te a su pro­mo­ción. Tam­bién, ana­li­cen la o las fu­tu­ras ca­sas de es­tu­dio que tie­nen en­tre sus op­cio­nes, fi­ján­do­se en el per­fil de la ca­rre­ra que más le lle­ne sus in­tere­ses y vo­ca­ción”, acon­se­ja.

Do­mi­ni­que Ka­raha­nian, psi­có­lo­ga y aca­dé­mi­ca de la Uni­ver­si­dad Ma­yor re­co­mien­da pre­pa­rar la Prue­ba de Se­lec­ción Uni­ver­si­ta­ria (PSU) con har­to tiem­po de an­te­la­ción, man­te­nien­do há­bi­tos cons­tan­tes de es­tu­dio.

Otra su­ge­ren­cia de es­ta es­pe­cia­lis­ta es au­to­ana­li­zar­se y ver en qué lu­gar y mo­men­to del día se es más pro­duc­ti­vo. “Al­gu­nos pre­fie­ren la no­che, otros la ma­ña­na. En cuan­to al lu­gar hay quie­nes pre­fie­ren es­tu­diar en la ca­sa y otros en una bi­blio­te­ca pú­bli­ca”, sub­ra­ya.

Asi­mis­mo, se in­vi­ta a es­ta­ble­cer una ru­ti­na du­ran­te el día, don­de se con­tem­plen to­do ti­po de ac­ti­vi­da­des, co­mo el de­por­te y sin de­jar de la­do la vi­da so­cial. “La PSU es un pro­ce­so que de al­gu­na ma­ne­ra no es de­fi­ni­ti­vo, hay que po­ner­lo en su jus­ta me­di­da. No se va la vi­da en eso. Hay se­gun­das opor­tu­ni­da­des. Es im­por­tan­te siem­pre te­ner un plan b”, acon­se­ja Ka­raha­nian.

Pa­ra ma­ne­jar la an­sie­dad es im­por­tan­te el au­to­cui­da­do. Pa­ra ello, se re­co­mien­da ha­cer ac­ti­vi­dad fí­si­ca, me­di­ta­ción, yo­ga o in­clu­so ver al­gu­nas se­rie que per­mi­ta des­pe­jar la men­te y li­be­rar­se de la ten­sión.

“Sin lu­gar a du­da, to­dos van a te­ner mo­men­tos de an­sie­dad y ner­vio­sis­mo por lo que vie­ne. Por ello, las ac­ti­vi­da­des que pue­den ayu­dar a des­pe­jar su men­te y re­la­jar­se son las fa­mi­lia­res y re­crea­ti­vas; par­ti­ci­par en ac­ti­vi­da­des so­cia­les o de­por­ti­vas. Es­tas, ade­más, les ayu­da­rán a con­ci­liar sue­ños re­pa­ra­do­res días an­tes del exa­men”, di­ce Díaz.

Cuan­do las se­ma­nas se apro­xi­man a la fe­cha de ren­di­ción se re­co­mien­da, al me­nos, de­jar la se­ma­na pre­via li­bre y de des­can­so o los dos días an­te­rio­res a la prue­ba. “Yo siem­pre acon­se­jo des­co­nec­tar­se al me­nos el fin de se­ma­na an­te­rior a ren­dir la prue­ba. Des­co­nec­tar­se so­bre to­do de las re­des so­cia­les. Tam­bién hay una an­sie­dad que pue­de afec­tar y que pro­vie­ne de par­te de la fa­mi­lia y de los ami­gos de­bi­do a las ex­pec­ta­ti­vas ge­ne­ra­das”, de­ta­lla.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.