EL TE­MA

La Tercera - Más Deco - - Editorial -

de los ba­ños es al­go re­cu­rren­te en nues­tra re­vis­ta, y vol­ve­mos ca­da cier­to tiem­po a ha­blar de ellos por­que cree­mos que es uno de los lu­ga­res más im­por­tan­tes de la ca­sa. Pa­ra la ma­yo­ría el día em­pie­za con una bue­na du­cha y ter­mi­na cuan­do uno se la­va los dien­tes y apa­ga la luz, y aun­que la prin­ci­pal fun­ción del ba­ño es sa­lud, ca­da vez más el pla­cer se fun­de con lo fun­cio­nal. Y creo que aquí hay que pa­rar un ra­to y pen­sar en có­mo me­jo­rar o ha­cer más agra­da­ble es­te ri­to que ce­le­bra­mos dia­ria­men­te. Ha­ce unos días fui a la far­ma­cia que We­le­da tie­ne en la ca­lle Si­món Bo­lí­var, an­da­ba bus­can­do un cham­pú más or­gá­ni­co y con me­nos quí­mi­cos. In­gre­sar es en­trar un po­co al pa­sa­do, con una aten­ción más per­so­na­li­za­da y olor a co­sas ri­cas, en­con­tré lo que bus­ca­ba y sa­lí con va­rias más, co­mo un ja­bón en ba­rra de la­van­da; su­pon­go que es más na­tu­ral que el que uno en­cuen­tra en un su­per­mer­ca­do. Y aho­ra cuan­do en­tro a mi ba­ño hay un sua­ve olor a la­van­da que me po­ne fe­liz y re­su­me lo que plan­tea­ba al co­mien­zo de es­ta co­lum­na; hoy no me de­mo­ro más en la du­cha, pe­ro un buen olor, mú­si­ca pa­ra los que ama­ne­cen can­tan­do o una toa­lla sua­ve pa­ra los que son más sen­si­bles al tac­to ha­ce la di­fe­ren­cia en có­mo em­pe­za­mos el día y, con él, el res­to de la se­ma­na. Si quie­ren ir más allá, la can­ti­dad de pro­duc­tos y ter­mi­na­cio­nes es ca­si in­fi­ni­ta y se re­nue­va de ma­ne­ra cons­tan­te: por­ce­la­na­tos con re­lie­ves, ter­mi­na­cio­nes opa­cas, gri­fe­rías de co­lor son so­lo al­gu­nas de las op­cio­nes que hoy más lla­man la aten­ción, pe­ro no ol­vi­de­mos a los ha­bi­tan­tes. Si en su ca­sa ya son to­dos adul­tos y na­die es adic­to a los ba­ños de ti­na, ¿por qué no cam­biar­la por una bue­na du­cha, am­plia, con dos o más cho­rros? o zo­ni­fi­car­lo de acuer­do a los dis­tin­tos usos y usua­rios, una cu­bier­ta des­pe­ja­da pa­ra ma­qui­lla­je o va­rios ca­jo­nes pa­ra se­pa­rar ‘lo mío de lo tu­yo’ son de­ta­lles que cues­tan po­co y se agra­de­cen mu­cho.

Os­val­do Lu­co Di­rec­tor

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.