MA­RÍA PAZ RO­DRÍ­GUEZ

Au­to­ra de las no­ve­las El gran ho­tel (2011), Ma­la ma­dre (2015) y edi­to­ra de Neón Ediciones. Es­te año pu­bli­có su pri­mer li­bro de cuen­tos, Ni­ñas ricas, don­de ha­bla del ol­vi­do, la ver­güen­za y la so­le­dad.

La Tercera - Tendencias - - APUNTES -

Leo

Es­toy le­yen­do Las os­cu­re­ci­das, de Car­men Gar­cía. Es una no­ve­la es­cri­ta en pro­sa poé­ti­ca, que ha­bla so­bre un en­cuen­tro que te sal­va la vi­da; so­bre dos chi­cas que se van des­cu­brien­do a sí mis­mas y so­bre el ar­te de cier­tos mo­men­tos. Tie­ne es­ce­nas que, creo, se que­da­rán con­mi­go un buen ra­to.

Veo

Aca­bo de ver Di­so­be­dien­ce, de Se­bas­tián Le­lio, y que­dé con­mo­vi­da por có­mo se reivin­di­ca lo mas­cu­lino en una so­la es­ce­na. Tam­bién por las ac­tua­cio­nes y el guion.

Es­cu­cho

Es­toy es­cu­chan­do Ru­bio, me en­can­ta la mú­si­ca que com­po­ne la Fran Strau­be, ade­más de que mu­chas de sus can­cio­nes me ins­pi­ran pa­ra es­cri­bir. Me cues­ta en­con­trar ban­das nue­vas, ca­si siem­pre es­cu­cho un po­co la mis­ma mú­si­ca PJ Har­vey, Black Mar­ble, The Kni­fe.

Co­mo

Ten­go una en­fer­me­dad cró­ni­ca que me im­pi­de co­mer mu­chas co­sas. Pe­ro cuan­do es­toy sa­na, un lo­mi­to com­ple­to en el Lo­mits, siem­pre.

Creo

En los li­bros, que son co­mo ven­ta­nas. En los via­jes en au­to muy lar­gos, en los que eres otra per­so­na cuan­do te ba­jas. O en esas can­cio­nes que te cam­bian la vi­da.

To­mo

De­pen­de de la épo­ca, me pa­so del agüi­ta de hier­bas a la pis­co­la.

Bai­lo

Soy bien va­ria­da. Me gus­ta des­de El Ti­bu­rón has­ta Tal­king Heads. Si fue­ra a una fies­ta ma­ña­na me gus­ta­ría bai­lar a J. Bal­vin, Be­yon­cé, Snoop Dogg, Blur, Joy Di­vi­sion, Rihan­na, La Bom­ba (mal, sí sé).

Uso

Unos au­dí­fo­nos nue­vos que tie­nen Blue­tooth y pue­do es­cu­char mú­si­ca ca­mi­nan­do sin en­re­dar­me con el ca­ble.

Odio

La se­rie­dad ex­ce­si­va. La re­li­gio­si­dad co­mo ex­cu­sa del mie­do. Y so­bre to­do, la pu­bli­ci­dad ba­sa­da en los es­te­reo­ti­pos fe­me­ni­nos; que nos ha­gan creer que nos te­ne­mos que ver y sen­tir de 15 to­da la vi­da.

Via­jo

Me gus­ta­ría co­no­cer Va­ra­na­si, en In­dia. Siem­pre pien­so que si voy, me que­da­ría vi­vien­do y me­di­tan­do en al­gu­na co­mu­ni­dad ro­dea­da de ti­gres.

Ad­mi­ro

Cual­quier mo­vi­mien­to, gru­po o ex­pre­sión ar­tís­ti­ca que pon­ga de ma­ni­fies­to al­go que ne­ce­sa­ria­men­te tie­ne que cam­biar en el mun­do. Y que oja­lá pren­da fue­gos pro­fun­dos en quien ve, es­cu­cha o lee.

Prac­ti­co

Creo que en el ve­rano, des­pués de va­rios años sin bai­lar, re­to­ma­ré mis cla­ses de fla­men­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.