La nue­va ge­ne­ra­ción que to­ma las rien­das de Cu­ba

La Tercera - - PORTADA - Por Ale­jan­dro Ta­pia

La “ge­ne­ra­ción his­tó­ri­ca” que lu­chó en la Sie­rra Maes­tra co­mien­za a de­cir adiós. Raúl Castro se­rá re­em­pla­za­do en la Pre­si­den­cia por un di­ri­gen­te na­ci­do des­pués del triun­fo de la Re­vo­lu­ción en 1959, mien­tras que an­ti­guos di­ri­gen­tes asu­mi­rían otros car­gos.

Entre to­dos los anun­cios que se ha­rán en las se­sio­nes de la Asam­blea Na­cio­nal del miér­co­les y jue­ves en La Ha­ba­na, hay tres de al­tí­si­ma re­le­van­cia pa­ra el fu­tu­ro de Cu­ba: 1) Raúl Castro tras­pa­sa­rá el man­do de la Pre­si­den­cia, 2) el go­ber­nan­te man­ten­dría su car­go co­mo pri­mer se­cre­ta­rio del Par­ti­do Co­mu­nis­ta has­ta 2021 y 3) una nue­va ge­ne­ra­ción na­ci­da des­pués del triun­fo de la Re­vo­lu­ción de 1959, pro­ba­ble­men­te al man­do del ac­tual pri­mer Vi­ce­pre­si­den­te Mi­guel Díaz-Ca­nel, co­men­za­rá a to­mar las rien­das del país. Es es­te úl­ti­mo pun­to don­de sur­gen las ma­yo­res in­te­rro­gan­tes, ya que aun­que la con­ti­nui­dad del co­mu­nis­mo cu­bano no es­tá en du­da, las trans­for­ma­cio­nes po­drían sig­ni­fi­car el co­mien­zo del adiós de­fi­ni­ti­vo de la ge­ne­ra­ción his­tó­ri­ca de la Re­vo­lu­ción Cu­ba­na.

Co­mo to­do en Cu­ba, la tran­si­ción se ha pre­pa­ra­do con pin­zas y con bas­tan­te tiem­po. Ya en 2016 se anun­ció una nor­ma que li­mi­ta a 70 años la edad má­xi­ma pa­ra ejer­cer car­gos de di­rec­ción en el Par­ti­do Co­mu­nis­ta Cu­bano. Sin em­bar­go, es­ta me­di­da re­gi­rá re­cién des­pués de 2021. Con el pro­pio Raúl de 86 años y con Fi­del Castro fa­lle­ci­do en no­viem­bre de 2016, só­lo un pu­ña­do de “his­tó­ri­cos” com­ple­tan el apa­ra­to de al­to po­der en Cu­ba.

Entre los cin­co vi­ce­pre­si­den­tes del Con­se­jo de Es­ta­do (sin con­tar a Díaz-Ca­nel), só­lo Mer­ce­des López Acea na­ció des­pués del 59. Así, Jo­sé Ra­món Ma­cha­do Ven­tu­ra (de 87 años y se­gun­do se­cre­ta­rio del Par- ti­do Co­mu­nis­ta Cu­bano) y el co­man­dan­te Ra­mi­ro Val­dés (85 años), po­drían de­jar es­te ór­gano cla­ve del go­bierno, aun­que se­gui­rían co­mo dipu­tados.

De to­dos mo­dos, los ana­lis­tas es­ti­man que aun­que la “ge­ne­ra­ción his­tó­ri­ca” no ocu­pe car­gos re­pre­sen­ta­ti­vos, sí man­ten­dría su in­fluen­cia, co­mo el pro­pio ca­so de Raúl Castro. De he­cho, Díaz-Ca­nel, que na­ció en 1960, es su del­fín. No obs­tan­te, tam­bién co­rre la ver­sión de que tan­to Ma­cha­do Ven­tu­ra co­mo Val­dés po­drían asu­mir la pri­me­ra Vi­ce­pre­si­den­cia, co­mo una suer­te de “con­tra­pe­so” a Díaz-Ca­nel.

En la ca­pi­tal cu­ba­na tam­bién se co­men­ta la te­sis de que Mer­ce­des López, de 53 años y pri­me­ra se­cre­ta­ria PCC en La Ha­ba­na, po­dría asu­mir co­mo pri­me­ra Vi­ce­pre­si­den­ta. En ese ca­so, ella que­da­ría en la pos­ta pa­ra una even­tual fu­tu­ra Pre­si­den­cia. Aun­que nin­gún “cu­ba­nó­lo­go” tie­ne una bo­la de cris­tal, en los círcu­los cu­ba­nos se re­pi­te una y otra vez el nom­bre de Díaz-Ca­nel co­mo su­ce­sor de Raúl Castro, pe­ro no se des­car­ta una “sor­pre­sa” de úl­ti­mo mo­men­to, con la de­sig­na­ción del ac­tual can­ci­ller Bruno Ro­drí­guez (60 años).

Al­gu­nos miem­bros de la “ge­ne­ra­ción his­tó­ri­ca” han lo­gra­do so­bre­vi­vir al pa­so del tiem­po y a los cam­bios en la Cu­ba post-Fi­del. Pe­ro otros ex com­ba­tien­tes de la Sie­rra Maes­tra han fa­lle­ci­do o han si­do des­pla­za­dos a dis­tin­tos pues­tos en los úl­ti­mos años: el vi­ce­pre­si­den­te Juan Al­mei­da, dis­tin­gui­do co­mo “Hé­roe de la Re­pú­bli­ca”, fa­lle­ció en 2009; Os­many Cien­fue­gos, her­mano del co­man­dan­te Ca­mi­lo Cien-

fue­gos, de­jó la vi­ce­pre­si­den­cia del Con­se­jo de Mi­nis­tros en 2009; el ge­ne­ral Abe­lar­do Colomé Iba­rra, ex mi­nis­tro del In­te­rior, pi­dió su ju­bi­la­ción en 2015 por pro­ble­mas de sa­lud y el ge­ne­ral Ju­lio Ca­sas, mano de­re­cha de Raúl y pri­mer vi­ce­mi­nis­tro de las Fuer­zas Ar­ma­das Re­vo­lu­cio­na­rias de Cu­ba, fa­lle­ció en 2011.

“A me­di­da que la ge­ne­ra­ción an­te­rior deje la po­lí­ti­ca, gra­dual­men­te ve­re­mos qué ideas apor­tan a la nue­va ge­ne­ra­ción de lí­de­res cu­ba­nos”, co­men­ta a La Ter­ce­ra Wi­lliam M. LeoG­ran­de, pro­fe­sor de la Ame­ri­can Uni­ver­sity. Entre la nue­va ge­ne­ra­ción de di­ri­gen­tes cu­ba­nos

tam­bién des­ta­can dos hi­jos de Raúl: Ma­rie­la Castro, de 55 años y di­rec­to­ra del Cen­tro Na­cio­nal de Edu­ca­ción Se­xual y Ale­jan­dro Castro, je­fe del Con­se­jo de De­fen­sa.

De es­ta ma­ne­ra, aun­que Raúl Castro se­gui­rá li­de­ran­do Cu­ba, su su­ce­sor y el res­to de la pla­na ma­yor no se­rán los ex com­ba­tien­tes del Asal­to al Cuar­tel Mon­ca­da en 1953 o los rebeldes de la Sie­rra Maes­tra (19561959). Y eso, pa­ra mu­chos cu­ba­nos, ya se­rá dis­tin­to.

Lo que sí es se­gu­ro es que, por pri­me­ra vez en más de cin­co dé­ca­das, un lí­der que no se ape­lli­da Castro di­ri­gi­rá la po­lí­ti­ca cu­ba­na. b

► Raúl y Fi­del Castro, jun­to a Ca­mi­lo Cien­fue­gos, en la Sie­rra Maes­tra en mar­zo de 1957.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.