Es­tu­dio aler­ta po­si­ble in­fla­ción de ca­li­fi­ca­cio­nes en co­le­gios vul­ne­ra­bles

Aná­li­sis mues­tra que las no­tas subie­ron, sin una co­rre­la­ción con me­di­cio­nes de apren­di­za­je.

La Tercera - - NACIONAL - Carlos Said

Des­de 2012, el sis­te­ma de ad­mi­sión uni­ver­si­ta­rio in­clu­ye en­tre sus fac­to­res de se­lec­ción las no­tas de en­se­ñan­za me­dia (NEM), con el ob­je­ti­vo de que el es­fuer­zo que los es­co­la­res hi­cie­ron en los úl­ti­mos cua­tro años pe­se al mo­men­to de in­gre­sar a la edu­ca­ción su­pe­rior.

Pe­ro un es­tu­dio de la U. de Tal­ca y la U. Adol­fo Ibá­ñez ana­li­zó la evo­lu­ción que han te­ni­do las no­tas en los co­le­gios y ad­vir­tió que, des­de ese año, los es­tu­dian­tes vul­ne­ra­bles (de re­cin­tos prio­ri­ta­rios) han au­men­ta­do más sus no­tas que los alum­nos del res­to de las es­cue­las, sin que eso ten­ga una co­rre­la­ción en otras me­di­cio­nes. En de­ta­lle, las ca­li­fi­ca­cio­nes de alum­nos de co­le­gios prio­ri­ta­rios, des­de 2012, subie­ron tres dé­ci­mas, mien­tras que el res­to lo hi­zo en 1,4.

Así, por ejem­plo, si un es­co­lar tu­vo no­ta 5,5 en ca­da cur­so de la en­se­ñan­za me­dia an­tes de 2012, de acuer­do con el aná­li­sis, con el ran­king las no­tas au­men­tan al­gu­nas dé­ci­mas año a año, en es­pe­cial en los co­le­gios prio­ri­ta­rios, al pun­to de lle­gar a 5,8. Y esas tres dé­ci­mas equi­va­len al do­ble del au­men­to que tam­bién tie­nen los es­co­la­res de co­le­gios no prio­ri­ta­rios.

Pe­ro, en­tre 2010 y 2014, los co­le­gios que más vie­ron in­cre­men­ta­das sus no­tas au­men­ta­ron 6,3 pun­tos en el Sim­ce de Ma­te­má­ti­ca, y los que me­nos subie­ron, lo hi­cie­ron 6,5 pun­tos en la mis­ma prue­ba, por lo que am­bos gru­pos no ten­drían di­fe­ren­cias sig­ni­fi­ca­ti­vas en la evo­lu­ción de apren­di­za­jes.

“Los ha­llaz­gos in­di­can que al­gu­nas es­cue­las, par­ti­cu­lar­men­te las que tie­nen in­cen­ti­vos para ha­cer­lo, op­ta­ron por un au­men­to pro­me­dio de no­tas es­tu­dian­til ar­ti­fi­cial, sin in­cre­men­tos vi­si­bles en el apren­di­za­je del alumno”, di­ce el aná­li­sis.

Se­gún el es­tu­dio, po­dría ha­ber va­rias ex­pli­ca­cio­nes a la “in­fla­ción”, y una de ellas es que “la es­cue­la, o el per­so­nal, pue­den sen­tir­se pre­sio­na­dos por las par­tes in­tere­sa­das para au­men­tar el ac­ce­so ac­tual a la edu­ca­ción su­pe­rior, in­de­pen­dien­te­men­te de su efec­to so­bre los fu­tu­ros es­tu­dian­tes”.

“Si bien nues­tros re­sul­ta­dos no im­pli­can que la po­lí­ti­ca no tu­vo éxi­to en otor­gar a bue­nos es­tu­dian­tes de es­cue­las po­bres una me­jor opor­tu­ni­dad de asis­tir a la uni­ver­si­dad, lla­ma la aten­ción el po­ten­cial de ma­ni­pu­la­ción por par­te de la es­cue­la”, agre­ga el aná­li­sis.

“¿Qué pa­sa si una es­cue­la de­ci­de no au­men­tar las no­tas y las que es­tán a su al­re­de­dor sí lo ha­cen? Po­dría ocu­rrir que es­ta no lo­gre que sus es­tu­dian­tes in­gre­sen a la edu­ca­ción su­pe­rior”, res­pec­to de otra que sí lo hi­zo, di­cen los in­ves­ti­ga­do­res.

El es­tu­dio fue pre­sen­ta­do en una ac­ti­vi­dad del Cen­tro de Me­di­ción Mi­de UC. Ber­nar­do La­ra, uno de sus au­to­res, di­ce que, se­gu­ra­men­te, “los co­le­gios vie­ron en el ran­king una opor­tu­ni­dad, qui­zás úni­ca, de que sus alum­nos en­tra­sen a la uni­ver­si­dad y, por lo tan­to, los co­le­gios prio­ri­ta­rios qui­zás subie­ron sus no­tas para ayu­dar a los alum­nos”. ●

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.