Irán vi­ve sus ma­yo­res re­vuel­tas des­de 1979

El au­men­to del pre­cio de la ben­ci­na en un 50% desató el enojo de los ira­níes el 15 de no­viem­bre pa­sa­do. Se es­ti­ma que más de sie­te mil per­so­nas han si­do arres­ta­das, mien­tras que los fa­lle­ci­dos po­drían su­mar más de 200.

La Tercera - - PORTADA - Cris­ti­na Ci­fuen­tes

13

To­do se ini­ció la no­che del 15 de no­viem­bre, cuan­do el go­bierno ira­ní anun­ció que su­biría en un 50% el pre­cio de la ben­ci­na y que ra­cio­na­ría su con­su­mo, lo que im­pli­ca que a par­tir de 60 li­tros men­sua­les su pre­cio se tri­pli­ca. El alza pro­vo­có el enojo de la po­bla­ción, que sa­lió a las ca­lles a pro­tes­tar, de­ri­van­do rá­pi­da­men­te en una es­ca­la­da de vio­len­cia que ha in­clui­do cor­te de ca­rre­te­ras, in­cen­dios a su­cur­sa­les ban­ca­rias y ga­so­li­ne­ras, sa­queos a tien­das e in­ten­tos de asal­to a co­mi­sa­rías y ben­ci­ne­ras.

El go­bierno de Has­san Rouha­ni ha res­pon­di­do re­pri­mien­do las ma­ni­fes­ta­cio­nes y cor­tan­do in­ter­net. Se­gún Am­nis­tía In­ter­na­cio­nal, 208 per­so­nas han muerto des­de el ini­cio de las ma­ni­fes­ta­cio­nes.

La ONG, con se­de en Lon­dres, se­ña­ló que ob­tu­vo esa ci­fra de “in­for­mes creí­bles” de sus fuen­tes, aun­que la can­ti­dad to­tal de víc­ti­mas “es pro­ba­ble que sea ma­yor”. Además, se es­ti­ma que más de sie­te mil per­so­nas han si­do arres­ta­das.

Se­gún el dia­rio The New York Ti­mes, se tra­ta de la ma­yor agi­ta­ción so­cial que ha­ya vi­vi­do el país des­de la Re­vo­lu­ción Is­lá­mi­ca en 1979, que lle­vó a la sa­li­da del shah Moham­mad Re­za Pah­le­vi, que con­ta­ba con el apo­yo de Es­ta­dos Uni­dos y Reino Unido, y dio pa­so al ré­gi­men del aya­to­la Jo­mei­ni. En con­ver­sa­ción con

La Ter­ce­ra, Ali Vaez, di­rec­tor del Pro­yec­to Irán del cen­tro de es­tu­dios es­ta­dou­ni­den­se Cri­sis Group y uno de los ma­yo­res ex­per­tos en el pro­gra­ma nu­clear de Tehe­rán, se­ña­ló que “la raíz de es­tas pro­tes­tas se en­cuen­tra en la con­te­ni­da frus­tra­ción por el es­tan­ca­mien­to po­lí­ti­co y eco­nó­mi­co y el de­to­nan­te fue el re­pen­tino au­men­to del pre­cio del com­bus­ti­ble. Sin em­bar­go, con­si­de­ran­do la cam­pa­ña de má­xi­ma pre­sión de Es­ta­dos Uni­dos, el ré­gi­men de Irán te­mía que es­tas ma­ni­fes­ta­cio­nes po­drían ser im­pul­sa­das des­de el ex­te­rior y de­ci­dió cor­tar­las an­tes de que cre­cie­ran, usan­do una fuer­za bru­tal ba­jo un apa­gón to­tal de in­ter­net”.

Las pro­tes­tas en con­tra y a fa­vor del go­bierno se han ex­ten­di­do a 40 ciu­da­des del país y, se­gún The New York Ti­mes -que se ba­só en el re­por­te de tes­ti­gos y vi­deos-, la ma­yo­ría de los ma­ni­fes­tan­tes son hom­bres jó­ve­nes, des­em­plea­dos, de ba­jos in­gre­sos, de en­tre 19 y 26 años.

En to­do ca­so, pa­ra Ali Vaez, el pa­no­ra­ma en es­te sen­ti­do no es­tá del to­do cla­ro. “Pa­re­ce que las pro­tes­tas se pro­du­je­ron prin­ci­pal­men­te en las pe­ri­fe­rias y en las áreas más po­bres. Es­tos son los vo­tan­tes que es­ta­ban ba­jo más es­trés eco­nó­mi­co y un au­men­to en el pre­cio del com­bus­ti­ble sig­ni­fi­ca­ti­va­men­te exa­cer­ba su bie­nes­tar eco­nó­mi­co”, aña­dió.

Pro­ble­mas eco­nó­mi­cos

Exis­te con­sen­so en­tre los ana­lis­tas en que gran par­te del pro­ble­ma eco­nó­mi­co de Irán se de­be a las san­cio­nes. El país po­see las cua­tro ma­yo­res re­ser­vas de pe­tró­leo del mun­do y es el se­gun­do en re­ser­vas de gas. De he­cho, sus ex­por­ta­cio­nes de cru­do dis­mi­nu­ye­ron drás­ti­ca­men­te des­de ma­yo pa­sa­do, cuan­do el Presidente Do­nald Trump de­ci­dió re­ti­rar­se del acuer­do nu­clear al­can­za­do en 2015, res­tau­ran­do las san­cio­nes.

El pac­to nu­clear ha­bía per­mi­ti­do un rá­pi­do cre­ci­mien­to del país y, se­gún Deuts­che We­lle, la eco­no­mía se ex­pan­dió más de 12% en 2016. Pe­ro to­do cam­bió con el res­ta­ble­ci­mien­to de las san­cio­nes. Las pro­yec­cio­nes del FMI se­ña­lan que la eco­no­mía se con­trae­rá 6% es­te año.

“Por aho­ra, pa­re­ce que el go­bierno ira­ní es­tá más preo­cu­pa­do de re­pri­mir las pro­tes­tas que im­ple­men­tar gran par­te de las re­for­mas es­truc­tu­ra­les que se re­quie­ren. Si es­to si­gue sien­do así, los lí­de­res ira­níes so­lo es­tán ga­nan­do tiem­po has­ta la pró­xi­ma pro­tes­ta, que se es­pe­ra sea más vio­len­ta”, con­clu­yó Vaez.b

► Ma­ni­fes­tan­tes a fa­vor del go­bierno mar­chan en Tehe­rán, el 25 de no­viem­bre pa­sa­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.