El su­pues­to pac­to en­tre Mos­cú y los ta­li­ba­nes que com­pli­ca a Trump

Se­gún una ope­ra­ción re­ve­la­da por fun­cio­na­rios de in­te­li­gen­cia de EE.UU., se ha­brían en­tre­ga­do re­com­pen­sas a re­bel­des a cam­bio de ata­ques con­tra miem­bros de la OTAN. Trump ha di­cho que no sa­bía del in­for­me, pe­se a que los ofi­cia­les se lo ha­brían co­mu­ni­ca­do

La Tercera - - MUNDO - Por Fran­cis­ca For­ni

En me­dio de la pan­de­mia y una com­pli­ca­da ca­rre­ra por la re­elec­ción en no­viem­bre, Do­nald Trump ha si­do gol­pea­do por otra cri­sis. Se­gún in­for­mó The New York Ti­mes días atrás, fun­cio­na­rios de la in­te­li­gen­cia mi­li­tar ru­sa ha­brían ofre­ci­do re­com­pen­sas a mi­li­tan­tes vin­cu­la­dos a los ta­li­ba­nes pa­ra ma­tar a miem­bros de las fuer­zas alia­das en Af­ga­nis­tán -in­clui­das tro­pas es­ta­dou­ni­den­ses- en me­dio de las con­ver­sa­cio­nes de paz pa­ra po­ner fin a la lar­ga gue­rra en el país.

Se con­clu­yó que la ope­ra­ción –que se­ría la pri­me­ra de una uni­dad de es­pio­na­je de Mos­cú que ata­ca a tro­pas oc­ci­den­ta­les- ha­bría si­do obra de la Uni­dad 29155, una ra­ma de la agen­cia de in­te­li­gen­cia mi­li­tar ru­sa vin­cu­la­da al en­ve­ne­na­mien­to del exo­fi­cial de in­te­li­gen­cia Ser­guei Skri­pal y su hi­ja en 2018 en Sa­lis­bury, In­gla­te­rra, al in­ten­to de gol­pe de es­ta­do en Mon­te­ne­gro en 2016 y al en­ve­ne­na­mien­to de un fa­bri­can­te de ar­mas en Bul­ga­ria, en 2015.

En 2019, 20 sol­da­dos es­ta­dou­ni­den­ses mu­rie­ron en com­ba­te en Af­ga­nis­tán, pe­ro no es­tá cla­ro cuá­les ca­sos ca­li­fi­ca­rían co­mo sos­pe­cho­sos. Tam­po­co hay cer­te­za so­bre qué tan al­to en el go­bierno ru­so se au­to­ri­zó la ope­ra­ción en­cu­bier­ta ni cuál po­dría ha­ber si­do su ob­je­ti­vo, ni se co­no­ce có­mo fun­cio­na­ba la ope­ra­ción ru­sa, có­mo se ele­gían los ob­je­ti­vos o se trans­fe­ría el di­ne­ro y si los ru­sos se ha­brían reuni­do con los ta­li­ba­nes en Af­ga­nis­tán o en otra par­te.

Los re­sul­ta­dos de es­ta in­ves­ti­ga­ción fue­ron co­mu­ni­ca­dos a Trump y el Con­se­jo de Se­gu­ri­dad Na­cio­nal de la Ca­sa Blan­ca dis­cu­tió el pro­ble­ma en una reunión de in­te­li­gen­cia a fi­nes de mar­zo. En ese en­cuen­tro, los fun­cio­na­rios ha­brían desa­rro­lla­do una lis­ta de po­ten­cia­les op­cio­nes, em­pe­zan­do por ha­cer un re­cla­mo di­plo­má­ti­co a Mos­cú y exi­gir que fre­na­ran la ope­ra­ción, ade­más de una serie de san­cio­nes. Sin em­bar­go, la Ca­sa Blan­ca aún no ha au­to­ri­za­do nin­gu­na me­di­da.

“In­tel aca­ba de in­for­mar­me que no en­con­tra­ron es­ta in­for­ma­ción creí­ble y, por lo tan­to, no me la in­for­ma­ron a mí ni al vi­ce­pre­si­den­te”, tui­teó Trump el domingo. Un al­to fun­cio­na­rio de la ad­mi­nis­tra­ción en­tre­gó una ex­pli­ca­ción si­mi­lar, di­cien­do que el man­da­ta­rio no fue in­for­ma­do por­que las agen­cias no lle­ga­ron a un con­sen­so so­bre los ha­llaz­gos. Sin em­bar­go, no se han re­fe­ri­do al te­ma de fon­do y han di­cho que es un “en­ga­ño”.

El Krem­lin no ha si­do no­ti­fi­ca­do so­bre las acu­sa­cio­nes, se­gún di­jo Dmitry Pes­kov, el se­cre­ta­rio de pren­sa del Pre­si­den­te ru­so, Vla­di­mir Pu­tin. “Si al­guien las ha­ce, res­pon­de­re­mos”, di­jo Pes­kov.

Za­bihu­llah Mu­jahid, un por­ta­voz de los ta­li­ba­nes, ne­gó que los in­sur­gen­tes ten­gan “re­la­ción de ese ti­po con cual­quier agen­cia de in­te­li­gen­cia” y di­jo que el in­for­me era un in­ten­to por di­fa­mar­los.

“Es­te ti­po de acuer­dos con la agen­cia de in­te­li­gen­cia ru­sa ca­re­ce de fun­da­men­to, nues­tros ase­si­na­tos fue­ron con­ti­nuos en años an­te­rio­res, y lo hi­ci­mos con nues­tros pro­pios re­cur­sos”, di­jo Mu­jahid. “Eso cam­bió des­pués de nues­tro acuer­do con los es­ta­dou­ni­den­ses, sus vi­das es­tán pro­te­gi­das y no los ata­ca­mos”, agre­gó.

Al­gu­nos se­ña­lan que los ru­sos podrían es­tar in­ten­tan­do ven­gar­se de la OTAN por una ba­ta­lla de 2018 en Si­ria, en la que el Ejér­ci­to es­ta­dou­ni­den­se ma­tó a va­rios cien­tos de fuer­zas pro-si­rias, in­clui­dos nu­me­ro­sos mer­ce­na­rios ru­sos o que podrían es­tar in­ten­tan­do des­ca­rri­lar las con­ver­sa­cio­nes de paz pa­ra que Was­hing­ton que­de es­tan­ca­do en Af­ga­nis­tán.

Pe­se a que al­gu­nos de sus ase­so­res más cer­ca­nos, co­mo el se­cre­ta­rio de Es­ta­do, Mi­ke Pom­peo, han acon­se­ja­do a Trump to­mar po­lí­ti­cas más agre­si­vas ha­cia Ru­sia, el lí­der re­pu­bli­cano ha adop­ta­do una pos­tu­ra más mo­de­ra­da, lo que le ha va­li­do crí­ti­cas de sus opo­si­to­res.

Du­ran­te una cum­bre en 2018 en Hel­sin­ki, Fin­lan­dia, el man­da­ta­rio es­ta­dou­ni­den­se di­jo que creía en las afir­ma­cio­nes de Pu­tin de que el Krem­lin no ha­bía in­ter­fe­ri­do en las elec­cio­nes de 2016, pe­se a que la in­te­li­gen­cia en EE.UU. de­cía lo con­tra­rio. Ade­más, Trump cri­ti­có un proyecto de ley que im­po­nía san­cio­nes a Ru­sia lue­go de que el Con­gre­so lo apro­ba­ra por mayoría.b

Sol­da­dos es­ta­dou­ni­den­ses es­pe­ran un he­li­cóp­te­ro en no­viem­bre de 2017 en la pro­vin­cia de Lo­gar, Af­ga­nis­tán.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.