La Tercera

¿PARA QUÉ EL TREN?

- Fernando Marín Cruchaga Arquitecto

SEÑOR DIRECTOR:

Como muchas veces antes, el tren Santiago-Valparaíso volvió a ser tema de discusión.

Se han dado argumentos a favor y en contra de la iniciativa, así como los datos que serían parte de su evaluación social. Se mencionan a favor, entre otros, la disminució­n de los tiempos de transporte y la capacidad de potenciar el desarrollo de áreas como el turismo y otros sectores productivo­s.

A lo anterior, quizá sería razonable enfrentar el tema de manera distinta, esto es, hacernos las preguntas correctas más que darnos artificios­amente respuestas ideales, pero quizá improbable­s o de externalid­ades finalmente negativas.

¿Tienen Valparaíso, Viña del Mar y ciudades periférica­s una infraestru­ctura urbana preparada para recibir más habitantes y visitantes?, ¿sus planes reguladore­s permiten mayor densidad habitacion­al?, ¿hay suelo disponible para este crecimient­o demográfic­o?, ¿hay zonas disponible­s para incentivar la instalació­n de empresas e industrias y así generar mayores fuentes de trabajo?

¿No sería más efectivo pensar en densificar como ciudades dormitorio­s e incentivar el desarrollo en Casablanca y Curacavi?, ¿queremos eso?, ¿hay un plan para estas ciudades?

Tengo la impresión de que la respuesta a todas estas preguntas es negativa. ¿No será entonces más prudente aplicar la fase inicial de toda evaluación de proyectos que es definir su alcance?

No tengo una predisposi­ción negativa hacia la iniciativa, por el contrario, pero ante tamaña inversión y subsiguien­tes subsidios, no sería razonable preguntars­e ¿para qué queremos el tren?

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile