OR­DEN DE NA­CI­MIEN­TO V/S PER­SO­NA­LI­DAD,

¿exis­te al­gu­na re­la­ción?

Mamá y Bebé - - Insta Baby -

Ser el ma­yor, el del me­dio o el me­nor pue­de con­di­cio­nar -aun­que no siem­pre- el pa­pel que ca­da ni­ño ocu­pa en una fa­mi­lia. Co­no­ce un po­co más so­bre có­mo pue­de in­fluir el or­den en el que na­cen tus hi­jos con su for­ma de ser.

De se­gu­ro te ha­brás pre­gun­ta­do si se re­la­cio­na el or­den de na­ci­mien­to de tus hi­jos con su per­so­na­li­dad, pues­to que mu­chas ve­ces pue­des en­con­trar si­mi­li­tu­des en­tre tu pri­mo­gé­ni­to y el de tus ami­gas, más que con sus pro­pios her­ma­nos. A pe­sar de que no exis­te una cien­cia exac­ta que así lo ase­gu­re, sí hay al­gu­nos es­tu­dio­sos que sos­tie­nen que sí hay una con­cor­dan­cia.

Uno de ellos fue el si­quia­tra aus­tría­co Al­fred Ad­ler (1870-1937) quien afir­mó que el or­den de na­ci­mien­to era una he­rra­mien­ta im­por­tan­te pa­ra pre­de­cir la con­duc­ta de una per­so­na y pa­ra de­ter­mi­nar su for­ma de sen­tir y de per­ci­bir al mun­do. De es­ta ma­ne­ra, el hi­jo ma­yor es­tá pro­gra­ma­do pa­ra la ex­ce­len­cia y los lo­gros, el del me­dio es cria­do pa­ra que sea com­pren­si­vo y con­ci­lia­dor, y el más pe­que­ño bus­ca aten­ción. Pos­te­rior­men­te, otros teó­ri­cos co­mo Frank Su­llo­way y Del­roy Paul­hus tam­bién es­cri­bie­ron so­bre es­te te­ma.

Sin em­bar­go, hay quie­nes con­tra­di­cen es­tas teo­rías, afir­man­do que no exis­te re­la­ción en­tre es­tos dos as­pec­tos. A con­ti­nua­ción, te dejamos lo que plan­tea­ban los si­có­lo­gos pa­ra que sa­ques tus pro­pias con­clu­sio­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.