Así nos ven los ni­ños in­mi­gran­tes

Dos jó­ve­nes con acen­to ca­ri­be­ño ana­li­zan nues­tras cos­tum­bres y com­par­ten su ex­pe­rien­cia de ser un ni­ño ex­tran­je­ro en Chi­le

Publimetro Chile - - ESPECIAL DÍA DEL NIÑO -

Ma­ría Car­la Díaz tie­ne 12 años y Je­re­mías Bor­ja 13. Am­bos son co­mo cual­quier niña y ni­ño de su edad. A ella le gus­ta el Kpop y el trap, y él alu­ci­na con la ba­te­ría y el rock, así co­mo con el piano y el fút­bol.

Pe­ro ape­nas abren la bo­ca, el vai­vén de su acen­to re­ve­la sus orí­ge­nes ca­ri­be­ños. Pun­tual­men­te de La Ha­ba­na, Cuba, des­de don­de lle­gó Ma­ría Car­la ha­ce ape­nas seis me­ses. Y Caracas, Ve­ne­zue­la, pa­ra Je­re­mías, que a año y me­dio de pi­sar tie­rra chi­le­na se sien­te un com­pa­trio­ta más.

Am­bos son alum­nos de Sép­ti­mo Bá­si­co en el Li­ceo Agus­to D’Hal­mar, en Ñu­ñoa. Y en es­ta no­ta nos cuen­tan có­mo ven a sus com­pa­ñe­ros y ami­gos, lo que les lla­ma la aten­ción de nues­tra so­cie­dad y lo que es­pe­ran del fu­tu­ro. To­do vis­to des­de su es­pe­cial mi­ra­da de ni­ños in­mi­gra­tes…

¿Qué fue lo pri­me­ro que les pa­re­ció di­fe­ren­te en su arri­bo a Chi­le?

MC: “Que no les en­ten­día eso del fa­mo­so ‘po’. ¿Qué se­rá? Me pre­gun­ta­ba. ¿Se­rán pa­la­bras que no co­noz­co? Me de­mo­ré un ra­to en en­ten­der que us­te­des a to­do le agre­gan el poh”. JB: “A mí igual, pe­ro ya sa­bía eso por un tío. Aun­que no es­ta­ba pre­pa­ra­do pa­ra la ve­lo­ci­dad con la que ha­blan los chi­le­nos. To­do es co­mo ame­tra­lla­do­ra, y el día que lle­ga­mos a Chi­le con mis padres, ya en el ae­ro­puer­to no ha­bía ca­so que le en­ten­dié­ra­mos al ti­po de las ma­le­tas. Acá en el co­le afi­né el oí­do y aho­ra ya no ten­go que tra­du­cir y pen­sar dón­de em­pie­za una pa­la­bra y ter­mi­na la otra”.

¿Có­mo los re­ci­bie­ron sus com­pa­ñe­ros?

MC: Nor­mal y en reali­dad sú­per bien. Son co­mo cual­quier chi­co o chi­ca de Cuba. Nos gus­tan las mis­mas co­sas, las mis­mas ton­te­ras que les di­cen. Ha­bla­mos de co­sas sin de­ma­sia­da im­por­tan­cia, co­mo de mú­si­ca y ac­to­res, y así nos en­tre­te­ne­mos. JB: “Pa­ra mí es muy agra­da­ble ve­nir al co­le, lo pa­so bien y mis com­pa­ñe­ros son ché­ve­res. Co­mo us­te­des di­cen, no es­ta­mos ni ahí con la po­lí­ti­ca y eso. Lo nues­tro es co­rrer de­trás de una pe­lo­ta y so­mos fe­li­ces. Los chi­le­nos son bue­na on­da, mis com­pa­ñe­ros me re­ci­bie­ron y acep­ta­ron sú­per bien”.

¿Lo más ex­tra­ño de Chi­le y lo que más año­ran de su país?

MC: “Que el mar sea ¡taaan fríiiiio! Eso echo de me­nos de Cuba, sus pla­yas so­lea­das y el agua ca­len­ti­ta. Ade­más, allá los ni­ños sa­len a ju­gar a la ca­lle, an­dá­ba­mos to­do el día de la pla­ya a la casa. Acá to­do es un po­co en­ce­rra­do, pe­ro bien igual”. JB: “A mí me pa­sa que en Ve­ne­zue­la to­dos los lu­ga­res son pú­bli­cos, y aquí to­do es­tá tan pri­va­ti­za­do. Ha­ce po­cos días fui a ju­gar con ami­gos del co­le­gio a un par­que y nos echa­ron, por­que di­je­ron que no era pú­bli­co. Eso me da un po­qui­to de ra­bia, pe­ro tam­bién me he ido acos­tum­bran­do”.

|GENTILEZA

Ma­tía Car­la y Je­re­mías se sien­ten con­ten­tos en nues­tro país

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.