Ale­jan­dra Mus­ta­kis, de Asech, so­bre bre­cha sa­la­rial: “Se tra­ta de al­go con po­co sen­ti­do co­mún”

—La pre­si­den­ta de la Asech se re­fi­rió al rol y va­lor de las mu­je­res den­tro del mun­do del em­pren­di­mien­to. —Ade­más, Mus­ta­kis ha­bló so­bre los prin­ci­pa­les hi­tos de su ges­tión.

Pulso - Especial Hub Sustentabilidad - - PORTADA - Una en­tre­vis­ta de EFRAÍN MO­RA­GA

HA­CE só­lo unos días, los más de 30 mil miem­bros de la Aso­cia­ción de Em­pren­de­do­res de Chile (Asech) ce­le­bra­ron los sie­te años de la or­ga­ni­za­ción, y es­ta vez lo hi­cie­ron en gran­de. A po­cos días de ce­le­brar­se unas nue­vas elec­cio­nes, So­le­dad Ovan­do, ex ge­ren­ta general de Ban­coEs­ta­do, se in­te­gró al equi­po co­mo su nue­va di­rec­to­ra eje­cu­ti­va, al­go inédito en es­te gre­mio y que se con­fi­gu­ra co­mo un nue­vo pa­so en ma­te­ria de equi­dad de gé­ne­ro den­tro del mun­do del em­pren­di­mien­to. La lle­ga­da de Ovan­do qui­zá no ha­bría si­do po­si­ble sin que otra mu­jer no le hu­bie­ra alla­na­do el ca­mino pri­me­ro. Se tra­ta de Ale­jan­dra Mus­ta­kis, la pre­si­den­ta sa­lien­te de la Asech y, tam­bién, la pri­me­ra mu­jer que ocu­pa una po­si­ción de li­de­raz­go gre­mial den­tro del mun­do em­pre­sa­rial. En­tre otros te­mas, la eje­cu­ti­va se re­fie­re al rol del gé­ne­ro fe­me­nino den­tro del mun­do del em­pren­di­mien­to, la equi­dad sa­la­rial y la res­pon­sa­bi­li­dad del sec­tor pri­va­do en el im­pul­so de es­te ti­po de ini­cia­ti­vas. “Gre­mios co­mo el nues­tro pue­den ins­pi­rar, mo­ver e im­pul­sar pa­ra que to­das las ini­cia­ti­vas va­yan lo­gran­do sus ob­je­ti­vos”, co­men­ta Mus­ta­kis.

¿Cuál fue la pre­mi­sa que mar­có su ges­tión en la Asech?

—Se tra­ta de un gre­mio jo­ven y dis­tin­to, que se ha ar­ma­do en só­lo sie­te años. Mi rol fue tra­tar de ar­mar un gru­po don­de to­dos nos po­da­mos sen­tar a la me­sa y unir po­si­cio­nes, pa­ra ten­der puen­tes y lle­gar a más gen­te. Eso es al­go que se ha lo­gra­do. ¿Cuál es la im­por­tan­cia de que una mu­jer ha­ya lle­ga­don a li­de­rar la Asech? —Es muy im­por­tan­te que las mu­je­res po­da­mos to­mar es­te ti­po de ro­les, pues nues­tro li­de­raz­go se ca­rac­te­ri­za por la co­la­bo­ra­ción. Se tra­ta de al­go que hoy se ne­ce­si­ta. Te­ne­mos mu­chos atri­bu­tos que son com­pa­ti­bles con los re­que­ri­mien­tos de es­ta era, y cuan­do lo­gra­mos en­fren­tar es­te ti­po de desafíos, se de­mues­tra que no se tra­ta del gé­ne­ro, sino de las ga­nas y las fuer­zas que uno po­ne en su tra­ba­jo.

¿Qué ha­ce fal­ta pa­ra que más mu­je­res asu­man po­si­cio­nes de li­de­raz­go?

—Hay mu­chas mu­je­res in­creí­bles en Chile. Se pue­den en­con­trar en to­das las in­dus­trias y áreas, pe­ro eso no se ve re­fle­ja­do en los di­rec­to­rios o pues­tos de po­der. To­dos es­ta­mos de acuer­do en que se re­quie­re un cam­bio cul­tu­ral, pe­ro es­te no pa­sa to­do lo rá­pi­do que qui­sié­ra­mos. ¿Có­mo ese cam­bio cul­tu­ral pue­de ir acom­pa­ña­do de suel­dos más equi­ta­ti­vos pa­ra las mu­je­res?

—Se tra­ta de al­go con po­co sen­ti­do co­mún y abu­si­vo. Es­ta­mos en una era don­de en­ten­de­mos que las co­sas se tie­nen que ha­cer con con­cien­cia y jus­ti­cia, por lo que es ne­ce­sa­rio im­pul­sar un cam­bio.

¿Se tra­ta de un fe­nó­meno que se re­pli­ca en el mun­do del em­pren­di­mien­to?

—En es­te sec­tor no se ve que una mu­jer ga­ne me­nos que un hombre por per­te­ne­cer a ese gé­ne­ro, no co­noz­co a nin­gún em­pren­di­mien­to don­de pa­se eso. Se tra­ta de un mun­do don­de exis­ten me­nos di­fe­ren­cias.

¿Por qué no se ven mu­chas mu­je­res em­pren­dien­do por su cuen­ta? —Se­ría muy po­si­ti­vo que más mu­je­res se atre­vie­ran a em­pren­der, to­mar ries­gos y pues­tos de po­der. Se tra­ta de al­go que hoy no ocu­rre, por­que des­de siem­pre pensamos que no eran nues­tras op­cio­nes. Es­to se de­be a que nos cues­ta un po­co más to­mar la de­ci­sión de ha­cer­lo. ¿Có­mo se pue­de im­pul­sar es­to en las mu­je­res?

—Es im­por­tan­te que ca­da día exis­tan más mu­je­res que se atre­van, pa­ra que mu­chas más se ins­pi­ren y en­tien­dan que es­ta es una po­si­bi­li­dad, aun­que ten­gan hi­jos y fa­mi­lia. Somos más de la mi­tad de la po­bla­ción y te­ne­mos to­do el ta­len­to y las ga­nas.

¿Có­mo se pue­de lo­grar que las gran­des em­pre­sas tra­ba­jen pa­ra dis­mi­nuir la bre­cha sa­la­rial?

—El que no lo vio, no va a te­ner op­cio­nes. Lo fe­me­nino se lle­va muy bien con es­ta nue­va era. Es­ta se ca­rac­te­ri­za por ser más co­la­bo­ra­ti­va y so­cial. En­ton­ces, te­ner mu­je­res es lo mí­ni­mo que se ne­ce­si­ta pa­ra te­ner vi­sión.

¿Có­mo es­tá tra­ba­jan­do la Asech pa­ra que más mu­je­res se atre­van a to­mar ries­gos?

— Las mu­je­res me­di­mos más los ries­gos y, por eso, nos cues­ta to­mar la de­ci­sión em­pren­der o to­mar pues­tos de li­de­raz­go. Pa­ra cam­biar es­ta reali­dad, tra­ba­ja­mos con va­rias or­ga­ni­za­cio­nes. En­tre otras, se des­ta­can Mu­je­res del Pa­cí­fi­co, Co­mu­ni­dad Mu­jer, Mu­jer Im­pac­ta y Mu­jer In­flu­yen­te.

En ese sen­ti­do, ¿cuá­les son los prin­ci­pa­les desafíos de la Asech de ca­ra al fu­tu­ro?

—Nos he­mos con­ver­ti­do en una pro­pues­ta dis­tin­ta, que sue­ña con un país don­de to­dos ten­gan la opor­tu­ni­dad de em­pren­der. Cree­mos que te­ne­mos las con­di­cio­nes pa­ra lo­grar­lo, pe­ro es ne­ce­sa­rio que tra­ba­jen pa­ra lo­grar es­te ob­je­ti­vo. ¿Qué vie­ne?

—Gre­mios co­mo el nues­tro pue­den ins­pi­rar, mo­ver e im­pul­sar pa­ra que to­das las ini­cia­ti­vas va­yan lo­gran­do sus ob­je­ti­vos. Es por es­te mo­ti­vo que es muy im­por­tan­te que ca­da vez más per­so­nas par­ti­ci­pen, so­bre to­do, del gé­ne­ro fe­me­nino. Es­ta­mos en un buen mo­men­to y, ade­más, his­tó­ri­co, con la lle­ga­da de una mu­jer a la di­rec­ción eje­cu­ti­va.

¿Qué sig­ni­fi­ca el éxi­to de ini­cia­ti­vas co­mo Cor­ners­hop? —Per­mi­te va­li­dar la idea de que exis­te de­ma­sia­do ta­len­to en nues­tro país, pues es un te­ma que his­tó­ri­ca­men­te nos ha cos­ta­do. No es la úni­ca ini­cia­ti­va, por­que tam­bién exis­ten otras que es­tán ha­cien­do gran­des co­sas. Se tra­ta de la me­jor in­ver­sión que se po­dría te­ner. ¿Qué vi­sión tie­ne res­pec­to a la po­lí­ti­ca de las au­to­ri­da­des res- pec­to al em­pren­di­mien­to en Chile?

—Exis­te un apo­yo, eso se pue­de ver con la Ley de “Pa­go Opor­tuno” y el rol que ha to­ma­do el eje­cu­ti­vo con to­do lo re­la­cio­na­do al em­pren­di­mien­to. Es al­go que no só­lo vie­ne de es­te go­bierno, sino que tam­bién de los an­te­rio­res. Ca­da vez hay más en­tu­sias­mo y eso per­mi­te que más per­so­nas pue­dan desa­rro­llar sus em­pren­di­mien­tos.

¿Có­mo el sec­tor pri­va­do pue­de con­tri­buir al desa­rro­llo de los em­pren­di­mien­tos? —Ne­ce­si­ta­mos em­pre­sa­rios que se la jue­guen. Se tra­ta de al­go que ca­da vez pa­sa más. Es cla­ve que apues­ten por el ta­len­to de las per­so­nas, pa­ra que desa­rro­llen y creen acá. Eso es lo que es­pe­ra­mos de los em­pre­sa­rios.

¿Cuál es la im­por­tan­cia de for­ta­le­cer es­ta área?

—Vi­vi­mos mu­chos más años que an­tes y hoy na­die du­ra más de tres dé­ca­das en una em­pre­sa. Ade­más, es­tas se van a achi­car, por­que las tec­no­lo­gías per­mi­ti­rán sa­car más gen­te. En el fon­do, uno po­dría pen­sar que sí o sí en al­gu­na eta­pa de la vi­da a uno le va a to­car em­pren­der, por op­ción o ne­ce­si­dad. Es por es­te mo­ti­vo que es muy im­por­tan­te que pre­pa­re­mos al país fren­te a es­ta reali­dad, de ma­ne­ra que cual­quie­ra pue­da to­mar es­ta op­ción.

En ese sen­ti­do, ¿có­mo se de­ben pre­pa­rar los em­pren­di­mien­tos pa­ra en­fren­tar el fra­ca­so?

—Es cla­ve que la so­cie­dad no cas­ti­gue el fra­ca­so. Si al­guien se la ju­gó y tra­ba­jó du­ro por lo­grar su ob­ti­vo, hay que aplau­dir­lo. Se tra­ta de una ex­pe­rien­cia que per­mi­te apren­der y su­pe­rar los obs­tácu­los. Por ejem­plo, mu­chos em­pren­di­mien­tos exi­to­sos en Es­ta­dos Uni­dos pa­sa­ron por tres o cua­tro ini­cia­ti­vas. P

EM­PREN­DI­MIEN­TO “Las mu­je­res me­di­mos más los ries­gos y, por eso, nos cues­ta to­mar la de­ci­sión de em­pren­der”

GES­TIÓN “Mi rol fue tra­tar de ar­mar un gru­po don­de to­dos nos po­da­mos sen­tar a la me­sa y con­ver­sar”

FU­TU­RO “Se­ría muy po­si­ti­vo que más mu­je­res se atre­vie­ran a em­pren­der, to­mar rie­gos y em­pren­der”

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.