¿Qué ha­cer?

Ser Padres (Chile) - - 2 AÑOS -

Se ras­pa… La­va la he­ri­da pa­ra re­ti­rar res­tos de tie­rra y mu­gre y apli­car una so­lu­ción yo­da­da. Si el ras­pón es gran­de, pue­des cu­brir­lo tem­po­ral­men­te con una ga­sa (las cu­ri­tas re­blan­de­cen la he­ri­da y di­fi­cul­tan el pro­ce­so de ci­ca­tri­za­ción). Des­pués, lo ideal es de­jar­lo al ai­re li­bre y de­sin­fec­tar­lo a dia­rio.

Se cor­ta… La­va con agua tem­pla­da y pre­sio­na le­ve­men­te (sin ha­cer da­ño) la he­ri­da con una ga­sa hu­me­de­ci­da pa­ra con­tro­lar la he­mo­rra­gia. Acu­de in­me­dia­ta­men­te a un mé­di­co pa­ra que va­lo­ren la ne­ce­si­dad de po­ner­le pun­tos de su­tu­ra.

Se cla­va una as­ti­lla… In­tro­du­ce la zo­na en agua tem­pla­da pa­ra re­blan­de­cer la piel y ex­traer la as­ti­lla con unas pin­zas pre­via­men­te es­te­ri­li­za­das. Si se que­da una par­te den­tro, acu­de al pe­dia­tra o al der­ma­tó­lo­go pa­ra que lo va­lo­re.

Le sa­le un chi­chón… Com­prue­ba que no ha­ya he­ri­da ni ro­tu­ras mo­vien­do la zo­na gol­pea­da y apli­ca hie­lo (en­vuel­to en un pa­ño) sobre el área afec­ta­da pa­ra re­du­cir la in­fla­ma­ción. Le san­gra el la­bio (o la en­cía)… Las he­ri­das en la boca son muy lla­ma­ti­vas por­que san­gran abun­dan­te­men­te (tam­bién se cu­ran rá­pi­do), por eso es im­por­tan­te lim­piar la zo­na con una ga­sa im­preg­na­da en agua o ha­cien­do en­jua­gues. Se­gún su mag­ni­tud ha­brá que va­lo­rar la ne­ce­si­dad, o no, de acu­dir al mé­di­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.