2 AÑOS

De­jar el pa­ñal es un gran pa­so ha­cia la in­de­pen­den­cia, ¿có­mo ayu­dar­lo a dar­lo?

Ser Padres (Chile) - - CONTENTS - POR DESIREÉ CO­RO­NA­DO FOTO ISTOCK ASE­SO­RÍA CRIS­TI­NA FER­NÁN­DEZ MAR­TÍN, PSI­CÓ­LO­GA DI­SE­ÑO SORAYA AVELAR TANUS

El tiem­po lle­gó

Con­tro­lar el es­fín­ter es tan na­tu­ral en la evo­lu­ción del ni­ño co­mo po­ner­se de pie o de­cir la pri­me­ra pa­la­bra: cuan­do es­tá lis­to fí­si­ca y neu­ro­ló­gi­ca­men­te, lo ha­ce. Por ello, si no es­tá pre­pa­ra­do, por más que te em­pe­ñes, no lo ha­rá. Los pa­dres no pue­den de­ci­dir ar­bi­tra­ria­men­te cuán­do qui­tar el pa­ñal, son los hi­jos quie­nes avi­san que ha lle­ga­do el mo­men­to. Cuan­do se res­pe­ta la evo­lu­ción na­tu­ral del ni­ño, dar el pa­so sue­le ser muy sen­ci­llo. El asun­to es… ¿có­mo sa­ber que ha lle­ga­do la ho­ra? Con los si­guien­tes con­se­jos po­drás de­ter­mi­nar­lo.

LOS NI­ÑOS SUE­LEN ABAN­DO­NAR EL PA­ÑAL EN­TRE LOS DOS Y LOS TRES AÑOS; CON­TRO­LAN LA POPÓ HA­CIA LOS DOS AÑOS Y LA PIPÍ, EN­TRE LOS DOS Y LOS TRES AÑOS.

EL CON­TROL DE ES­FÍN­TE­RES SUE­LE CO­MEN­ZAR CUAN­DO EL NI­ÑO TIE­NE BAS­TAN­TE EQUI­LI­BRIO, IN­CLU­SO YA ES CA­PAZ DE CO­RRER, EN­TIEN­DE LAS ÓR­DE­NES SEN­CI­LLAS Y SU VOCABULARIO SE HA AM­PLIA­DO.

¡Ya es­tá lis­to!

Es­tas son las se­ña­les que in­di­can que el pe­que­ño es­tá pre­pa­ra­do pa­ra em­pe­zar a ol­vi­dar­se del pa­ñal (por su­pues­to, no tie­nen que dar­se to­das):

• Aguan­ta tres o cua­tro ho­ras sin ha­cer pipí.

• In­ten­ta imi­tar­te cuan­do vas al ba­ño.

• Cuan­do ya quie­re ir al ba­ño, ha­ce ges­tos y da mues­tras de que sa­be lo que es­tá a pun­to de ocu­rrir.

• Di­ce “pipí” o “popó” pa­ra re­fe­rir­se a sus eva­cua­cio­nes.

• Quie­re qui­tar­se el pa­ñal cuan­do es­tá mojado.

• Em­pie­za a pe­dir ir al ba­ño.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.