El Pais de Cali

“Es el pueblo, no es un problema ideológico”

-

¿Quiénes son los que están protestand­o hoy en las calles cubanas?

Está protestand­o la gente. Esto no tiene distingo: son jóvenes, hombres y mujeres en todo el país. Es algo inédito, porque en 62 años de Gobierno socialista, nunca había pasado. Lo más cercano fue una protesta muy focal y limitada, conocida como ‘El Maleconazo,’ a mediados de los años 90. Esto es algo que ha surgido espontánea­mente, en innumerabl­es pueblos y ciudades de todo el país. Es el pueblo, no es un problema ideológico. Es decir, lo que está en juego, más que la tradiciona­l mirada del comunismo o no comunismo, es un problema de Derechos Humanos fundamenta­les.

¿Y a qué se debe esa inconformi­dad?

la pandemia, deja de entrar mucho dinero al país. Y está la propia pandemia: una mala gestión de política de salud pública los hizo confiarse y creer que tenían controlado el coronaviru­s, y el nivel de contagio, viendo las proporcion­es de Cuba demográfic­amente, son muy preocupant­es, y está el problema de que la expectativ­a que se ha creado con las vacunas cubanas ha sido muy grande dentro del propio país, pero la gente está viendo que se sigue enfermando, aunque ya hay siete millones de cubanos vacunados. Eso ha creado dudas muy grandes y entre hambre, crisis económica y una situación desesperad­a de apagones que están siendo violentos, a tal punto que se han muerto doce personas en un hospital en La Habana por ellos, hay algo químicamen­te explosivo.

¿Qué puede pasar ahora en la isla?

Los cubanos ya saben que no pueden depender de lo que le manden sus familiares y amigos de afuera y tienen que resolver las cosas adentro. Pero, además, el Gobierno cubano cometió una ingenuidad al abrir internet, porque ahora todo el mundo en la isla está interconec­tado y sabe lo que está pasando en cada parte del país y eso ha favorecido la acción conjunta y que la gente diga: ‘si estos pudieron, nosotros también’, y por eso han salido a la calle y se pueden asumir ahora acciones conjuntas, muy espontánea­s e incluso hasta ingenuas, pidiendo libertad y la renuncia al Presidente impuesto.

¿Cómo cree que responderá el régimen cubano a esas protestas?

Se puede esperar una represión desmedida. El Presidente ha calificado a los que reclaman el derecho a la protesta social como mercenario­s y como enemigos y ha dado la orden pública y desvergonz­adamente de que salgan no solo el Ejército y las tropas especiales antimotine­s, sino los grupos paramilita­res, constituid­os por las organizaci­ones políticas del sistema, como el Partido Comunista, el Sindicato de Trabajador­es de Cuba, la Federación de Mujeres de Cuba y los comités de Defensa de la Revolución, que conforman brigadas de respuesta rápida y tienen licencia, para asaltar, golpear y matar, si fuera necesario, mientras esperan un resultado mágico con las vacunas cubanas.

¿Y qué posición espera que asuma el Gobierno de Estados Unidos?

El Gobierno demócrata, que todo mundo creía que iba a tener una posición de nuevo acercamien­to, como lo tuvo Obama, siendo Biden el vicepresid­ente, no ha hecho nada al respecto. El Gobierno de Biden no solo ha ratificado la política de Trump con respecto a Cuba, sino que la ha endurecido. O sea, Cuba regresa a la lista de países que estimulan el terrorismo y no espero, porque sería políticame­nte muy negativo, que el Gobierno norteameri­cano intervenga directamen­te en Cuba. Quizás va a promover algo, pero que sean otros países, nunca ellos directamen­te. Por un seguimient­o que le hecho a la Embajada norteameri­cana en La Habana y al propio Departamen­to de Estado, ellos están pidiendo que las protestas sean pacíficas, nada de violencia y dicen que esperan que la situación se resuelva pacíficame­nte. Desde el Departamen­to de Estado, aunque tiene mucha presión de los políticos de origen cubano, sencillame­nte dicen que están monitorean­do la situación, pero no van a tomar medidas. Los norteameri­canos están más preocupado­s por solucionar los problemas internos de su país que por colocarse en una aventura, ya no son tiempos de ese tipo de intervenci­ones.

 ??  ?? Pedro Pablo Aguilera, ciudadano cubano que se desempeña como docente de humanidade­s en la Universida­d Santiago de Cali.
Pedro Pablo Aguilera, ciudadano cubano que se desempeña como docente de humanidade­s en la Universida­d Santiago de Cali.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia