OB­JE­TOS QUE ‘ HA­BLAN’

La ma­yo­ría de los ob­je­tos de es­ta vi­vien­da son he­ren­cias fa­mi­lia­res. Otros, pro­vie­nen de lu­ga­res a los que han via­ja­do sus due­ños. Ca­da uno de ellos guar­da una his­to­ria par­ti­cu­lar y dig­na de con­tar.

Gente Caribe - - Ambientes - FO­TOS Lu­cía Cas­te­llar

cuen­ta de las ideas de sus pro­pie

ta­rios. Co­mo re­sul­ta­do de la res­tau­ra­ción, se cam­bia­ron va­rias pie­zas del te­cho que es­ta­ba de­te­rio­ra­do y se hi­cie­ron al­gu­nas ade­cua­cio­nes en ma­te­ria de pi­sos o ha­bi­ta­cio­nes. Sin em­bar­go, al­gu­nas de las vi­gas de ma­de­ra re­cia se con­ser­va­ron y de ellas se ob­tu­vie­ron otros ob­je­tos, co­mo la me­sa de la co­ci­na.

La pis­ci­na es, tal vez, la úni­ca adi­ción mo­der­na de la ca­sa. Allí se en­cuen­tran, ade­más de los mue­bles tí­pi­cos, un jar­dín con flo­res exó­ti­cas que son “las úni­cas que com­bi­nan con el es­pa­cio y ade­más, flo­re­cen to­do el año”.

La sala tie­ne dos so­fás mo­der­nos, pe­ro las me­ce­do­ras que los acom­pa­ñan son una he­ren­cia de la bi­sa­bue­la de la due­ña, igual que la lám­pa­ra, que le fue cedida por una “tía muy que­ri­da”.

Es­ta mis­ma pariente fue la en­car­ga­da de con­ser­var el co­me­dor To­né

que te­nía en su ca­sa y do­nar­la a es­ta. El cua­dro que lo acom­pa­ña tam­bién tie­ne his­to­ria: fue com­pra­do en Río de Ja­nei­ro en una es­pe­cie de mer­ca­do de pul­gas que se lle­va a ca­bo allí. Una ha­ma­ca com­ple­men­ta una ima­gen pro­pia del ca­ri­be: un es­pa­cio abier­to pa­ra el dis­fru­te.

La co­ci­na es uno de los lu­ga­res fa­vo­ri­tos de su pro­pie­ta­ria, pues es chef pro­fe­sio­nal. Una de sus pie­zas es­tre­lla es la me­sa, he­cha con vi­gas restaurada­s del te­cho. Allí se con­ser­van de­ta­lles co­lo­nia­les, que se mez­clan con los apa­ra­tos pro­fe­sio­na­les de co­ci­na.

La luz na­tu­ral es pri­vi­le­gia­da, in­clu­so pa­ra las vis­tas de las ha­bi­ta­cio­nes. En los es­pa­cios in­te­rio­res se idea­ron una es­pe­cie de ni­chos de pie­dra pa­ra que la luz ar­ti­fi­cial sea más te­nue e in­di­rec­ta y sir­va de mar­co per­fec­to pa­ra re­cor­dar la ele­gan­cia de las ca­sas co­lo­nia­les y la tran­qui­li­dad de sus rin­co­nes. GC

Fa­mi­lia­res y ami­gos de Ro­sa­li­la Angulo la aga­sa­ja­ron con una ce­na pa­ra des­pe­dir­la de su vida de sol­te­ra. Hoy, Ro­sa­li­la se uni­rá en ma­tri­mo­nio con Ch­ris­tian Ma­ru­lan­da, en la Igle­sia In­ma­cu­la­da Con­cep­ción. Se­gui­da­men­te, ofre­ce­rá una re­cep­ción en el Country Club de Ba­rran­qui­lla. GC

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.