Ma­rian­ne Scha­ller pro­ta­go­ni­za su his­to­ria mu­si­cal con su bem­ba co­lo­rá CU­RRI­CU­LUM VI­TAE

Tras que­dar por fue­ra de la ‘ros­ca’ en un nue­vo pro­yec­to te­le­vi­si­vo, la ar­tis­ta ba­rran­qui­lle­ra aprovecha sus días pa­ra tra­ba­jar en su pró­xi­mo ál­bum dis­co­grá­fi­co. Fe­cha y lu­gar de na­ci­mien­to:

Gente Caribe - - Qué Ha Pasado Con... - TEX­TO In­guel Ju­lieth De La Rosa Ven­ce @In­guel­ju­lieth FO­TOS Ale­jan­dro Ra­mí­rez y Juan Car­los Ariano

Vi­da y ar­te son dos pa­la­bras si­nó­ni­mas pa­ra Ma­rian­ne Scha­ller. Su ta­len­to pa­ra la ac­tua­ción y la mú­si­ca —di­ce— mo­ri­rá con ella. Aho­ra no la ve­mos en pan­ta­lla ni la es­cu­cha­mos en la ra­dio, pe­ro des­de ya se es­tá pre­pa­ran­do “fí­si­ca, emo­cio­nal y es­pi­ri­tual­men­te” pa­ra vol­ver al rue­do.

Des­pués del “cre­ci­mien­to” que tu­vo con su par­ti­ci­pa­ción en pro­duc­cio­nes de te­le­vi­sión, como Amor de Car­na­val, La Se­lec­ción, La Ron­ca de Oro, Mu­je­res al lí­mi­te y Tu voz ste­reo; la ba­rran­qui­lle­ra es­tá dis­pues­ta a to­do, me­nos a de­jar de la­do su fa­ce­ta de ac­triz. Su ca­rre­ra mu­si­cal tam­po­co ha fre­na­do, por el con­tra­rio, su pró­xi­mo dis­co y su fun­da­ción son, sin lu­gar a du­das, su fo­co de aten­ción ac­tual. En su “nue­vo des­per­tar” no hay es­pa­cio pa­ra la fa­rán­du­la, so­lo pa­ra ella, su es­po­so y sus do­nes ar­tís­ti­cos y so­cia­les.

¿Cuán­do la vol­ve­re­mos a ver en P te­le­vi­sión? R No sé, pe­ro cla­ro que me vol­ve­rán a ver. Es­te es un ta­len­to que me man­tie­ne en cons­tan­te cre­ci­mien­to, apren­dien­do de mis per­so­na­jes, esos que me to­ca en­car­nar y que tie­nen su

pro­pia his­to­ria. Me en­cuen­tro es­tu­dian­do, por­que así como un día ob­tu­ve el tí­tu­lo de co­mu­ni­ca­do­ra so­cial, de­seo te­ner el tí­tu­lo de ac­triz pro­fe­sio­nal. Es­ta ca­rre­ra no es fá­cil, hay que se­guir pre­pa­rán­do­se emo­cio­nal, fí­si­ca y es­pi­ri­tual­men­te, ya que al igual que mu­chas ca­rre­ras es­tá lle­na de al­ti­ba­jos.

Es­tu­vo a pun­to de par­ti­ci­par P en un nue­vo pro­yec­to que pron­to sal­drá al ai­re, ¿qué pa­só con eso? R Sí, ya ha­bía fir­ma­do con­tra­to, pe­ro a fi­na­les del año pa­sa­do, de­bi­do a con­flic­tos de in­te­rés con otra pro­duc­to­ra con la cual me en­con­tra­ba gra­ban­do, no se pu­do lle­gar a un acuer­do. (Pa­ra el nue­vo pro­yec­to) me exi­gían que aban­do­na­ra la pro­duc­ción en la que es­ta­ba y es­ta, a su vez, no qui­so co­la­bo­rar­me con los ho­ra­rios. Lue­go tam­bién me en­te­ré que uno de los di­rec­to­res te­nía un ne­go­cio con otra ac­triz e iba a ga­nar su co­mi­sión con ella.

Como de­ci­mos co­lo­quial­men­te, P le hi­cie­ron la ‘ros­ca’...

Exac­to, fue una de­silu­sión, pe­ro es­to R me em­pu­jó a acep­tar las co­sas como ven­gan. To­do pa­sa por al­go. Yo siem­pre le he sa­ca­do el cuer­po a la mú­si­ca por la te­le­vi­sión, pe­ro es ho­ra de sa­car mi pro­yec­to, que ya es­tá lis­to y so­lo es­ta­ba es­pe­ran­do a que yo me de­ci­die­ra.

¿Qué vie­ne de Ma­rian­ne en esa P fa­ce­ta mu­si­cal?

En tres me­ses sal­go con to­da con el R ál­bum Bem­ba co­lo­rá, una ex­plo­sión de Ca­ri­be, amor y mu­cha li­ber­tad. Por aho­ra, quie­ro apro­ve­char es­te mo­men­to pa­ra in­vi­tar­los a que en­tren a mi pá­gi­na en Sound­cloud, que la con­si­guen como ‘Ma­rian­ne y su His­to­ria’. Ahí en­con­tra­rán un dis­co que fue una ofren­da pa­ra Dios, otro que hice en el 2011 y que fue la ban­da so­no­ra de la no­ve­la Amor de Car­na­val, la can­ción No aguan­to más, ele­gi­da por RCN pa­ra la cam­pa­ña de no al mal­tra­to de la mu­jer, y, por su­pues­to, no pue­de fal­tar el dis­co Sin mo­ti­vo, con el cual hice mi pri­mer lan­za­mien­to en el 2006 y del que aún ten­go her­mo­sos re­cuer­dos en el tea­tro Ami­ra de la Rosa, jun­to a todos los que me apo­ya­ron. P Es ac­triz, can­tan­te, mo­de­lo... ¿Tam­bién desea ser mamá?

¡Por su­pues­to! Ape­nas sal­ga el dis­co, R vie­ne la ta­rea de ser mamá. Ne­ce­si­ta­mos re­pro­du­cir­nos (ri­sas), nues­tro amor es tan gran­de y pu­ro que tie­ne que se­guir cre­cien­do, lo an­he­lo con to­das las fuer­zas de mi al­ma, re­ci­bir esa ale­gría y ha­cer de mi es­po­so (Gre­gory Scha­ller) el hom­bre aún más fe­liz del mundo (...) Ya estamos pre­pa­ran­do to­do y, de he­cho, como aca­ba­mos de com­prar, estamos di­se­ñan­do todos los es­pa­cios de nues­tros sue­ños que vamos a co­men­zar a cons­truir y ahí es­tá el cuar­to en los pla­nos, has­ta nom­bres les te­ne­mos (ri­sas). GC

SO­BRE SU VI­DA EN PA­RE­JA... “Se­gui­mos dis­fru­tan­do nues­tra com­pli­ci­dad, amor, tra­ba­jo, via­jes e in­ti­mi­dad”.

SO­BRE SU ES­PI­RI­TUA­LI­DAD... “Hoy es­toy des­co­nec­tan­do mi ce­re­bro y co­nec­tán­do­me más con el co­ra­zón”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.