Ca­mi­lo Rodríguez Mú­si­co y pro­duc­tor

Es­te mú­si­co, pro­duc­tor e in­ge­nie­ro de so­ni­do com­po­ne pie­zas mu­si­ca­les pa­ra ‘shows’ de TV en Es­ta­dos Uni­dos. Creó su com­pa­ñía y tam­bién tra­ba­ja con ar­tis­tas.

Gente Caribe - - Índice - TEX­TO Ale­jan­dro Ro­sa­les Man­ti­lla Twit­ter: @ale­jo­ro­sa­lesm FOTOS Archivo par­ti­cu­lar

Se­gu­ra­men­te us­ted le ha pres­ta­do aten­ción a las no­tas mu­si­ca­les que acom­pa­ñan un pro­gra­ma de te­le­vi­sión o una pe­lí­cu­la. Los es­pe­cia­lis­tas la lla­man “mú­si­ca in­ci­den­tal”. Ca­mi­lo Rodríguez se de­di­ca a com­po­ner­la y pro­du­cir­la en Es­ta­dos Uni­dos, la ‘gran car­pa’ del en­tre­te­ni­mien­to a ni­vel mun­dial.

Es de Ba­rran­qui­lla, se gra­duó en el Karl C. Pa­rrish y tie­ne 29 años. En la ac­tua­li­dad re­si­de en Mia­mi, pe­ro an­tes de la Ca­pi­tal del Sol vi­vió en Bos­ton, el po­lo opues­to del país del tío Sam.

Den­tro de sus lo­gros es­tá, na­da más y na­da me­nos, el de fun­dar la com­pa­ñía Bash Mu­sic & Sound, que pro­vee es­te ti­po de con­te­ni­dos.

“Es­ta­mos ha­cien­do mú­si­ca pa­ra dos te­le- shows en Bravo TV, que son Van­der­pump Ru­les y Real Hou­se­wi­ves of Oran­ge County. No­so­tros (se re­fie­re a sus so­cios Ale­jan­dra Ji­mé­nez y Luis Ga­lia­na) so­mos pro­vee­do­res de la mú­si­ca in­ci­den­tal que pa­sa du­ran­te el show”, cuen­ta Rodríguez.

Muy cer­cano al ar­te que le apa­sio­na, co­mo in­ge­nie­ro de so­ni­do y pro­duc­tor, tam­bién tra­ba­ja en pro­yec­tos mu­si­ca­les con ar­tis­tas co­mo Bea­triz Luen­go, Cris­tian Cas­tro y Je­sús Na­va­rro,

LO QUE ÉL ES­CU­CHA... “Mi gus­to es muy va­ria­do, pa­ra mí so­lo hay dos es­ti­los de mú­si­ca, la bue­na y la ma­la”.

SU COM­PA­ÑÍA HE­CHA REALI­DAD... “Im­po­si­bles no exis­ten, hay que pre­pa­rar­se, si man­das mú­si­ca ma­la na­die te va a lla­mar”.

del gru­po me­xi­cano Reik.

“Con ellos hi­ce la gra­ba­ción de vo­ces pa­ra el pró­xi­mo dis­co de Cris­tian Cas­tro, que se lla­ma Di­cen y sa­le an­tes de que se aca­be es­te año”, re­ve­la.

Pe­ro, ¿có­mo lle­gó es­te ba­rran­qui­lle­ro a so­bre­pa­sar la me­ta de fun­dar su pro­pia com­pa­ñía en Es­ta­dos Uni­dos?

Martínez con­tes­ta di­cien­do que, pri­me­ro que to­do, “no hay me­ta im­po­si­ble”; sin em­bar­go, re­cal­ca que el es­tu­dio y la pre­pa­ra­ción es fun­da­men­tal.

Hay que acla­rar que unos 10 años atrás es­te ba­rran­qui­lle­ro co­men­zó es­tu­dian­do In­ge­nie­ría de So­ni­do en la uni­ver­si­dad Ja­ve­ria­na. Ahí so­lo du­ró un año por­que re­ci­bió una be­ca en Beer­klee Co­lle­ge of Mu­sic, de Bos­ton, don­de ob­tu­vo una li­cen­cia­tu­ra en Mú­si­ca, Pro­duc­ción e In­ge­nie­ría. Se gra­duó con ho­no­res. Des­pués re­tor­nó a Co­lom­bia y tra­ba­jó por un año con la re­co­no­ci­da fir­ma de pu­bli­ci­dad, Au­dio 85. Allí es­cri­bió y pro­du­jo co­mer­cia­les pa­ra em­pre­sas co­mo Re­nault y Ze­nú, en­tre otras mar­cas. Lue­go re­gre­só a Es­ta­dos Uni­dos, es­ta vez a Mia­mi, des­pués de re­ci­bir una be­ca pa­ra una Maes­tría en Mu­sic in Me­dia Wri­ting and Pro­duc­tion (Mú­si­ca pa­ra Me­dios) en la Frost School of Mu­sic, ads­cri­ta a la Uni­ver­si­dad de Mia­mi. Al fi­nal re­ci­bió su di­plo­ma con ho­no­res.

Du­ran­te ese pe­ri­plo, en Mia­mi, co­no­ció a Ale­jan­dra Ji­mé­nez (una de sus ac­tua­les so­cias) y ella le pre­sen­tó a Yo­tuel Ro­me­ro del gru­po Oris­has. Con él co­men­zó a to­car la gui­ta­rra pa­ra su sen­ci­llo Suer­te, que sa­lió en 2014.

“¿Có­mo lle­gar a te­ner tu pro­pia com­pa­ñía? La suer­te que tu­ve es que al es­tar acá tan­to tiem­po y es­tu­diar en­ten­dí mu­cho de las le­yes y có­mo fun­cio­na el te­ma de los im­pues­tos pa­ra po­der abrir­la. Tam­bién hay que te­ner la su­fi­cien­te vi­si­bi­li­dad en pren­sa pa­ra po­der sa­car la vi­sa de ar­tis­ta, con ese do­cu­men­to te dan tres años pa­ra tra­ba­jar, des­pués vie­ne el pro­ce­so de la re­si­den­cia. Im­po­si­bles no hay, si man­das mú­si­ca ma­la na­die te va a lla­mar”, afir­ma.

LA BA­RRE­RA QUE DE­BE ROM­PER. Co­mo co­lom­biano y la­tino, Ca­mi­lo Rodríguez afir­ma que nun­ca se ha sen­ti­do dis­cri­mi­na­do. Lo úni­co, re­sal­ta, es que lo en­ca­si­llan co­mo un mú­si­co que so­lo com­po­ne mú­si­ca la­ti­na. “Lo que em­pe­za­mos a ha­cer en Bash Mu­sic & Sound es de­mos­trar que te­ne­mos una li­bre­ría con to­do ti­po de gé­ne­ros”, ex­pre­sa, con la con­vic­ción de que la bue­na mú­si­ca lo se­gui­rá im­pul­san­do. GC

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.