APREN­DA A TO­MAR CUR­VAS EN CA­RRE­TE­RA

Mi Nave - - PITS -

Las cur­vas es­tán cla­si­fi­ca­das se­gún lo abier­to o ce­rra­do de su tra­yec­to­ria. Es­tas con­di­cio­nes ha­cen que al to­mar­las sea más o me­nos com­ple­jo y re­quie­ren de un ti­po de ma­ne­jo ade­cua­do.

Mi Na­ve jun­to a los ex­per­tos del cen­tro de ex­pe­ri­men­ta­ción y se­gu­ri­dad vial les com­par­te es­ta prác­ti­ca guía pa­ra ma­ne­jar per­fec­ta­men­te el te­ma de las cur­vas en ca­rre­te­ra.

Al to­mar una cur­va se dis­tin­guen dos ins­tan­tes que de­fi­nen el com­por­ta­mien­to del vehícu­lo “el an­tes y el du­ran­te”. An­tes de to­mar la cur­va, hay que te­ner en cuen­ta al­gu­nas me­di­das pre­ven­ti­vas: lo pri­me­ro es to­mar el vo­lan­te con las dos ma­nos, en la po­si­ción 10 y 10, pa­ra evi­tar per­der el con­trol so­bre el rum­bo del vehícu­lo; se­gun­do, se de­be dis­mi­nuir la ve­lo­ci­dad -sea fre­nan­do por un ins­tan­te o re­ba­jan­do la mar­cha de la ca­ja de ve­lo­ci­da­des.

Una vez se in­gre­sa a la cur­va, lo pri­mor­dial es man­te­ner el vehícu­lo al in­te­rior del ca­rril co­rres­pon­dien­te y no apli­car los fre­nos pues -por la fuer­za cen­trí­fu­ga­po­dría pro­vo­car un des­con­trol en el vehícu­lo y cau­sar un ac­ci­den­te.

Una vez se acer­que al fi­nal de la cur­va, au­men­te la ve­lo­ci­dad de mar­cha opri­mien­do el ace­le­ra­dor pa­ra que el vehícu­lo des­cri­ba la cur­va de una ma­ne­ra más es­ta­ble y pre­ci­sa.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.