JOHN CA­RROLL LYNCH SE LE MIDIÓ A DI­RI­GIR CON LUCKY

El ac­tor se pro­bó co­mo di­rec­tor en es­ta acla­ma­da cin­ta, pro­ta­go­ni­za­da por Harry Dean Stan­ton. PUBLIMETRO ha­bló con Ca­rroll so­bre es­ta nue­va fa­ce­ta de su ca­rre­ra y el tra­ba­jo de­trás de Lucky

Publimetro Barranquilla - - PORTADA - LAU­RA LÓ­PEZ

Un an­ciano de 90 años lla­ma­do Lucky (Harry Dean Stan­ton), una tor­tu­ga y un cac­tus. Así son los per­so­na­jes so­bre los que gi­ra la his­to­ria di­ri­gi­da por el ac­tor (y aho­ra di­rec­tor) John Ca­rroll Lynch. En un de­sér­ti­co pue­blo de Es­ta­dos Uni­dos, Lucky se pa­sea en­tre el hu­mor y el exis­ten­cia­lis­mo cuan­do uno de sus me­jo­res ami­gos en­tra en una cri­sis emo­cio­nal. Sien­do ateo, Lucky ha­bla de es­pi­ri­tua­li­dad mien­tras mues­tra otra ca­ra de la ve­jez; vi­ve la so­le­dad, pe­ro no la pa­de­ce des­de el dra­ma, sino des­de la iro­nía. Es­ta cin­ta, ade­más, fue la úl­ti­ma que Stan­ton (Pa­ris, Te­xas, The God­fat­her II, Fear & Loat­hing in Las Ve­gas) hi­zo, pues fa­lle­ció el pa­sa­do 14 de ju­lio.

Lucky es una gran pe­lí­cu­la pa­ra mos­trar su vi­sión co­mo di­rec­tor, ¿de qué ma­ne­ra le fue­ron úti­les sus años en la ac­tua­ción pa­ra mol­dear­la?

Es­ta cin­ta re­cae mu­cho en los ac­to­res. No hay per­se­cu­cio­nes con ca­rros, etc. Yo he es­ta­do ac­tuan­do y apa­re­cien­do en es­ce­na por 40 años. Eso, cier­ta­men­te, fue im­por­tan­te. Pe­ro tam­bién sa­bía que ahí no po­día ter­mi­nar el

tra­ba­jo. La pe­lí­cu­la era am­bi­cio­sa a ni­vel vi­sual tam­bién, eso fue im­por­tan­te pa­ra mí. Yo sa­bía que una pe­lí­cu­la no se po­día ha­cer so­la­men­te con la in­ter­pre­ta­ción de los ac­to­res. El me­dio es vi­sual, ob­via­men­te. Tim Suhrs­tedt, nues­tro di­rec­tor de fo­to­gra­fía, fue un gran alia­do. Él y yo con­ce­bi­mos to­do el plan, pe­ro él tam­bién ope­ró la cá­ma­ra, fue in­creí­ble.

Es­ta fue la úl­ti­ma pe­lí­cu­la de Harry Dean, y al­gu­nos di­cen que re­su­mió su pro­lí­fi­ca ca­rre­ra, ¿qué nos pue­de de­cir des­de su pers­pec­ti­va de di­rec­tor?

Des­de un ini­cio, Lucky se con­ci­bió co­mo una car­ta de amor en la que vi­vía su pers­pec­ti­va y su for­ma de ver el mun­do, tal y co­mo la in­ter­pre­ta­ron los es­cri­to­res Lo­gan Sparks y Dra­go Su­mon­ja. Cier­ta­men­te tie­ne los ele­men­tos de otras pe­lí­cu­las de su ca­rre­ra, pe­ro era im­por­tan­te pa­ra to­dos, en es­pe­cial pa­ra mí, que la pe­lí­cu­la se sos­tu­vie­ra por sí so­la y por sus pro­pios mé­ri­tos, in­clu­so si nun­ca ha­bías es­cu­cha­do de Harry. De otra for­ma, ha­bría si­do una pie­za ba­nal, ¡y Harry nun­ca era ba­nal!

En es­ta pe­lí­cu­la ve­mos par­tes e his­to­rias de la vi­da de Harry Dean, ¿cuál lo con­mo­vió par­ti­cu­lar­men­te?

La his­to­ria del sin­son­te (ave que canta) es el co­ra­zón de es­ta pro­duc­ción, la de ma­yor vul­ne­ra­bi­li­dad. La amo.

Des­de el si­len­cio has­ta las ran­che­ras, la mú­si­ca jue­ga un pa­pel es­pe­cial en es­ta cin­ta, ¿có­mo in­fluen­cia el so­ni­do al per­so­na­je de Lucky?

La vi­ta­li­dad de los ma­ria­chis, su­ma­da a su es­pí­ri­tu pro­pio de una mú­si­ca li­bre que po­dría des­ca­rri­lar­se en cual­quier mo­men­to, a mi for­ma de ver, cap­tu­ra la esen­cia de lo que es Lucky.

Pe­ro la mú­si­ca en la pe­lí­cu­la, tal co­mo lo men­cio­nas, es­tá en el si­len­cio abier­to del de­sier­to. Es un pe­que­ño oa­sis de so­ni­do.

Du­ran­te to­da la pe­lí­cu­la ve­mos el atardecer, ¿po­dría­mos de­cir que es una ima­gen que fun­cio­na co­mo me­tá­fo­ra so­bre lo inevi­ta­ble que es la muer­te?

Tam­bién ve­mos el ama­ne­cer, y sí, am­bas co­sas son cier­tas.

En es­ta cin­ta es­tá Da­vid Lynch en el pa­pel de Ho­ward, pe­ro aho­ra él es el di­ri­gi­do, ¿có­mo fue esa ex­pe­rien­cia?

Su res­pe­to y to­tal pro­fe­sio­na­lis­mo fue­ron evi­den­tes. Me fas­ci­nó. Ade­más, su ‘Ho­ward’ es en­can­ta­dor. No po­dría­mos ha­ber pe­di­do una ac­tua­ción más im­pac­tan­te.

¿Cuál fue su pri­mer pen­sa­mien­to cuan­do vio el pri­mer cor­te de Lucky ter­mi­na­do?

Pen­sé que lo ha­bía arrui­na­do. To­dos los di­rec­to­res que co­noz­co sien­ten lo mis­mo cuan­do ven ese pri­mer cor­te ter­mi­na­do. Pe­ro tam­bién su­pe que te­nía que sa­car al­gu­nas co­sas, y esas co­sas que no que­da­ron en el cor­te fi­nal ayu­da­ron bas­tan­te. En ca­da cor­te nue­vo vi me­jo­rías, bueno, en ca­si ca­da cor­te.

Lucky ha re­ci­bi­do mu­chas crí­ti­cas po­si­ti­vas, ¿se ima­gi­na­ba que se­ría así?

Es­toy agra­de­ci­do por ello. No sa­bía qué es­pe­rar. Creo que to­da­vía no me he he­cho a la idea de to­do lo que sig­ni­fi­ca. Sé que ten­go mu­cho por apren­der, así que voy por la

si­guien­te.

¿Qué si­gue pa­ra us­ted en tér­mi­nos de di­rec­ción?

Es­toy mi­ran­do op­cio­nes aho­ra. Eso es emo­cio­nan­te y des­alen­ta­dor a la vez. El com­pro­mi­so es muy gran­de. Al­go de lo que es­toy se­gu­ro es de que ten­go que arries­gar, ne­ce­si­to es­tar un po­co asus­ta­do.

Us­ted tam­bién es co­no­ci­do por pa­pe­les en te­le­vi­sión co­mo Far­go y Ame­ri­can Ho­rror Story, ¿le gus­ta­ría di­ri­gir una se­rie de te­le­vi­sión?

Sí. No es­toy se­gu­ro de có­mo en­trar en ese ne­go­cio, pe­ro la te­le­vi­sión te pi­de que te mue­vas se­gún tu in­tui­ción y que co­pies las de­ci­sio­nes de otros di­rec­to­res sin de­jar de traer tu pro­pia voz a la mez­cla. Me pa­re­ce­ría gran­dio­so in­ten­tar­lo.

“Era im­por­tan­te que la pe­lí­cu­la se sos­tu­vie­ra so­la, in­clu­so si nun­ca ha­bías es­cu­cha­do de Harry. De otra for­ma, ha­bría si­do una pie­za ba­nal, ¡y Harry nun­ca era ba­nal!” John Ca­rroll Lynch, di­rec­tor de Lucky

|CORTESÍA

Harry Dean Stan­ton, co­mo Lucky.

IMA­GES

John Ca­rroll LYNCH.|GETTY

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.