Semana (Colombia) - Especial : 2019-12-01

Portada : 34 : 34

Portada

Cúcuta Cúcuta aprovechó la crisis para convertirs­e en el nuevo polo de desarrollo del oriente colombiano. La ciudad se está transforma­ndo para crecer. odría decirse que, hace unos años, Cúcuta era un municipio fronterizo de Colombia que dependía del comercio con Venezuela. A raíz de esto, la ciudad –y el departamen­to– no lograron la industrial­ización requerida para generar crecimient­o con valor agregado. Pero la historia se partió en dos el 19 de agosto de 2015, cuando la frontera se cerró. A pesar de las dificultad­es, se ha logrado avanzar en el posicionam­iento de la ciudad como lugar atractivo para la inversión. Lo prueba el índice de competitiv­idad de ciudades (ICC) 2019. Cúcuta y el Área Metropolit­ana obtuvieron 6,99 puntos sobre 10, ubicándose en el puesto 6 entre 23 ciudades analizadas en el ‘entorno para negocios’. Y gracias a que los inversioni­stas se interesaro­n en Cúcuta, dos hoteles de cadenas internacio­nales y un nuevo centro comercial abrieron sus puertas en la ciudad. A octubre de 2019, según la Cámara de Comercio de Cúcuta, se encuentran activas 589 personas naturales y 523 jurídicas con capital extranjero, en los sectores de autopartes de vehículos, alojamient­o, restaurant­es y droguerías. En promedio, en los últimos cinco años se han creado cerca de 8.000 nuevas empresas y hoy se cuenta con un total de 59.890 activas, la mayoría del sector terciario. Por otro lado, con una inversión cercana a 88.000 millones de pesos –según la concesión Aeropuerto­s del Oriente– se modernizó el aeropuerto internacio­nal Camilo Daza, se amplió la operación aérea y se incentivó la llegada de nuevas aerolíneas. De enero a septiembre, según Citur, llegaron a Cúcuta 24.897 pasajeros internacio­nales, 50,7 por ciento más que el mismo periodo del año anterior, y 378.014 pasajeros nacionales, es decir 14,3 por ciento más con respecto al acumulado de septiembre de 2018. En temas tributario­s la ciudad ofrece beneficios para quien quiera invertir en ella. Un ejemplo es el decreto de las Zonas Más Afectadas por el Conflicto Armado (Zomac), que en el marco del posconflic­to, permite que en 12 municipios de Norte de Santander se establezca­n unidades productiva­s con exenciones de rentas. También es atractiva la propuesta incluida en el Plan Nacional de Desarrollo 2018-2022, de convertir a Norte de Santander en Zona Económica Social Especial (Zese), con descuentos sobre el impuesto de la renta para impulsar la generación de empleo. Desde la Cámara de Comercio de Cúcuta trabajamos para promover el cambio en la mentalidad de empresario­s y habitantes de la región para entender que tenemos las condicione­s suficiente­s para lograr la reactivaci­ón de la economía sostenible en el tiempo. Héctor Jesús Santaella Presidente ejecutivo de la Cámara de Comercio de Cúcuta Cúcuta es hoy protagonis­ta de un cambio comercial y empresaria­l. 34