Enamo­ra­da de Osa

La­na Wed­mo­re, pro­pie­ta­ria de Lu­na Lod­ge

Apetito - - Portada -

Lle­gar al Ho­tel Lu­na Lod­ge re­pre­sen­ta un via­je de apro­xi­ma­da­men­te ocho ho­ras des­de San Jo­sé, ubi­ca­do en el bor­de del Par­que Na­cio­nal Cor­co­va­do es­te lu­gar es un pa­raí­so que va­le la pe­na co­no­cer, no so­lo por su be­lle­za natural, sino por ser un ejem­plo cla­ro de ne­go­cio sos­te­ni­ble y ami­ga­ble con el am­bien­te.

La­na Wed­mo­re su pro­pie­ta­ria es ori­gi­na­ria de Co­lo­ra­do, Es­ta­dos Uni­dos y tie­ne 37 años de vi­vir en Cos­ta Ri­ca, de los cua­les ha pa­sa­do más de 27 en la Pe­nín­su­la de Osa, un lu­gar que la enamo­ró des­de el pri­mer mo­men­to y don­de de­ci­dió ha­cer reali­dad su sue­ño de te­ner un ho­tel.

Los sue­ños son al­can­za­bles siem­pre que ha­ya ac­ti­tud y tra­ba­jo du­ro, sin em­bar­go, pa­ra los ho­te­le­ros de Osa, la si­tua­ción es aún más com­ple­ja y exi­gen­te, pues en es­ta zo­na las tem­po­ra­das son muy mar­ca­das y es­to re­pre­sen­ta que hay épo­cas don­de hay mu­chos vi­si­tan­tes y otras don­de li­te­ral no lle­ga nadie.

En Osa los co­la­bo­ra­do­res de los ho­te­les se de­di­can al tu­ris­mo en tem­po­ra­da al­ta y en cuan­to ba­ja la afluen­cia de tu­ris­tas bus­can otras ac­ti­vi­da­des pa­ra po­der so­bre­vi­vir. Por ejem­plo, uno de los tra­ba­ja­do­res de Lu­na Lod­ge se de­di­ca a sem­brar pro­duc­tos en su fin­ca en tem­po­ra­da ba­ja pa­ra lue­go ven­der­los a los ho­te­les.

De acuer­do con La­na, ge­ne­rar con­cien­cia en los ve­ci­nos y em­pre­sa­rios de la zo­na es un tra­ba­jo cons­tan­te pa­ra lo­grar su­pe­rar la épo­ca de va­cas fla­cas. Lu­na Lod­ge, por su par­te, cie­rra des­de el 1 de oc­tu­bre y vuel­ve a abrir sus puer­tas has­ta el 20 de no­viem­bre.

“Es­te pe­rio­do es de mu­chas llu­vias y el ac­ce­so al Ho­tel se ve com­pro­me- ti­do por eso ce­rra­mos. Yo fui presidenta de la Cá­ma­ra de Tu­ris­mo de la re­gión por tres años y tra­té de po­si­cio­nar la idea de que hay que guar­dar du­ran­te la tem­po­ra­da al­ta pa­ra te­ner pa­ra la ba­ja”, afir­mó Wed­mo­re.

Lo­grar un mí­ni­mo im­pac­to am­bien­tal es di­fí­cil pe­ro no im­po­si­ble

Lu­na Lod­ge es un ho­tel ca­ta­lo­ga­do co­mo “eco well­ness”, por lo cual, sus fuen­tes de ener­gía son re­no­va­bles, su­ma­do a es­to, es­tán com­ple­ta­men­te in­vo­lu­cra­dos en la con­ser­va­ción del bos­que llu­vio­so.

El Ho­tel cuen­ta con 18 es­pa­cios de hos­pe­da­je, di­vi­di­dos en tres ca­te­go­rías. Los hués­pe­des son cer­ca de 800 al año y son en su ma­yo­ría ex­tran­je­ros que bus­can vi­vir una ex­pe­rien­cia de bie­nes­tar en me­dio de na­tu­ra­le­za vir­gen, per­so­nas de más de 130 paí­ses han vi­si­ta­do el ho­tel a lo lar­go de los años.

Es­te ne­go­cio ami­ga­ble con el am­bien­te cuen­ta con un res­tau­ran­te den­tro de sus ins­ta­la­cio­nes, en el mis­mo se sir­ve un me­nú in­ter­na­cio­nal ba­sa­do en in­gre­dien­tes fres­cos y or­gá­ni­cos y con un toque de sabor cos­ta­rri­cen­se. “Te­ne­mos dos jar­di­nes or­gá­ni­cos y tra­ta­mos de con­su­mir al má­xi­mo pro­duc­tos lo­ca­les. Hay que acep­tar que aquí es di­fí­cil con­se­guir al­gu­nos pro­duc­tos e in­clu­so los cos­tos son más ele­va­dos, por eso in­no­va­mos desarro-

llan­do re­ce­tas pro­pias co­mo usar la ma­lan­ga pa­ra ha­cer chips”, co­men­tó la pro­pie­ta­ria.

La­na es ins­truc­to­ra de yo­ga y guía de baños de bos­que, ac­ti­vi­da­des re­la­cio­na­das con la ten­den­cia de tu­ris­mo de bie­nes­tar que ca­da vez to­ma más fuer­za en el país, ra­zón por la cual, ofre­ce es­tos ser­vi­cios en su ho­tel, que al es­tar in­mer­so en el bos­que ga­ran­ti­za una vi­ven­cia má­xi­ma de es­tas experienci­as.

Los re­ti­ros de yo­ga atraen gran can­ti­dad de tu­ris­tas a Lu­na Lod­ge, es­pe­cial­men­te de Es­ta­dos Uni­dos, Fran­cia y Ca­na­dá, los mis­mos du­ran apro­xi­ma­da­men­te una se­ma­na y re­pre­sen­tan uno de los prin­ci­pa­les atrac­ti­vos del lu­gar.

Pa­ra el 2019 La­na tie­ne agen­da­dos ya más de do­ce re­ti­ros de yo­ga, va­rios im­par­ti­dos por ella. Asi­mis­mo, in­cur­sio­na­rá en otra área y co­mo novedad im­par­ti­rá el pró­xi­mo año un re­ti­ro de belly dan­ce. “Los re­ti­ros de yo­ga son experienci­as muy lin­das pa­ra el hués­ped y pa­ra no­so­tros, hay mu­cha co­ne­xión con la na­tu­ra­le­za, pues mu­chos de ellos vie­nen so­lo a eso y a co­no­cer Cor­co­va­do. Ade­más el yo­ga es una pa­sión en mi vi­da y lo que he apren­di­do prac­ti­cán­do­lo me ha per­mi­ti­do lle­gar has­ta don­de estoy”, afir­mó Wed­mo­re.

Pa­ra ce­rrar el 2018 es­ta em­pre­sa­ria se en­cuen­tra ge­ne­ran­do más sen­de­ros pa­ra rea­li­zar baños de bos­que y desa­rro­llan­do una nue­va huer­ta pa­ra sem­brar más pro­duc­tos den­tro del Ho­tel.

Los planes pa­ra el 2019 son pre­pa­rar me­jor las ins­ta­la­cio­nes y se­guir pro­mo­vien­do re­ti­ros pa­ra los tu­ris­tas. La prin­ci­pal he­rra­mien­ta de mer­ca­deo de Lu­na Lod­ge, acor­de con su pro­pie­ta­ria es el “bo­ca a bo­ca”, que ha ge­ne­ra­do que ten­ga una hués­ped que los ha vi­si­ta­do 44 ve­ces.

Lu­na Lod­ge

Te­lé­fono: + (506) 4070 0010

Por: Ar­leth Ba­di­lla Mo­ra­les

Pa­ra el 2019 La­na tie­ne agen­da­dos ya más de do­ce re­ti­ros de yo­ga, va­rios im­par­ti­dos por ella. Asi­mis­mo, in­cur­sio­na­rá en otra área y co­mo novedad im­par­ti­rá el pró­xi­mo año un re­ti­ro de belly dan­ce. La­na Wed­mo­re, pro­pie­ta­ria del Ho­tel Lu­na Lod­ge.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.