¡Ase­gu­re su in­ver­sión con RC In­mo­bi­lia­ria!

Desa­rro­lla­do­ra le ofre­ce un mo­de­lo de ren­ta­bi­li­dad pro­duc­ti­va

Espacios - - EDITORIAL -

En RC In­mo­bi­lia­ria tie­ne un pro­fun­do en­ten­di­mien­to de las ne­ce­si­da­des del mer­ca­do in­mo­bi­lia­rio en Cos­ta Ri­ca, que va des­de per­so­nas jó­ve­nes que bus­can su con­do­mi­nio pro­pio, has­ta in­ver­sio­nis­tas que desean con­tar con un ac­ti­vo en la ca­pi­tal. Es­ta in­mo­bi­lia­ria cuen­ta con la ca­pa­ci­dad de re­di­ri­gir sus exi­gen­cias y gus­tos a fa­ci­li­da­des y ame­ni­da­des pa­ra que su vi­da sea ple­na. Con su pa­sión por el tra­ba­jo que va más allá del di­ne­ro y del es­ta­tus, ha lo­gra­do des­cu­brir los as­pec­tos más im­por­tan­tes pa­ra el bie­nes­tar de sus re­si­den­tes. En el prin­ci­pio, co­men­zó por ser la em­pre­sa desa­rro­lla­do­ra más exi­to­sa a ni­vel na­cio­nal, en con­do­mi­nios ver­ti­ca­les de uso mix­to, pa­ra lue­go ha­cer los desa­rro­llos in­mo­bi­lia­rios sos­te­ni­bles más atrac­ti­vos ven­di­dos en la ciu­dad, por un pre­cio jus­to y fa­ci­li­da­des de com­pra. Pa­ra RC In­mo­bi­lia­ria ca­da pro­yec­to es una obra de ar­te que vie­ne a in­fluir po­si­ti­va­men­te en el es­ti­lo de vi­da de sus clien­tes, en bus­ca de cons­truir una co­mu­ni­dad con las mis­mas sa­tis­fac­cio­nes y en mu­tuo cre­ci­mien­to. La em­pre­sa adap­ta con cla­ri­dad ca­da uno de los aca­ba­dos de los con­do­mi­nios pa­ra lle­nar las ex­pec­ta­ti­vas del clien­te, pe­ro so­bre to­do de­di­ca mu­cho tra­ba­jo y tiem­po en crear las áreas so­cia­les de los com­ple­jos, pen­san­do siem­pre en cum­plir y so­bre­pa­sar los ob­je­ti­vos y au­men­tar la con­fian­za de las per­so­nas que vi­vi­rán allí. Se man­tie­ne siem­pre en cons­tan­te evo­lu­ción y co­mu­ni­ca­ción in­te­li­gen­te con sus clien­tes pa­ra bus­car el ma­yor be­ne­fi­cio en la con­vi­ven­cia de los ve­ci­nos den­tro de sus pro­yec­tos. RC In­mo­bi­lia­ria bus­ca ob­te­ner un pen­sa­mien­to co­lec­ti­vo y trans­for­ma la ma­ne­ra de com­prar en el país, lo cual es una ayu­da idó­nea pa­ra to­das las per­so­nas que desean in­ver­tir, pe­ro no cuen­tan con la pri­ma pa­ra com­prar de for­ma in­me­dia­ta y re­quie­ren ayu­da pa­ra el pro­ce­so de for­ma­li­za­ción. Por lo tan­to, es­ta desa­rro­lla­do­ra pro­po­ne aho­rrar mon­tos men­sua­les sin in­tere­ses has­ta com­ple­tar la pri­ma y brin­dar so­por­te con un de­par­ta­men­to de ser­vi­cio al propietario pa­ra fa­ci­li­tar­le el pro­ce­so ban­ca­rio. Ade­más, si al tiem­po, los clien­tes desean al­qui­lar su pro­pie­dad, RC In­mo­bi­lia­ria, por me­dio de la em­pre­sa Si­tios pa­ra Vi­vir, brin­da el be­ne­fi­cio de en­car­gar­se de to­do el pro­ce­so de ren­ta pa­ra apor­tar re­torno de in­ver­sión, con al­qui­le­res a lar­go pla­zo. Es­ta em­pre­sa ha ana­li­za­do to­dos los es­ce­na­rios y ha desa­rro­lla­do una pla­ta­for­ma de tra­ba­jo muy exi­to­sa que es­tá re­vo­lu­cio­nan­do el mer­ca­do y que acom­pa­ña a to­dos los clien­tes en los dis­tin­tos pro­ce­sos con su pro­pie­dad. ¡No lo pien­se más! RC In­mo­bi­lia­ria cuen­ta con más de 20 años de ex­pe­rien­cia tan­to a ni­vel na­cio­nal co­mo in­ter­na­cio­nal. Acér­que­se a sus sa­las de ven­tas ubi­ca­das en la ca­pi­tal. Una se en­cuen­tra fren­te a la Clí­ni­ca Clo­ri­to Pi­ca­do en Ti­bás abier­ta to­dos los días de la se­ma­na de 9 a.m. a 6 p.m. La se­gun­da sa­la es­tá en la pla­za co­mer­cial Bam­bú Eco Pla­za en San Se­bas­tián so­bre Cir­cun­va­la­ción Sur.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.